Gerásimo

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Gerásimo del Jordán (Γεράσιμος ὁ ἐν ᾿Ιορδάν (en griego), Abba Gerasimus, Gerasimos o Gerasim) fue un santo y monje cristiano del siglo V.

Biografía[editar]

Nacidos en la provincia de Licia en Cappadocia,[1] en la parte sur del Asia Menor en el seno de una familia opulenta.[2]

Gerásimo dejó a su familia y se hizo monje. Partió hacia la región de la Tebaida en el desierto egipcio, para volver a su natal Licia. Sobre la mitad del siglo V, San Gerásimo fue a Palestina y se instaló en la orilla del río Jordán. Se hizo íntimo amigo de san Juan el Silencioso, de san Sabas, de san Teoctisto y de san Atanasio de Jerusalén. Tan numerosos fueron sus discípulos, que el santo fundó una «laura» de sesenta celdas, cerca del Jordán, y un convento para los principiantes.

Se alimentaban ordinariamente de pan, dátiles y agua y dividían el tiempo entre la oración y el trabajo manual. A cada monje se asignaba un trabajo determinado, que debía estar listo el sábado siguiente. Aunque la regla ya era de suyo severa, San Gerásimo la hacía todavía más rigurosa para sí y nunca cesó de hacer penitencia por su caída en la herejía eutiquiana. Según se cuenta, durante la cuaresma, su único alimento era la Sagrada Eucaristía.

El año 451, durante el Concilio de Calcedonia, su nombre sonó en todo el oriente. San Gerásimo moriría en el 475 (según otros, en el 451).

Leyenda de San Gerásimo y el león[editar]

Juan Mosco cuenta en El prado la leyenda de San Gerásimo y el león.

Un día en que el santo paseaba por las orillas del Jordán se le acercó un león herido. Gerásimo examinó su zarpa y le extrajo una aguda espina. El león se quedó desde entonces junto a él y se convirtió en un manso animal. Los monjes le encomendaron a Gerásimo el cuidado de un asno que había en el monasterio que se encargaba de buscar el agua. Un día unos mercaderes árabes robaron el animal y Gerásimo acusó al león de habérselo comido, por lo que le encargó empezar a buscar el agua a él. Tiempo después, los mercaderes volvieron y el león recuperó el asno. Gerásimo reconoció su error y dio al león el nombre de Jordán.

Normalmente, la simbología del león se asocia a San Jerónimo, no a Gerásimo, debido probablemente a la grafía similar de los dos nombres en latín: Geronimus y Gerasimus.

Referencias[editar]

  1. Gerasimus cerca del Jordán, A. Mertens, "Who was a Christian in the Holy Land?" - Encyclopedia, Studium Biblicum Franciscanum, Jerusalem
  2. San Gerásimo, desde las vidas rusas de los Santos basados en el Menologion de St. Dimitry de Rostov, Orthodox Church en America.

Enlaces externos[editar]