Estadio Jardines del Hipódromo

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Jardines del Hipódromo
Localización Montevideo, Flag of Uruguay.svg Uruguay
Propietario Danubio Fútbol Club
Detalles técnicos
Capacidad 18.000[1] espectadores
Construcción
Apertura 25 de agosto de 1957 (56 años)
Remodelación 1997
Equipo local
Danubio Fútbol Club

El Estadio Jardines del Hipódromo es donde juega el equipo Danubio Fútbol Club. El estadio se ubica en Montevideo, Uruguay, en el barrio Jardines del Hipódromo, sobre la Avenida Dr. Carlos Ney, confluyendo a ese sitio también la Avenida Acrópolis y las calles Albania, Viena, Zurich y David Chiossoni. Este estadio del fútbol uruguayo ha estado en constante renovación desde el año 1997. Cuenta con capacidad para 18.000 personas, aunque en partidos de "alto riesgo", por motivos de seguridad solamente se habilitan 9.600 entradas.

Historia[editar]

Desde 1950 la dirigencia danubiana comenzó a gestionar predios para la construcción de su estadio. Finalmente, ubicado el actual, comenzaron las tramitaciones presentando un escrito redactado por el Sr. Alfredo Scarcella, en entrevista mantenida en el Parque Hotel con el Sr. Ignacio Bazzano, Presidente de la Junta Departamental y el Sr. Intendente Municipal, Agr. Germán Barbato.

El 25 de Julio de 1952 la Junta Departamental de Montevideo, emitió un decreto en el que cedía a Danubio el anhelado terreno. El 8 de Noviembre de ese año fueron presentados a la IMM los planos de la obra, confeccionados honorariamente por el Arq. Luis A. Torres y con la colaboración del Arq. Juan A. Gazzano. Luego de largos trámites burocráticos, el 25 de Julio de 1954, se realizó la ceremonia de colocación de la Piedra Fundamental y al día siguiente comenzaron los trabajos del desmonte de 80 mil metros cúbicos de tierra para preparar el gran foso donde se levantarían las instalaciones de hormigón, gradas, vestuarios, cancha de fútbol, desagües, etc. Simultáneamente y para encargarse de la parte administrativa, la Comisión Directiva designó un Comité Ejecutivo del Estadio, que integraron el Sr. Alfredo Scarcella como Presidente, los Arquitectos Luis Torres y Arquímedes Manta y los Sres. Jorge Mincheff, Ricardo Pisano, Edmundo Dupetit y Alcides Olivera. Los recursos para la obra se obtuvieron fundamentalmente de la venta de la tierra de la enorme excavación realizada, pero también del Fondo de Tierras de la AUF, de la venta anticipada de plateas, la rifa de un auto, donaciones de los asociados, adelantos de la cuota social y otros proventos. También se obtuvieron préstamos en dos Bancos con garantía de firma de los Dirigentes y se formalizó un contrato con la empresa “Enrique Decker” para la construcción de los trabajos de albañilería, vestuarios, etc. Asimismo, se iniciaron los trámites para la obtención de un préstamo del Banco Hipotecario, el que recién se obtuvo en 1961 con el cual se pudo cancelar la deuda (virtualmente duplicada por concepto de intereses) que se mantenía con dicha empresa constructora. El costo total de la obra fue de $573.587,95 e la época.

Inauguración


El domingo 25 de agosto de 1957 se hizo realidad el sueño de muchos danubianos, Danubio inauguró su Estadio. Pese a la intensa lluvia, la serie de actos duró casi dos horas, atletas de la Comisión Nacional de Ecuación Física realizaron distintas pruebas, miembros de de la Federación de Aeromodelismo hicieron demostraciones y la Banda Policial ejecutó el Himno Nacional.

Un helicóptero de la Fuerza Aérea descendió en el centro del campo de juego portando la pelota con que se disputó el histórico primer partido y con la enseña patria que fue izada en la “Torre del Triunfo” que se erigía en la tribuna principal pero que lamentablemente años después un temporal derribó. El escenario lució espectacular, colmado totalmente en su capacidad, vendiéndose 19.071 entradas, récord jamás superado, cuyos precios iban de 0,75 centésimos la más barata y 3 pesos la más cara.

El afamado periodista “Davy” escribía en El País, “Aquí está el Gran Milagro del Pueblo. Esta luminosa realización de un club que siempre fue mal llamado “chico”, es un acontecimiento histórico para el fútbol uruguayo. Acontecimiento y ejemplo, porque Danubio ha crecido solo y ha levantado solo su estadio cuando otros más viejos y poderosos aún no han cumplido con la misión. Danubio como pocos es y pertenece al pueblo, porque se hizo de abajo, codeándose con los humildes; porque asentó su grandeza actual en las mismas raíces del pobrerío orillero”.

Hugo Forno dio el puntapié inicial del partido inaugural entre nuestro equipo principal y el de Nacional. El encuentro fue dirigido por Juan C. Armental, con Carlos Bonza y Juan López en las líneas. Danubio formó con Julio Maceiras, Arturo Legris, Héctor Argenti (55’ Luis Delgado) Tomás Rolan, José “Pica” Lezcano, Félix Silva, Ramón Monzón, Carlos Romero, Homero Franco (45’ Daniel Melgarejo) Raúl Bentancor y Carlos Cruz, con la conducción de Juan C. “Nino” Corazzo. El plantel se completó con: Mario Bardanca, Juan Laporta, Washington Lozano y Alfonso Auscarriaga. Aquella tarde el triunfo fue para la visita por 1 a 0 con gol de Luis Piume, pero la “victoria” fue de Danubio con la concreción de la magnífica obra, largamente anhelada.

El Presidente Forno, en “Fútbol Actualidad” declaraba: “La verdad es que no sé como lo hicimos. Danubio necesitaba un estadio; pensamos en él y lo hicimos. Ahora que está todo hecho, no alcanzo a explicarnos como fue que tuvimos esa audacia. Lo hicimos porque implicaba una necesidad vital para la nueva etapa de consolidación de nuestros propósitos. Quisimos hacer una obra que sirviera de centro social al barrio, para que los niños se acercaran para poder continuar la obra que emprendimos, hace tiempo: hacer nuestros propios jugadores. Danubio ha sido siempre el campeón del jugador uruguayo.”

Se construye la tribuna faltante[editar]

A fines de la década del noventa, coincidentemente con la llegada a la presidencia del Club del Dr. Fernando Nodar, se retoman las obras. En primera instancia se transformó un mini-mercado municipal existente junto al estadio, en una moderna Sala de Musculación y zona de ejercicios pre-competitivos. Luego, en el año 2000 y tras 43 años de espera, se logró completar “Jardines” construyéndose la tribuna lateral faltante, la que fue realizada de hormigón armado para 4.500 personas sentadas. Además, se re-hizo íntegramente la cancha, instalándose un sistema de drenajes y otro de riego subterráneo computarizado del más alto nivel tecnológico, también se colocó un vallado perimetral de manera darle al escenario la más absoluta seguridad.

El costo de las obras, que estuvo a cargo de la empresa del ex presidente Nelson Ciappesoni, fue de aproximadamente 350 mil dólares y se asumió en su totalidad con recursos propios. La Comisión de Obras estuvo integrada por el Dr. Fernando Nodar, Jorge Salhón, Sabino Vaz Torres y Miguel Errecalde. El 22 de octubre de 2000, a las 14 horas y con cerca de 12 mil danubianos en las tribunas, comenzaron los actos de inauguración de las nuevas obras, que contó con un espectáculo musical, suelta de globos, fuegos artificiales, desfile de todos los planteles de infantiles y juveniles, además del fútbol femenino. También fueron homenajeados los futbolistas subcampeones uruguayos de 1954, los campeones de la Liguilla de 1983 y los campeones del “Uruguayo” de 1988. Rodeados de mascotitas, los futbolistas del plantel principal ingresaron al campo de juego cada uno con un balón que luego obsequiaron a las diferentes tribunas.

El presidente Nodar se dirigió al público, expresando: “Esta obra se realizó con mucho esfuerzo y estamos muy orgullosos de ello, que no solo es un bien para Danubio sino para todo el fútbol profesional uruguayo. La Institución apuesta fuerte en la parte futbolística y también lo quiso hacer en infraestructura, para que los futbolistas y el público tengan las comodidades necesarias y mínimas.”

Para el final quedó el partido correspondiente a la 11ª fecha del Clausura de ese año, entre Danubio y el club Juventud. Juan Lazaroff y Armando Olivera, fundadores del Club dieron el puntapié inicial del encuentro que arbitró Saúl Feldman y finalizó empatado en un gol. Aquella tarde, Danubio, dirigido por Jorge Fossati, formó con Fabián Carini, Walt Báez (autor del gol danubiano), Eber Moas, Máximo Lucas, Jorge Anchén, Marcelo Sosa (65’ Gabriel Migliónico), Marcelo Velazco, Richard Núñez, Diego Perrone (68’ Ruben Olivera), Ignacio Risso y Martín Ojeda. Integraron además el plantel: Ignacio Bordad, Federico Raríz y Julio Gargiullo.

Nuevos vestuarios y cabinas de prensa[editar]

En el año 2006, bajo la presidencia de Arturo Del Campo, se rehizo toda la construcción civil, además de la eléctrica con instalaciones embutidas, se construyeron a nuevo todos los vestuarios (local, visitante y jueces), se reformó el Palco Oficial con nuevos sanitarios, se hicieron nuevas cabinas de prensa, con el fin de acondicionar el escenario para dejarlo apto para jugar allí torneos internacionales. Los planos de la obra fueron confeccionados honorariamente por el Arq. Fernando De Pablo, quien además dirigió la obra conjuntamente con el Arq. José Luis Mazzeo.

Referencias[editar]

  1. . FIFA.com. Consultado el 11 de julio de 2013.

Véase también[editar]

Enlaces externos[editar]




Coordenadas: 34°50′19.39″S 56°7′56.21″O / -34.8387194, -56.1322806