Escuela Libre de Derecho

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

{{Ficha de escuela |nombre = Escuela Libre de Derecho |nombre_español = |imagen = |lema = "Jus neque inflecti gratia,
Neque perfringi potentia,
Neque adulterari pecunia debet"
(Latín) |fundación = 24 de julio de 1912 |tipo = Privada |apodo = "La Libre" |estudiantes = 610 (3.250 egresados) |rector = [[Luis Manuel Díaz Mirón Álvarez] |afiliaciones = |colores = Vino y oro |campus = |localización = Ciudad de México, México |sitio web = http://www.eld.edu.mx }} La Escuela Libre de Derecho (ELD) es una institución académica para la enseñanza del Derecho en México. Es la segunda más antigua en el país en esta rama, después de la Facultad de Derecho de la Universidad Nacional Autónoma de México. La ELD desde su fundación en 1912 ha tenido como única misión la enseñanza exclusiva del Derecho, en un ambiente de cátedra libre, ajena a cualquier culto o ideología política o religiosa. De ella han egresado abogados que pertenecen en práctica e ideología a la derecha mexicana, al centro y a la propia izquierda (tales como Elisur Arteaga Nava o el propio José Agustín Ortiz Pinchetti, ex Secretario General de Gobierno del Distrito Federal con el Partido de la Revolución Democrática), lo que ratifica su carácter plural pero alejado de las ideologías.

A la fecha han obtenido el título profesional que otorga la Escuela solamente alrededor de tres mil doscientos cincuenta abogados; sin duda es un corto número en vista de los más de cien años de vida de la Escuela, pero que se explica por la política restrictiva de ingreso y por la seriedad y rigor de excelencia académica que se exige a lo largo de la carrera. Esta seridad y compromiso en su capacidad formadora se traducen en el reducido número de egresados al que se hace referencia.

Buena parte del éxito de la Escuela se debe a su sistema, que combina una serie de principios ideados por sus fundadores con la aplicación de métodos pedagógicos que, evaluados en cuanto a su resultado, producen abogados poseedores de las virtudes de responsabilidad, criterio y conocimientos, además de que están dotados de las características de fortaleza, serenidad y prudencia. Todo esto se logra mediante un bien probado sistema que exige al alumno demostrar con aplomo sus conocimientos en exámenes anuales, que se presentan de manera oral ante tres sinodales. Es importante destacar que también la Escuela limita el número de materias que pueden ser reprobadas y es sumamente estricta en cuanto la asistencia de los alumnos a clase. La otra parte del binomio, lo son los profesores, a quienes la Escuela busca entre los mejores y más capaces abogados mexicanos, los que reúnen conocimientos teóricos y experiencia práctica y a los que la sociedad ha concedido reconocimiento por su prestigio, trayectoria, sabiduría y desinteresada colaboración a la difusión del Derecho.

Característica fundamental de la Escuela es el ser una institución privada auspiciada por el Patronato del Ilustre y Nacional Colegio de Abogados de México, así como que sus estudios posean reconocimiento oficial sin necesidad de autorización por parte de la Secretaría de Educación Pública, ello en virtud de un decreto emitido por el ex-Presidente de los Estados Unidos Mexicanos, don Emilio Portes Gil, quien es uno de los más destacados egresados de la Escuela. Agregado a lo anterior, es de destacar que los profesores no cobran sueldo o emolumento alguno, por lo que los alumnos pagan una colegiatura simbólica (que sólo sufraga los gastos corrientes de la institución), y que como ya se ha dicho, los cursos son anuales y todos los exámenes son orales presentados ante tres sinodales. Como última característica notable, los títulos que otorga no son de "Licenciado en Derecho", sino de "Abogado", si bien las cédulas profesionales que expide la autoridad pueden indicar que la patente para ejercer profesionalmente es la de "Licenciatura en Derecho".


Fundación[editar]

Se funda el día 24 de julio de 1912. El año de la fundación de la Escuela no es casual. Si se observa con detenimiento la evolución histórica de México, se convendrá, como lo asientan muchos historiadores, que en ese año se dio el momento de mayor libertad política que tuvo el pueblo mexicano.

Las razones de la fundación se agolparon por diversas circunstancias: puesto en duda el sistema porfiriano, que entre otras cosas concebía a la educación como un todo orgánico a cargo, o al menos supervisado, por el Estado. Especialmente, la educación profesional y superior fue diseñada para ser impartida exclusivamente por las entidades dependientes del Estado, en este caso, la UNAM, y no contemplaba nunca la posibilidad de que los particulares pudieran impartirla, tal y como ya sucedía en países avanzados como los Estados Unidos, Francia, Bélgica y España, donde florecían las Escuelas Libres, aquellas que funcionaban de manera independiente al Estado y que por tanto, tampoco dependían del erario oficial. Es así que las Escuelas Libres fueron un modelo para sus fundadores, los cuales aspiraban a la independencia de la tutela oficial. Pero no bastaba con separarse del Estado: la libertad también lo era con respecto a cualquier credo religioso.

Sus fundadores conocían de viva voz de uno de sus protagonistas, el sabio español Rafael Altamira y Crevea, la historia reciente de la Institución Libre de Enseñanza de España, donde se ponían en práctica principios semejantes a los que darían vida a la Escuela Libre de Derecho. Altamira dio una serie de conferencias en México, en el año de 1910, y fue escuchado por los que serían, dos años después, los profesores y los alumnos fundadores de la Escuela.

Ése era el ideal: una escuela independiente del poder público y ajena a todo fin político o religioso, dedicada por entero y exclusivamente a la enseñanza. Sin embargo, la Escuela Libre de Derecho sobrepasó a sus ejemplares modelos. Adoptó sus principios, pero además, los llevó aún más lejos, estableciendo la característica de ser auto sostenida, tanto por las módicas cuotas de sus alumnos como por la generosidad de sus profesores.

Lema[editar]

El lema de la Escuela Libre de Derecho es: Jus neque inflecti gratia, Neque perfringi potentia, Neque adulterari pecunia debet, el cual revela que el Derecho no puede verse influenciado por el favor, seducido por el poder ni adulterado por el favor pecuniario.

Cabe señalar que en el pasillo principal de la entrada de la Escuela se lee en letras doradas la siguiente frase: El orden y la disciplina de la Escuela quedan confiados al honor de los alumnos, haciendo hincapié en que la responsabilidad del orden dentro y fuera de la institución descansa en su cuerpo estudiantil. Si bien es cierto que algunos lo han confundido como un lema, es propiamente parte del artículo 7o. del Estatuto General de la Escuela Libre de Derecho.

Con motivo del próximo centenario de la Escuela surgió la siguiente frase, ahora misión de la ELD, "Con honor, disciplina y excelencia académica, forjamos juristas consagrados a luchar por la justicia y la libertad".

Academia[editar]

Posgrados[editar]

  • Obligaciones y Contratos: Temas actuales de Derecho Civil.
  • Régimen Jurídico de los Negocios Internacionales.
  • Derecho Mercantil.
  • Derecho Penal.
  • Derecho Público.
  • Derecho Tributario.
  • Maestría en Derecho

Cursos[editar]

  • Taller de Traducción de Textos Jurídicos.
  • Diplomado en Arbitraje Comercial Internacional.
  • Actualización a la Nueva Ley del Mercado de Valores


Centro de Investigación e Informática Jurídica[editar]

El Centro de Investigación e Informática Jurídica se encarga de organizar y difundir la investigación pura y aplicada que se realiza dentro de la Escuela, así como de desarrollar e implementar las herramientas informáticas que requiere nuestra comunidad académica, propiciando la colaboración entre profesores, alumnos, alumnos egresados e investigadores.

Investigación Teórica[editar]

El Área de Investigación Teórica busca desarrollar y difundir la reflexión jurídica científica en todas las ramas del derecho y las disciplinas jurídicas auxiliares a través de diversas publicaciones (tratados, manuales, monografías y revistas) y foros (congresos, mesas de discusión y seminarios de investigación).

Investigación Aplicada[editar]

A través de la investigación aplicada, el Centro colabora con instituciones del sector público y social, brindando una asesoría jurídica especializada en asuntos de interés destacado contra el pago de una cuota de recuperación. La asesoría que presta el Centro puede consistir en una opinión o dictamen, en un proyecto de ley o reforma normativa, en la organización de foros de discusión o en otros trabajos.

  • Asesoría, elaboración y revisión de iniciativas de ley, proyectos de reglamentos, etc.
  • Asesoría, coordinación e intercambio a diversas instituciones académicas y de colegiación profesional, nacionales y extranjeras, cámaras industriales, comerciales y de servicios, para la planeación e implementación de conferencias, cursos, mesas redondas, seminarios, planes curriculares, entre otros instrumentos educativos, todos encaminados a la investigación y visibles a través de sus respectivas actas y memorias.
  • Fomentar canales de comunicación para influir en la conformación de la opinión pública y discusión de los grandes problemas sociales, económicos, políticos y jurídicos nacionales e internacionales a través de diversos foros académicos, sociales, mediáticos e informáticos, vinculando a los investigadores del ciij de la eld con dichos foros.
  • Desarrollar bases de datos, aplicaciones de consulta, reportes y estadísticas, conjuntamente con la coordinación de informática jurídica para proyectos de investigación aplicada y para uso institucional.
  • Proponer junto con la coordinación de informática jurídica, el desarrollo de sistemas de gestión de procesos jurídicos así como aplicaciones de consulta, reportes y estadísticas de los mismos que permitan para fomentar una mayor eficiencia de las instituciones solicitantes y generar datos estadísticos útiles para replantear procesos y mejores prácticas de las mismas.

Informática Jurídica[editar]

La coordinación de Informática Jurídica tiene a su cargo el uso adecuado de las tecnologías de información para la difusión, la investigación, la educación así como para el desarrollo de las actividades propias de los operadores jurídicos en general. Adicionalmente, lleva a cabo trabajos de investigación y vinculación interinstitucional relacionados con el derecho informático y las relaciones entre tecnología y derecho.

En el mundo académico actual la colaboración entre las diversas instituciones académicas resulta fundamental; por ello el CIIJ ha iniciado un ambicioso programa de vinculación, que en su primera fase, abarca relaciones con los medios académicos latinoamericanos, norteamericanos, españoles y del interior de la República.

  • Universidad Complutense de Madrid (Publicaciones y apertura a organización postgrados conjuntos).
  • Universidad de Buenos Aires, Argentina (Publicaciones, seminarios de investigación, apertura a postgrados).
  • Universidad Externado de Colombia (Publicaciones, congresos, coedición revistas).
  • Florida International University (Publicaciones, investigación honoraria, congresos)
  • Universidad Nacional de Lomas de Zamora, Argentina (Publicaciones, seminarios, congresos, apertura a postgrados).
  • Asociación Colombiana de Facultades de Derecho, ACOFADE, que reúne a las 53 más importantes del país (Publicaciones, congresos).
  • Convenio con 14 Universidades de EUA, UE Y AL (Traducción y publicación de textos jurídicos para su publicación con Marcial-Pons).
  • Instituto de Investigaciones Jurídicas de la UNAM (Publicaciones)
  • Universidad Nacional de Lomas de Zamora, Argentina (Publicaciones y apertura a postgrados).
  • Escuela Judicial del Poder Judicial del Estado de México (Publicaciones e investigación aplicada).
  • Escuela Judicial del Tribunal Superior de Justicia del D.F (Publicaciones e investigación aplicada).

Investigación Honoraria[editar]

Los Investigadores Honorarios son juristas, con diversos grados académicos, egresados o no de la Escuela, nacionales y extranjeros, que con aprobación del Consejo de Investigación, desarrollan gratuitamente proyectos de investigación, gozando de los apoyos metodológicos, logísticos, humanos y materiales que pone a su disposición el CIIJ.

Biblioteca[editar]

La Escuela Libre de Derecho cuenta con una de las mejores bibliotecas especializadas en Derecho del país, fue originalmente fundada con la ELD, y cuenta con un fondo reservado con colecciones de maestros de la Libre, que en ciencia jurídica no tiene par. La biblioteca se encontraba en el segundo piso de la institución, hasta que se adecuó su propio edificio en la antigua fabrica aledaña, con lo cual se pudo acrecentar su acervo. La hemeroteca y las colecciones generales se encuentran catalogadas y clasificadas. Las colecciones de tesis y de legislación estatal están siendo automatizadas.

Organización[editar]

Rector[editar]

Han ocupado el cargo de Rector:

Junta Directiva[editar]

  • Pascual Alberto Orozco Garibay
  • Luis M. Diaz Miron Alvarez
  • Francisco Simón Conejos
  • José Angel Villalobos
  • Mauricio Oropeza Estrada

Destacados egresados[editar]

Enlaces externos[editar]