Gloomy Sunday

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Rezső Seress

«Gloomy Sunday» (titulada originariamente como «Szomorú Vasárnap») es una canción escrita por el pianista y compositor autodidacta húngaro Rezső Seress en 1933.

«Gloomy Sunday» («Domingo Sombrío») ha sido versionada por numerosos cantantes, aunque sería Billie Holiday, en 1941, quien la popularizaría (OKeh 6451). Según la leyenda urbana, esta canción ha inspirado centenares de suicidios. «Gloomy Sunday» fue conocida como «Hungarian suicide song» («la canción húngara del suicidio») en Estados Unidos; es cierto que su autor, Seress, se suicidó en 1968, pero algunos rumores acerca de la canción son infundados.[1]

Leyendas urbanas[editar]

Gloomy Sunday

«Gloomy Sunday with a hundred white flowers

I was waiting for you my dearest with a prayer

A Sunday morning, chasing after my dreams

The carriage of my sorrow returned to me without you

It is since then that my Sundays have been forever sad

Tears my only drink, the sorrow my bread...


Gloomy Sunday

This last Sunday, my darling please come to me

There'll be a priest, a coffin, a catafalque and a winding-sheet

There'll be flowers for you, flowers and a coffin

Under the blossoming trees it will be my last journey

My eyes will be open, so that I could see you for a last time

Don't be afraid of my eyes, I'm blessing you even in my death...

The last Sunday»

László Jávor, Traducción literal al inglés

Han surgido una gran cantidad de leyendas urbanas sobre la canción a lo largo de los años; la más conocida es aquella que afirma que la canción está vinculada a varios suicidios y que, por este motivo, diversas emisoras de radio han prohibido su emisión. Sin embargo, este alegato es incierto, aunque la BBC la prohibió durante décadas.[2]

En 1968, Rezső Seress, el compositor de la canción, se suicidó saltando de una ventana de su apartamento en Budapest. Su obituario en The New York Times menciona la notoria reputación de la canción:

Budapest, 13 de enero. Rezsoe Seress, cuya exitosa canción de estilo fúnebre, «Gloomy Sunday», fue culpada de haber desencadenado una ola de suicidios durante los años 30, ha puesto fin a su propia vida suicidándose, como se ha sabido hoy.

Las autoridades revelaron hoy que el Sr. Seress saltó de una ventana de su pequeño departamento el pasado domingo, poco tiempo después de su sexagésimo noveno cumpleaños.

La década de los años 30 estuvo marcada por una severa depresión económica y por la agitación que provocó la Segunda Guerra Mundial. La melancólica canción escrita por el Sr. Seress, con letra de su amigo Ladislas Javor, un poeta, declara en su clímax: «Mi corazón y yo hemos decidido terminarlo todo». Fue culpada de haber provocado un agudo incremento en el número de suicidios, y las autoridades húngaras la prohibieron finalmente. En Norteamérica, donde Paul Robeson introdujo una versión en inglés, algunas emisoras de radio y clubes nocturnos la vetaron.

El Sr. Seress se quejó de que el éxito de «Gloomy Sunday» en realidad había hecho aumentar su infelicidad, porque sabía que nunca sería capaz de componer otro éxito igual.
The New York Times, 13 de enero de 1968.[3]

En 1997, Billy Mackenzie, vocalista de la banda escocesa The Associates, se suicidó cerca de la casa de su padre en Dundee. Curiosamente, la banda había reinterpretado la versión de Holiday en 1982.

La explicación de la leyenda urbana aparece en un artículo atribuido a «D.P. MacDonald» titulado «Obertura a la Muerte»; el texto ha sido reproducido y difundido en multitud de páginas web. Según el sitio Phespirit, el artículo fue publicado originariamente por el sitio 'Justin and Angi' para popularizar su ya desaparecido «Gloomy Sunday Radio Show». La introducción del artículo reza:

Este mensaje fue enviado a nosotros por un visitante de nuestra página web. Hay alguna buena información histórica sobre la canción, mezclada con otra de más dudosa reputación. Los hechos comienzan a adquirir un sentimiento de cadena de e-mail satírico después de un rato, pero, por supuesto, a veces la verdad es realmente más extraña que la ficción. La historia se parece un poco a un segmento de Strange Universe! (Universo Extraño). Así que tomen esto con pinzas... El texto fue, supuestamente, citado del Cincinnati (sic) Journal of C...

En la cultura popular[editar]

Referencias[editar]

  1. Brooks, Michael. notes for Lady Day – the Complete Billie Holiday on Columbia, 1933–1944: «“Gloomy Sunday” llegó a América en 1936 y, gracias a una brillante campaña de marketing, se conoció como “The Hungarian Suicide Song”. Supuestamente, después de escucharla, los amantes no correspondidos eran hipnotizados y algo les invitaba a saltar por la ventana más cercana, del mismo modo que lo hacían los inversores el jueves negro; ambas historias son leyendas urbanas».
  2. Gloomy Sunday en Snopes.
  3. Scan del artículo sobre el suicidio de Seress. The New York Times, 14 de enero de 1968, página 84, Obituarios.