Grupo Vichy Catalán

De Wikipedia, la enciclopedia libre
(Redirigido desde «Grupo Vichy Catalan»)
Saltar a: navegación, búsqueda

El Grupo Vichy Catalán es una empresa española de embotellamiento y distribución de agua. Sus inicios se remontan al año 1890 cuando el Doctor Modest Furest y Roca descubrió las propiedades mineromedicinales de las aguas termales del manantial de Caldas de Malavella y compró los terrenos.

Historia[editar]

Fundación[editar]

Fundada y dirigida por el Doctor Furest nacido en Sant Pol de Mar un 20 de febrero de 1852 durante las primeras décadas.

Años después, su trabajo como médico en Gerona y en las localidades cercanas le llevaron a conocer las aguas de Caldes de Malavella. En 1880 y 1881 acabó comprando los terrenos que incluían los manantiales de agua termal de Vichy Catalán y los terrenos adyacentes, con el objetivo de aprovechar sus aguas termales y convertirlo en un balneario. Las aguas fueron declaradas de utilidad pública el 5 de marzo de 1883. A partir de entonces, el Dr. Furest centró sus esfuerzos en dar a conocer las grandes propiedades de su agua recorriendo las principales exposiciones nacionales e internacionales, donde consiguió diversos galardones y reconocimientos.

Vichy Catalán se convirtió en marca registrada en 1890 y pronto se inauguró la planta de embotellado. Cuando los trámites legales para la comercialización del agua Vichy Catalán estuvieron resueltos, comenzó a construirse el balneario, cuyo proyecto fue encargado al maestro de obras Francesc Salvat. El 12 de junio de 1898 se inauguró la primera sección del balneario.

1900[editar]

La inversión económica que requería la construcción de este obligó al Dr. Furest a buscar nuevos socios que impulsaran el proyecto. Así consiguió la ayuda de Bonaventura Blay y Milá, Josep Ferrer y Torralbas, Josep Serradell y Amich y Josep Vias Camps que se unieron al Dr. Furest i Roca para fundar conjuntamente la Sociedad Anónima Vichy Catalán, el 16 de junio de 1900. La razón social se estableció en Barcelona, en la Rambla de las Flores número 18. Y un año después se incorporaría al proyecto el señor Antoni Serra y Ferret. Una de las primeras acciones que promovió esta nueva sociedad fue la ampliación del balneario realizada por el arquitecto Gaietà Buigas y Monravà, continuada a partir de 1901, por el arquitecto Manuel Almeda que terminó la obra en 1904. Un año después se vio la necesidad de crear una nueva planta embotelladora debido a la alta demanda y la maquinaria obsoleta.

1930[editar]

Hasta 1936 se produjo un gran crecimiento de la producción y distribución del agua Vichy Catalán, ayudado en parte por el prestigio adquirido por el balneario. Con el estallido de la guerra civil la Sociedad Anónima Vichy Catalán quedó incautada y el balneario se convirtió en hospital militar, con lo que se frenó el crecimiento de la marca. Una vez acabado el conflicto civil, los años cuarenta fueron unos años de recuperación y reajustes en la empresa. Trasladaron la razón social a la calle Roger de Llúria, 126, de Barcelona. Y no fue hasta la década de los cincuenta cuando la marca Vichy Catalán se consolidó como puntera en el mercado de las aguas embotelladas. Ayudada por la inauguración de “la novísima”, un tren automático para lavar, llenar, tapar y etiquetar, que significó el primer paso en la automatización industrial.

1970[editar]

Durante los años sesenta la marca siguió creciendo tanto en producción como en ventas. Se consolidó como empresa líder del mercado lo que provocó que en la década de los ochenta se iniciase una política de expansión y se comprasen otras empresas de aguas minerales naturales. A la vez el Balneario también siguió creciendo con el relanzamiento de los servicios que más fama le habían dado justo en un momento en que la sociedad prestaba especial atención en mejorar la calidad de vida.

1990[editar]

Años después, concretamente en 1990, se creó el grupo Vichy Catalán formado por las empresas S.A. Vichy Catalán y Malavella S.A., ubicadas en Caldas de Malavella (Gerona); Agua Las Creus S.A. de Massanet de Cabrenys (Gerona) y Font del Regás, S.A. situada en el Parque Natural del Montseny, en Arbucias (Gerona) y Font d’or S.A., con su manantial en San Hilario Sacalm (Gerona). La expansión continuó a finales de 1994 cuando el grupo Vichy Catalán adquirió la empresa gallega Aguas de Mondáriz-Fuente del Val, S.A. y en 1999, la empresa siguió su diversificación entrando en el mercado de los zumos al comprar la empresa Jugos Canarios, que fabrica los zumos y néctares de fruta “Lambda”.

Con el paso de los años la preocupación de Vichy Catalán por dar un sentido social a su actividad se acrecienta. Puede verse la figura de la marca patrocinando acontecimientos culturales, cívico-sociales y deportivos. Incluso se posicionó como uno de los defensores y grandes difusores de la cultura del agua impulsando la fundación de la Cofradía Gastronómica del Agua, en 1995. 1992 se convirtió en uno de esos años especiales para el grupo ya que dos de sus aguas, Vichy Catalán y Font d’Or fueron elegidas como aguas oficiales de los XXV Juegos Olímpicos celebrados en Barcelona.

En 1996, la empresa de certificaciones internacionales Der Norske Veritas (DNV) concedió la ISO 9001 a Vichy Catalán. Esto certifica la mejor calidad con las máximas garantías de seguridad en todo el proceso de envasado, comercialización, distribución y diseño de los envases del agua Vichy Catalán. El 17 de febrero de 2003 consiguió la renovación del certificado de calidad ISO 9001 en base a la nueva revisión ISO 9001:2000. Normativa a la que también está sometido el Balneario del Grupo. En el 2004 el Hotel Balneario Vichy Catalán consiguió el certificado UNE EN ISO 9001:2000 en alojamiento y restauración, mediante la auditoría de la empresa Tüv, además de la Q de Calidad del Comité de certificaciones del Instituto para la Calidad Turística Española, ICTE.

Ya desde los inicios de la historia de Vichy Catalán sus propiedades beneficiosas para la salud han sido objeto de estudio. Diferentes investigaciones han demostrado sus efectos positivos sobre el organismo de una forma que hasta ahora se desconocía. Estas investigaciones han sido apoyadas por diversas revistas de importante prestigio internacional como la revista norteamericana “The journal of nutrition”, que en 2004 publicó un estudio dirigido por la doctora Pilar Vaquero, del Instituto de Nutrición y Bromatología del Centro Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), sobre los efectos cardiovasculares de Vichy Catalán. Además, el CSIC público los resultados de un nuevo estudio que confirmaba que el agua Vichy Catalán ayuda a reducir el colesterol LDL.

En los últimos años las inversiones realizadas por la marca se han incrementado. La renovación de la maquinaria de la planta de embotellado de Vichy Catalán en Caldas de Malavella (Gerona) llegó en 1999. Con esta renovación se pasa a fabricar botellas de vidrio reciclables con tapón de rosca y se modifica el diseño de las etiquetas. Actualmente se fabrican y venden botellas reutilizables y reciclables.

En 1998 se acordó la participación de Vichy Catalán en el PGA Golf Cataluña. Esto supuso una gran apuesta por el turismo. El contrato, firmado por el consejo de administración de la PGA Golf de Cataluña y Vichy Catalán, permitía a la marca edificar su propio hotel dentro del campo de golf. Así se construyó el hotel Meliá Golf Vichy Catalán de 4 estrellas superior y con 150 habitaciones. Este hotel está gestionado por la empresa hotelera Meliá y funciona dentro de los dos campos de golf de 18 hoyos de la PGA Golf de Cataluña. La P.G.A. Golf de Cataluña se encuentra entre los 10 mejores campos de golf de Europa.

2000[editar]

Entre 2001 y 2003 se volvió a invertir en el Hotel Balneario Vichy Catalán construyendo un nuevo edificio destinado a convenciones, banquetes y reuniones de empresa con una superficie útil de 2.700 m2.

Desde 2003 S.A. Vichy Catalán forma parte, como uno de los 60 miembros de pleno derecho, de la Asociación de Marcas Renombradas (AMRE), que junto con el Ministerio de Ciencia y Tecnología y el Instituto Español de Comercio Exterior (ICEX) forman el FMRE o “Foro de Marcas Renombradas Españolas”.

La labor de Vichy Catalán por el turismo fue pronto reconocida. Concretamente el 30 de septiembre de 2005, el Ministerio de Industria, Comercio y Turismo concedió la única placa de Oro al Mérito Turístico a Vichy Catalán como reconocimiento por su actuación estratégica a favor del sector turístico de España. Su majestad el rey Juan Carlos I fue el encargado de entregar esta placa al Consejero Delegado de S.A. Vichy Catalán, Joan B. Renart y Montalat, el 5 de octubre de 2005.

La mejora de la capacidad productiva y la seguridad de todo el proceso de envasado se produjo entre 2006 y 2007, con la instalación de nueva maquinaria en la planta de embotellado de Caldes de Malavella. Esto se debe a la política de calidad del Grupo Vichy Catalán que apuesta por la mejora continua de la tecnología para ofrecer las máximas garantías de calidad y seguridad al consumidor.

En diciembre de 2006 Vichy Catalán crea el primer Vichy Catalán Bar & Café en la zona comercial y de ocio más importante de Tokio (Japón).

En el año 2007, se celebraron diferentes homenajes a Vichy Catalán en conmemoración de su 125 aniversario. La FACYRE, Federación de Cocineros y Reposteros de España organizó uno de estos homenajes en reconocimiento a la trayectoria empresarial de la marca y su apoyo a la restauración. El acto se celebró el día 8 de octubre de 2007 en el Palacio de Congresos y Exposiciones de Madrid, donde asistieron un millar de personas y participaron 125 restaurantes de Madrid. Grandes personalidades del mundo de la gastronomía intervinieron en el acto como Salvador Gallego, José María Rubio, Luis Cepeda, Juan José Lapitz, Félix Artalejo y Sergi Arola. Y otros cocineros ofrecieron su adhesión como Juan Mari Arzak, Ferrán Adrià, Martín Berasategui, Koldo Royo y Santi Santamaría.

Otro de los homenajes por el 125 aniversario de la marca y su contribución a la cultura gastronómica del país, fue el celebrado por el Institut Catalá de la Cuina y los Gremios y Escuelas de Hostelería de Cataluña. Participaron importantes figuras de la cocina catalana como Joan Roca, Ferrán Adriá, Carme Ruscalleda, Mey Hoffmann y Xavier Mestres. Este homenaje tuvo lugar en la Sala Oval del Palacio Nacional de Cataluña, y consiguió reunir un millar de personas relacionadas con la hostelería y la restauración: más de 500 profesionales, 450 alumnos de las escuelas de hostelería de Cataluña, miembros de la Cofradía Gastronómica del Agua y diversas personalidades.

Un gran número de entidades se fueron sumando a la conmemoración del 125 aniversario en diferentes actos alrededor de todo el país. En diciembre de 2007 se celebró en San Sebastián el homenaje de la Cofradía Vasca de Gastronomía a Vichy Catalán, dentro de los actos de celebración de su XXXIII Capítulo. Un año después, en 2008, Vichy Catalán recibió el reconocimiento de la Asociación Catalana de Amigos del Agua, con la entrega de los premios del agua 2008 por sus 125 años de historia; También le fue otorgado el Gran Trofeo Percebe de Plata por parte de la Enxebre Xuntanza do Percebe durante la Gran Noche de Galicia en Barcelona. También la Federación Española de Hostelería se sumo a los homenajes y reconoció en Oviedo la dilatada trayectoria empresarial de Vichy Catalán. En la XXII edición del Salón Internacional del Club del Gourmet celebrado en Madrid, nombró a Vichy Catalán agua histórica de la gastronomía española. Incluso el Gremio de Panaderos de Barcelona reconoció públicamente los méritos de Vichy Catalán.

En 2008 Grupo Vichy Catalán entra en el mundo del fútbol con un acuerdo de exclusividad con el Fútbol Club Barcelona para realizar la distribución de sus aguas en todas las instalaciones del club y convertirse así en proveedor oficial.

El mismo año Vichy Catalán y Font d’Or fueron nombradas aguas históricas de la gastronomía española en la XXII edición del Salón Internacional del Club Gourmet y recibieron el reconocimiento de la FEHR por sus 125 años de historia.

En el año 2009 Vichy Catalán recibió el premio Internacionalización en un acto en el que La Patronal Fomento entregó los Premios Carles Ferrar Salat y las Medallas de Honor del Fomento 2009 en el marco de un acto del sector económico y empresarial de Cataluña y del resto del Estado. El deseo de internacionalización llevó a cabo una política de expansión que situó los productos del Grupo en diferentes mercados de todo el mundo. Lo que llevó a Vichy Catalán a conseguir este premio, que recibió el Consejero Delegado del Grupo, el Sr. Joan B. Renart Montalat, de la mano del Presidente de Fomento de Trabajo.

En 2010, Vichy Catalán gana uno de los premios de la VI edición de los Premios a la Excelencia Logística celebrados por la Fundación ICIL. Y en 2011, los profesionales de la hostelería, restauración, nutrición y coctelería premiaron la calidad del agua Font d’Or.

En el año 2012, Vichy Catalán sigue su proceso de evolución y presenta una nueva forma de comunicar la marca con un lenguaje más actual. Sus principales objetivos eran dos: dar visibilidad a la marca y acercarla a los consumidores más jóvenes. Para lograrlos, Vichy Catalán apostó por rejuvenecer la propia marca y cambiar su lenguaje tradicional por un lenguaje adaptado a los nuevos tiempos, mucho más moderno, joven y fresco.

Innovación[editar]

A finales de 2012, Vichy Catalán presentó el Vichy Catalán en lata, una novedad en el mercado nacional de aguas minerales. Su objetivo era muy claro: llegar donde su formato de siempre, el formato vidrio, no podía llegar y lograr de esta forma nuevas experiencias de consumo. Desde entonces el Vichy Catalán aumentó su espacio de consumo, pudiéndose verse a partir de este lanzamiento en todos los sitios y no sólo en bares y casas. Con el Vichy Catalán en lata, la marca se convierte en la única del país que envasa agua mineral carbónica en este formato.

Pero la innovación de Vichy Catalán no paró aquí. La preocupación de la marca por mejorar la experiencia de consumo del producto y su calidad, incorporó a su nueva lata una tapa de plástico. Esta tapa soluciona los problemas de higiene propios de las bebidas en lata protegiéndolas en todo el momento de la suciedad y las bacterias, y además, es 100% biodegradable, por lo que no daña al medio ambiente.

Conjuntamente al lanzamiento del nuevo Vichy Catalán en lata, la marca lanzó un nuevo producto hasta ahora único en el mercado: el Vichy Catalán limón. Un nuevo refresco elaborado a partir de agua mineral natural carbónica Vichy Catalán y aroma natural de limón. Esto lo posiciona en el mercado como un refresco más natural, refrescante y diferente. El Vichy Catalán limón no es una limonada, tiene un sabor muy especial. Es un refresco con personalidad propia, auténtico y diferente a todos los demás. Un producto que sale a la luz para responder a las necesidades y demandas de los consumidores más jóvenes.

Este lanzamiento supone el pistoletazo de salida a una nueva era en el segmento de los refrescos naturales. Durante los últimos años el Grupo Vichy Catalán ha investigado nuevos productos y sabores en consonancia con los gustos y necesidades de los nuevos consumidores. Investigaciones que han llevado a crear toda una nueva línea de nuevos productos que irá lanzando al mercado próximamente.

Productos[editar]

Vichy Catalán GENUINA: 1L, 500mL, 250mL y 330mL (en lata)

Vichy Catalán LEMON: 250mL y 330mL (en lata)

Vichy Catalán PLUS: Lima-limón 330 mL (lata), menta 330mL (en lata)

PREMIUM TONIC WATER by Vichy Catalán: 250 mL y 330mL (en lata)

ViñaCHY: Blanco, Rosado y Tinto 0,75 cL.

Referencias[editar]

Enlaces externos[editar]