Escudo de Aragón

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Diseño oficial del escudo de Aragón.

El escudo de Aragón, por vez primera atestiguado en su disposición más conocida en 1499, se compone de los cuatro cuarteles que, en la configuración adoptada, se difundieron con predominio sobre otras ordenaciones heráldicas, tendiendo a consolidarse desde la Edad Moderna para arraigar decididamente en el siglo XIX y resultar aprobados, según precepto, por la Real Academia de la Historia en 1921.

Primer testimonio del escudo de Aragón. Fabricio Vagad, Crónica de Aragón. Incunable impreso en Zaragoza en 1499 por Pablo Hurus.

La descripción heráldica es la siguiente:[1]

Escudo cuartelado en cruz: Primer cuartel, sobre campo de oro, una encina desarraigada, con siete raigones, en sus colores naturales, coronada por cruz latina cortada y de gules. Segundo, sobre campo de azur, cruz patada de plata, apuntada en el brazo inferior y adiestrada en el cantón del jefe. Tercero, sobre campo de plata, una cruz de San Jorge, de gules, cantonada de cuatro cabezas de moro, de sable y encintadas de plata. Cuarto, sobre campo de oro, cuatro palos gules iguales entre sí y a los espacios del campo. Todo el escudo, timbrado de corona real abierta de ocho florones, cuatro de ellos visibles, con perlas, y ocho flores de lis, cinco visibles, con rubíes y esmeraldas en el aro, en proporción con el escudo de dos y medio a seis.

Ley 2/1984, de 16 de abril, art. 4º pub. en B.O.A. n.º 5, 18 de abril de 1984.
Diseño heráldico del Escudo de Aragón.

Siguiendo el modelo más antiguo conservado, en la portada de un incunable del impresor Pablo Hurus de 1499, la Crónica de Aragón de Gualberto Fabricio Vagad, el primer cuartel conmemora al legendario Reino de Sobrarbe; en el segundo cuartel figura la denominada «Cruz de Íñigo Arista», considerada desde el siglo XIV como blasón del Aragón antiguo; en el tercer cuartel aparece la Cruz de San Jorge cantonada de cuatro cabezas de moro (la llamada «Cruz de Alcoraz»), recordaría según la tradición la ayuda del santo en la batalla por la conquista cristiana de Huesca en el siglo XI y se documenta por primera vez en el reverso del sello de una bula de plomo de Pedro III de Aragón en 1281 y, a partir del siglo XV, fue considerado uno de los emblemas privativos del reino de Aragón, junto con la Cruz de Arista y el propio Señal Real; y en el cuarto está el emblema que según ciertos heraldistas representa el Aragón moderno —aunque nunca hubo tal emblema de «Aragón moderno» en las fuentes históricas—,[2] las llamadas «barras de Aragón», que constituían el Señal Real de Aragón.

El escudo aragonés fue objeto de polémica porque Marcelino Iglesias, presidente autonómico, sugirió que tal vez el tercer cuartel del escudo, que contiene cuatro cabezas decapitadas de moros, recordando la conquista de Huesca por el rey Pedro I de Aragón el 1096 en la Batalla de Alcoraz podía importunar a la comunidad islámica de Zaragoza.

Notas[editar]

  1. Ley 2/1984, de 16 de abril, art. 4º «Sobre uso de la bandera y escudo de Aragón», B.O.A. n.º 5, 18 de abril de 1984. Apud «Dossier: Los símbolos de las Comunidades Autónomas», Boletín de Documentación, Centro de Estudios Políticos y Constitucionales.
  2. «Desde luego, lo que no existe es un "señal de Aragón moderno", que resultaría complementaria del "señal de Aragón antiguo". Ni en la terminología de Pedro IV ni en ningún otro testimonio medieval se establece esa polaridad, aducida sin fundamento en pro de sus tesis por Udina (1949:555 y 1988:49) [Federico Udina Martorell, «En torno a la leyenda de las "barras catalanas"», Hispania, 1949, vol. IX, págs. 531-65 y «Problemática acerca del escudo de los palos de gules», I Seminario sobre heráldica y genealogía, Zaragoza, Institución «Fernando el Católico», 1988 págs. 45-68.] y por Fluvià (1994:56 y 60) [Armand de Fluvià i Escorsa, Els quatre pals: L'escut dels comtes de Barcelona, Barcelona, Rafael Dalmau (Episodis de la Història, 300)], 1994». Alberto Montaner Frutos, El señal del rey de Aragón: Historia y significado, Zaragoza, Institución «Fernando el Católico», 1995, pág. 67. ISBN 84-7820-283-8

Enlaces externos[editar]