Ependimoma

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Ependimoma
Ependymoma H&E.jpg
Imagen microscópica de un ependimoma, tinción de H/E
Clasificación y recursos externos
CIE-10 C71
CIE-9 191.1; 225; 237.5
CIE-O M9391/3 (gen) - M9394/1 (gen)
DiseasesDB 29452
PubMed Buscar en Medline mediante PubMed (en inglés)
eMedicine med/700
MeSH D004806
Wikipedia no es un consultorio médico Aviso médico 

Un ependimoma es una neoplasia intracraneal del sistema nervioso central , que aparecen comúnmente en el cuarto ventrículo en niños y en el conducto ependimario o raquídeo en la región lumbosacra en adultos. Los enfermos afectos de neurofibromatosis tipo II pueden desarrollar este tipo de neoplasia. Los ependimomas se tratan quirúrgicamente mediante una resección total, presentando un pronóstico bueno en cuanto a supervivencia. A los 5 años se espera una sobrevida de 80%, aunque no todos los ependimomas puede resecarse completamente, por lo que se emplea además la radioterapia y quimioterapia.[1]

Morfología[editar]

Los ependimomas se componen de células con núcleos regulares y ovoides o circulares. Por lo general se acompañan de una parenquima denso y fibroso haciendo que las células tumorales adopten una forma glandular y elongada que tienen cierto parecido al canal ependimal embriológico con vasos sanguíneos irrigando la neoplasia.[2] Los ependimomas extraespinales o extradurales pueden ser una forma muy inusual de teratoma.[3] [4]

Epidemiología[editar]

Los ependimomas constituyen cerca del 5% de los gliomas intracraneales de los adultos y un 10% de los tumores del sistema nervioso central en niños. Su incidencia presenta dos picos, uno alrededor de los 5 años de edad, y otro a los 35 años. En la infancia aparecen en los ventrículos especialmente el cuarto ventrículo y en los adultos aparecen en el canal que contiene a la médula espinal.[1]

Cuadro clínico[editar]

Cuando se instalan en el cerebro, pueden producir dolor de cabeza, náuseas y vómitos al obstruir el flujo del líquido cefalorraquídeo. La obstrucción puede también causar hidrocefalia. Otros síntomas incluyen la pérdida del apetito, dificultad para dormir, pérdida temporal de distinguir colores, y de la memoria, entre otros. Tras una intervención quirúrgica puede quedar diplopía como secuela.

Referencias[editar]

  1. a b Harrison Principios de Medicina Interna 16a edición (2006). «Tumores cerebrales primarios» (en español). Harrison online en español. McGraw-Hill. Consultado el 17 de julio de 2008.
  2. Kumar, et al. (2005). The Central Nervous System. Pathologic Basis of Disease. 7th Edition. Philadelphia: Elsevier Saunders.
  3. Aktuğ T, Hakgüder G, Sarioğlu S, Akgür FM, Olguner M, Pabuçcuoğlu U. (2000) Sacrococcygeal extraspinal ependymomas: the role of coccygectomy. J Pediatr Surg. 35(3):515-518. PubMed
  4. Hany MA, Bouvier R, Ranchère D, Bergeron C, Schell M, Chappuis JP, Philip T, Frappaz D (1998). «Case report: a preterm infant with an extradural myxopapillary ependymoma component of a teratoma and high levels of alpha-fetoprotein». Pediatric hematology and oncology 15 (5):  pp. 437–41. PMID 9783311.