Gelem Gelem

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Gelem Gelem (en romaní ‘anduve, anduve’) es el nombre que recibe habitualmente el Himno Internacional Gitano. También es conocido por los siguientes títulos: Djelem Djelem, Zhelim Zhelim, Opré Roma, Romale Shavale.

El Himno Internacional Gitano fue declarado formalmente como tal durante el Primer Congreso Internacional Gitano celebrado en Londres en 1971, durante el cual se percibió la necesidad de establecer un himno y una bandera común que unificara a las diversas comunidades gitanas dispersas por todo el planeta.

Historia[editar]

La procedencia de la melodía no está clara, y existen varias historias en torno a ella, si bien todas le atribuyen un origen popular. Al parecer fue recogida por primera vez por el músico búlgaro Milan Aivazov (nacido en 1922 en Plodiv), que la había escuchado de su abuelo. Según esta versión Milan Aivazov recordaba la melodía y el título, pero había olvidado la letra. Otras versiones cuentan que la melodía es originaria de Rumanía y se popularizó en los espectáculos de variedades parisinos durante los años veinte y treinta. Se sabe, de todas formas, que en los años sesenta ya era una melodía muy conocida y versionada entre los gitanos serbios, y que se hará conocida a través de la banda sonora de la película Skupljaci Perja (cuya versión en inglés fue titulada I even met some happy gypsies), dirigida por Alexander Petrovic y estrenada en 1969 [1]. Lo que está claro es que sobre esa melodía el músico gitano yugoslavo Jarko Jovanovic elaborará, durante la celebración del citado congreso en 1971, la definitiva.

La letra del texto, escrita sobre esa melodía, se debe al propio Jarko Jovanovic y al médico gitano suizo-alemán Jan Cibula, quienes la habrían a su vez reescrito en 1978, durante un segundo congreso.

Tanto la letra como la música fueron aceptadas unánimemente durante el primer y el segundo congreso respectivamente, y el transcurso del tiempo ha hecho que las diferentes organizaciones gitanas de todo el mundo (especialmente las de Europa central), así como la opinión pública, hayan terminado por aceptarlas como himno oficial, especialmente a partir de la grabación que de ellas hizo el popular músico yugoslavo Šaban Bairamovic en los años ochenta.[1]

En consonancia con la enorme creatividad de las comunidades gitanas de todo el mundo la música, e incluso la letra, han sido versionadas muchísimas veces.

Texto y música[editar]

Existen varias versiones tanto de la letra como de la música. En ella se hace referencia a la condición itinerante del pueblo gitano. También se menciona a la Legión Negra (Kali Lègia), en alusión al color de los uniformes de las SS germanas que participaron en el genocidio del pueblo gitano durante la Segunda Guerra Mundial, y que puede ser entendido de manera simbólica como un recordatorio de la secular persecución del pueblo romaní.

La versión más conocida, con la traducción que de ella hace la Unión Romaní, es la siguiente:


Gelem, gelem lungone dromensar
maladilem baxtale Rromençar
A Rromalen kotar tumen aven
E chaxrençar bokhale chavençar

A Rromalen, A chavalen

Anduve, anduve por largos caminos
Encontré afortunados romà
Ay, romà, ¿de dónde venís
con las tiendas y los niños hambrientos?

¡Ay romà, ay muchachos!

Sàsa vi man bari familja
Mudardás la i Kali Lègia
Saren chindás vi Rromen vi Rromen
Maskar lenoe vi tikne chavorren

A Rromalen, A chavalen

También yo tenía una gran familia
fue asesinada por la Legión Negra
hombres y mujeres fueron descuartizados
entre ellos también niños pequeños.

¡Ay romà, ay muchachos!

Pangela la neger butar, Undivel
Te saj dikhav kaj si me manusa
Palem ka gav lungone dromençar
Ta ka phirav baxtale Rromençar

A Rromalen, A chavalen

Abre, Dios, las negras puertas
que pueda ver dónde está mi gente.
Volveré a recorrer los caminos
y caminaré con afortunados calós

¡Ay romà, ay muchachos!

Opre Rroma isi vaxt akana
Ajde mançar sa lumáqe Rroma
O kalo muj ta e kale jakha
Kamàva len sar e kale drakha

A Rromalen, A chavalen.

¡Arriba, gitanos! Ahora es el momento
Venid conmigo los romà del mundo
La cara morena y los ojos oscuros
me gustan tanto como las uvas negras

¡Ay romà, ay muchachos![2]

Otra traducción libre de esta letra es la siguiente:

Anduve por muchos caminos,
en ellos encontré Rom afortunados
en sus coloridas carpas.
También me encontré con Rom pobres.
¿De dónde vienen
con sus tiendas coloridas, recorriendo
los caminos?
¡Oh Rom!,
¡Oh muchachos!
Rom, hermano,
una vez también yo tuve una gran familia,
Vengan conmigo Rom del mundo entero,
nuevamente los caminos
se han abierto.
Ahora es el tiempo.
¡Oh Rom!,
¡Oh muchachos!
Recorramos nuevos caminos.
¡Vamos! que la esperanza de tiempos mejores
es la que nos guía cada día[3]

En cuanto a la música, Karen Eliane la transcribe como un adagio rubato, en tonalidad de si bemol mayor,[4] si bien existen multitud de versiones, que se recogen en los enlaces externos.

Referencias[editar]

Enlaces externos[editar]

Diferentes versiones de audio: