Fertilización foliar

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Generalmente es aceptado que la vida vegetal comenzó en los mares, o en las lagunas costeras próximas. Las plantas primitivas como las algas no tenían raíces en donde pudiera absorber el agua y los nutrientes con lo que se puede inferir con cierta certeza que las plantas obtenían sus nutrientes del mar y del aire y que los asimilaban por medio de las hojas, característica que no se ha perdido a lo largo del tiempo.

Por contraposición, la nutrición normal a través de las raíces y el suelo se denomina radicular o edáfica.


Mecanismos de absorción y transporte en la fertilización foliar[editar]

La absorción foliar se realiza en tres pasos, después de disponer de los nutrientes en las hojas:

  • (1) penetran la cutícula y las paredes epidérmicas por difusión.
  • (2) son absorbidas por el plasmalema y entran al citoplasma.
  • (3) pasan a través de la membrana plasmática y entran en el citoplasma.

Aplicaciones[editar]

El interés de la fertilización foliar está relacionado con los siguientes aspectos principales: puede ser empleada en carácter complementario, del suministro de nutrientes vía suelo, es la manera más rápida de corregir deficiencia particularmente de micronutrientes como: magnesio, cobre, hierro, boro, manganeso, calcio, zinc. La aplicación a plantas con fertilizantes de uso foliar debe ser de 5 veces por semana.

Tipos de fertilizantes foliares[editar]

Las propiedades que debe tener una sustancia para utilizarse como abono foliar es que sea muy soluble y no tenga efecto fitotóxico sobre las plantas. Los tipos de fertilizantes foliares se pueden agrupar en dos grandes categorías: sales minerales y complejos naturales orgánicos denominados quelatos. Estos últimos pueden ser naturales o sintéticos.

Sales minerales[editar]

Fueron las primeras en utilizarse y comprenden sulfatos, cloruros y nitratos. Los sulfatos son las fuentes más utilizadas debido a su alta solubilidad y por tener menor riesgo a que se produzcan quemaduras en el follaje. Además estos suponen un aporte de azufre a la planta como nutriente. Los cloruros y nitratos se absorben más rápido a través de la cutícula foliar que los sulfatos , pero el riesgo de fitotóxidad es más elevado y se utilizan a menor concentración. En cuanto a la aportación del nitrógeno vía foliar, se hace con urea y nitrato amónico. La absorción vía cuticular de estos elementos es muy rápida y frecuentemente se utilizan como elementos de choque cuando la plantas esta sufriendo algún tipo de estrés.

Quelatos[editar]

Los quelatos son compuestos orgánicos de origen natural o sintético que pueden combinarse con un catión metálico formando un complejo de forma que, el catión pierde su carácter metálico neutralizándose las cargas de este y permitiendo su absorción . La ventaja de los quelatos reside en su mayor velocidad de absorción lo que permite una mayor eficiencia en la aplicación y menores pérdidas por lavado. Los quelatos pueden ser formulados incorporando uno o varios nutrientes, incluyendo nutrientes como zinc, manganesio, cobre...

Quelatos Sinteticos[editar]

El más común es el EDTA (ácido etilendiamino tetracíclico) por su estabilidad que impide el que el catión o elemento fertilizante se pierda. Otros son el DTPA Y EDDHA.

Quelatos orgánicos=[editar]

Son compuestos acomplejantes de grado más bajo que los anteriores obtenidos como, subproductos de procesos industriales como la obtencion de pulpa de madera. Unos de los más usados son los ácidos húmicos y fúlvicos obtenidos de yacimientos de carbón y turberas. A parte de se usados como elementos quelatantes, su incorporacion al suelo activa la flora microbiana a la vez que acomplajan los elementos nutritivos del suelo permitiendo y mejorando la absorción radicular.

Enlaces externos[editar]

Véase también[editar]