Golpe de Estado en Panamá de 1931

De Wikipedia, la enciclopedia libre
(Redirigido desde «Golpe de estado en Panamá de 1931»)
Saltar a: navegación, búsqueda

El Golpe de Estado de 2 de enero de 1931 o La revolución de 2 de enero de 1931 fue el movimiento armado que tuvo lugar en la ciudad de Panamá, República de Panamá en la noche del 1 de enero de 1931 y el amanecer del día 2 de enero de 1931 cuando un grupo de jóvenes pertenecientes a la organización cívico-política Acción Comunal, inspirada en normas cívicas y en un sentimiento de patriotismo dieron un golpe de Estado en contra el gobierno del presidente constitucional de Panamá Florencio Harmodio Arosemena.

Antecedentes[editar]

El 1 de octubre de 1928 Florencio Harmodio Arosemena asumió la presidencia de la República de Panamá. Fue un continuador de la administración de Rodolfo Chiari (1924-1928) político e industrial liberal, que organizó un fuerte partido personalista de mucha influencia, que lo designó candidato oficialista para las elecciones presidenciales de 1928.

El expresidente pasó a ser el poder real detrás de la silla presidencial de Panamá, porque la mayoría del gabinete de Arosemena respondía a sus directrices y en muchas ocasiones decisiones políticas eran contrarias al sentir y pensar del presidente Arosemena.

Hombre de Trabajo y no político, subió al poder con el lema: Orden, trabajo y economía. A Arosemena le correspondió dirigir los destinos de la nación panameña en la época de la Gran Depresión y el Crac del 29 que lo obligó a tomar medidas y decisiones impopulares.

Gestión de gobierno del presidente Arosemena[editar]

De sus 27 meses de administración gubernamental se puede señalar que, a pesar de la crisis económica, realizó diversas obras de interés en el económico, social y fiscal, entre las que se destacan la ampliación de la Escuela de Artes y oficios, el impulso a la agricultura, la inauguración del ferrocarril de Chiriqui, la finalización de la construcción del estadio Nacional, el comienzo de la construcción del hospital José Domingo de Obaldia y la aprobación de la ley por la cual ninguna trabajadora embarazada o podía ser despedida y podía separarse de su empleo ocho semanas antes del parto y regresar ocho semanas después.

Política criolla y acusaciones de corrupción[editar]

Durante gran parte del siglo XX, la política criolla panameña estuvo enmarcada en el interés único y exclusivo de favorecer a una clase privilegiada que en función del poder político aseguraba sus intereses económicos. No existían programas del gobierno, ni principios ideológicos sino lemas de campaña con el supuesto interés de atender un problema popular.

Los actos de corrupción de los que se acusaban al gobierno de Arosemena en realidad correspondían a destacadas figuras del partido en el poder. Arosemena trató de mejorar la imagen del gobierno aunque la culpa recayó sobre él por la falta de carácter al actuar contra los corruptos.

Arosemena había continuado una práctica del gobierno de Porras de contratar a extranjeros para la administración pública nacional en contra y perjuicios de los profesionales panameños y había tomados medidas económicas difíciles debido a la crisis económica pero las denuncias de corrupción y la falta de respaldo político facilitaron el golpe de estado.

Acción Comunal[editar]

Los organizadores de esta revuelta fueron los jóvenes de "Acción comunal" una asociación de jóvenes profesionales, fundada el 19 de agosto de 1923 entre los que se destacaban Ramón E. Mora, Germán Gil Guardia, Víctor F. Goytia, Rubén D. Conte, Harmodio Arias, José Pezet y José Manuel Quirós. El 3 de septiembre en un comunicado al país declaraban a la ciudadanía su carácter nacionalista y en defensa de las instituciones nacionales.

2 de enero de 1931[editar]

Mientras la ciudad celebraba el arribo del año nuevo, en la madrugada del 2 de enero un grupo de jóvenes asaltaron a mano armada los cuarteles de policía, los cuales se rindieron y el palacio presidencial donde miembros de Acción Comunal se habían infiltrado en la fiesta de año nuevo y habían embriagado a parte de la guardia presidencial. Tomaron también el Palacio de las Garzas, sede de la Presidencia en Panamá, aunque allí tuvieron mayor resistencia.

Apresaron al presidente y exigieron la renuncia. Este renunció convencido de la inutilidad de su negativa nombrando antes secretario de Gobierno y Justicia a Harmodio Arias Madrid.

Estados Unidos[editar]

A pesar de tener el respaldo del artículo VII del tratado Hay-Bunau Varilla y de la Constitución Nacional que permitían la intervención armada de Estados Unidos, al pensar de algunos miembros de Acción Comunal que harían algo, no lo hicieron y exigieron una salida constitucional a la crisis que se hizo nombrando, a Ricardo J. Alfaro, primer designado por la Corte Suprema de Justicia, después de su llega al país.

Acción Comunal cuando dio el golpe tomó el control de la situación y protegió las compañías y bancos norteamericanos para evitar cualquier ataque violento contra estos comercios.

Consecuencias[editar]

Fue el primer levantamiento armado en la historia republicana de Panamá, revolución cruenta porque a pesar de su poca duración hubo algunos muertos y heridos. Con la entrada al poder de Ricardo J. Alfaro al gobierno interino, la unidad de Acción Comunal empezó a desmoronarse por las aspiraciones políticas y personales de algunos de su miembros y la falta de ideología y programas de gobierno facilitaron su división como se vio en la campaña electoral de 1932, cuando el grupo se partió en tres corrientes, una apoyando a Harmodio Arias, otra a Víctor Florencio Goytia y otra que se mantuvo neutral.

Referencias biblografica[editar]

  1. Historia de Panamá, Castillero Reyes, Ernesto J, 12 edición, Panama, Producciones ERLIZCA, 2003.
  2. Historia de Panamá, Fitzgerlad N, Luis I., Panama, Ediciones sibuaste 2010.