Gagra

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Gagra, vista desde el Mar Negro.

Gagra es una ciudad de la región de Abjasia, en Georgia, en la costa nordeste del Mar Negro, al pie de los montes del Cáucaso, capital del Distrito de Gagra. Su clima subtropical hizo de Gagra un popular refugio saludable en tiempos de la URSS.

Desde la guerra de Abjasia en los años 90, la población ha disminuido considerablemente. Tenía una población de 26 636 habitantes en 1989, pero se ha reducido debido a la expulsión masiva de la etnia georgiana de Abjasia. El pueblo es todavía frecuentado por turistas rusos, que van desde el complejo turístico de Sochi, situado a sólo 22 km al norte.

Historia[editar]

La ciudad fue establecida como una colonia griega llamada Triglite, habitada por griegos y cólquidos. Estuvo bajo control del reino del Ponto en el Siglo I a. C. antes de ser absorbida por el Imperio romano, que la renombró como Nitika. Su posición geográfica llevó a los romanos a fortificar la ciudad, que era atacada reiteradamente por los godos y otros invasores. Después de la caída de Roma, su sucesor, el Imperio bizantino, tomó el control de la ciudad. Junto al resto de Abjasia, Gagra se incorporó al reino georgiano de Imereti desde el Siglo IX en adelante. Se volvió un asentamiento comercial importante en el cual predominaban los meraderes genoveses y venecianos, que intercambiaban madera, miel, cera y esclavos. El nombre "Gagra" aparece por primera vez en un mapa de 1308 hecho por el italiano Pietro Visconti, el cual se encuentra ahora en la Librería de San Marcos en Venecia.

Gagra bajo los Rusos[editar]

En el Siglo XVI, Gagra (junto al resto de Abjasia) fue conquistada por el Imperio otomano. Los mercaderes del oeste fueron expulsados y la ciudad entró en un período prolongado de declive, con gran parte de la población huyendo a las montañas. En el Siglo XVIII la ciudad había sido reducida a poco más que una villa rodeada de bosques y pantanos. Sus fortunas fueron restauradas en el Siglo XIX cuando el Imperio ruso se expandió hasta la región, anxando a Abjasia. Los pantanos fueron drenados y el pueblo fue reconstruido alrededor de un nuevo hospital militar. Su población, sin embargo, era todavía pequeña: en 1866, un censo reveló que en Gagra vivían 336 hombres y 280 mujeres, mayormente familias locales u oficiales del ejército con quienes dependían de ellos. El pueblo fue golpeado durante la Guerra ruso-turca (1877-1878), cuando las tropas turcas invadieron el pueblo, lo destruyeron y expulsaron a la población local. Rusia ganó la guerra, sin embargo, y volvió a reconstruir Gagra.

Imagen del embarcadero de Gagra entre 1905 y 1915.

Después de la guerra, el pueblo fue "descubierto" por el Príncipe Alejandro de Oldenburg, un miembro de la realeza rusa. Él vio el potencial del clima subtropical de la región y decidió construir un resort de clase alta allí. Habiendo acumulado una gran suma de dinero del gobierno, se construyó un palacio y un número de edificios en una variedad ecléctica de estilos provenientes de toda Europa. Se instaló un parque con árboles tropicales e, incluso, pericos y monos importados para darle un aspecto exótico. A pesar del costoso trabajo, el lugar no fue inicialmente un éxito, aunque más tarde atrajo a un número creciente de turistas extranjeros en cruceros por el Mar Negro.

Gagra bajo la Unión Soviética[editar]

En la Revolución rusa de 1905, un levantamiento local produjo un gobierno revolucionario en el pueblo, que fundó una "República de Gagra", la cual fue pronto derrotada acompañada por un arresto en masa de los revolucionarios. La Primera Guerra Mundial unos años más tarde fue un desastre para Gagra, destruyendo el intercambio turístico del que dependía. La Revolución rusa de 1917 poco tiempo después vio a los Bolcheviques tomar la ciudad; a pesar de un intento francés de repelerlos durante la Guerra Civil Rusa, la ciudad fue firmemente incorporada a la nueva Unión Soviética.

El líder bolchevique, Lenin, firmó un decreto en 1919 que establecía un "resort para obreros" en Gagra, nacionalizando el que Oldenburg había construido. Se convirtió en un resort popular para los ciudadanos soviéticos y durante la Segunda Guerra Mundial ganó un nuevo rol como sitio para la rehabilitación de los soldados heridos. Después de la guerra, se construyeron varios sanatorios allí. El resort creció y se desarrolló intensamente como parte de la "Riviera Soviética".

Gagra en la Abjasia separatista[editar]

Gagra.

A fines de la Década de 1980, crecieron las tensiones entre las comunidades georgianas y abjasas en la región. Una guerra total estalló entre 1992 y 1993 que terminó en una derrota catastrófica de las fuerzas del gobierno georgiano, miles de georgianos étnicos fueron expulsados de sus hogares en Abjasia, un proceso en el que cientos murieron. Gagra y la capital Abjasa Sujumi estaban en el centro de la pelea y sufrieron graves daños. El notable comandante rebelde checheno Shamil Basáyev luchó en Gagra del lado de Abjasia, como comandante de un grupo de voluntarios chechenos.

El conflicto aún no se ha resuelto, aunque las escaramuzas se confinan a la región fronteriza administrativa abjasiana/georgiana en el este de la ciudad.



Monumentos[editar]

Los edificios más importantes de Gagra son:

  • Ruinas de la fortaleza de Abaata (siglos 4-5 a. C.);
  • Iglesia del siglo VI, supuestamente la más antigua de Abjasia;
  • Torre defensiva de Marlinsky (1841);
  • Palacio del siglo XIX del Príncipe de Oldenburg.

Enlaces externos[editar]




Coordenadas: 43°20′N 40°13′E / 43.333, 40.217