Encuentro Matrimonial Mundial

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Encuentro Matrimonial Mundial (EMM) (Worldwide Marriage Encounter) es un movimiento eclesial que promueve unos Fines De Semana (FDS) diseñados para intentar ayudar a los matrimonios a mejorar su relación de pareja mediante la experiencia de unas técnicas de comunicación que les lleven a conocerse más profundamente y a revitalizar su vida conyugal.[1] [2]

La experiencia también está abierta a sacerdotes y religiosos deseosos de vivir de forma auténtica la propia vocación y a matrimonios no creyentes.[1] [2]

Fundado en 1965, Encuentro Matrimonial Mundial está dirigido de forma piramidal a nivel local, regional, nacional y mundial por los llamados "Equipos Eclesiales", formados por un matrimonio y un sacerdote. A nivel mundial, el equipo coordinador está asistido por siete Equipos Eclesiales, representantes de los Secretariados existentes (África, Asia, Estados Unidos, Canadá, América Latina, Europa y Oceanía.[1] [2]

Actualmente, EMM está presente en más de 80 paises en los 5 continentes. Su página web oficial es http://www.wwme.org[1] [2]

Otras "expresiones"[editar]

Aunque es un movimiento originario de la Iglesia Católica, el hecho de permitir la asistencia a parejas de cualquier creencia religiosa ha fomentado la formación de "expresiones" de Encuentro Matrimonial de otras religiones específicas. Además del Encuentro Matrimonial Católico (EMM), existen hoy múltiples organizaciones de Encuentro Matrimonial de expresiones protestantes, judías y multiconfesionales, estando casi todas ellas abiertas a la participación de personas de otras religiones o de ninguna en particular.[3] [4]

El Fin De Semana de EMM[editar]

Los Fines de Semana empiezan usualmente los viernes por la noche y terminan los domingos por la tarde. Aunque no son "retiros espirituales" en su concepción clásica, los asistentes permanecen alojados todo el tiempo en el lugar en donde se desarrolla el FDS, en régimen de pensión completa.[5]

Durante el Fin De Semana, las parejas asistentes aprenden y experimentan un método estructurado de comunicación, que promueve la escucha, el autoconocimiento y el respeto mutuo. También se analiza la presencia de Dios en la vida de la pareja, aunque no existe una formación religiosa directa. Según sus organizadores, los Fines De Semana de Encuentro Matrimonial no son retiros espirituales, ni clínicas matrimoniales, ni dinámica de grupos, ni sustituyen a la terapia psicológica si fuese necesaria.(Traduciendo de Wikipedia en http://en.wikipedia.org/wiki/Marriage_Encounter)

Se trata de un tiempo pensado para dar a los matrimonios la oportunidad de revisar su relación de pareja, compartiendo entre ellos sentimientos, desilusiones y esperanzas, con la finalidad de renovar su ilusión y revitalizar su matrimonio.

El Fin de Semana de Encuentro Matrimonial está planteado de tal modo que tanto sacerdotes como religiosos/as pueden participar plenamente. Los principios de amor, compromiso y comunicación profunda se traducen también a la relación entre un sacerdote y su parroquia o cualquier grupo con el que desarrolla su ministerio, así como a una comunidad religiosa. Algunos sacerdotes que han realizado un fin de semana de Encuentro Matrimonial lo han considerado como una experiencia de “fortalecimiento vital”.

Estructura del Fin De Semana[editar]

Un equipo de ponentes, también llamado equipo animador, equipo presentador,... formado por dos o tres matrimonios y un sacerdote (o un presbítero, incluso también con su pareja, en confesiones no católicas) hacen varias presentaciones de charlas testimoniales respecto a temas habituales en la convivencia, acompañadas de unas técnicas de comunicación que son aplicables en la relación de pareja, de familia y en cualquier otro ámbito de la vida.[6]

Las presentaciones se hacen ante todo el grupo de asistentes. En ellas se habla de experiencias, no de teorías. Los participantes responden por escrito a preguntas que se van planteando, para después, en la intimidad de su habitación, marido y mujer poner en común sus respuestas, disponiendo de un tiempo para mirarse a sí mismos y compartir entre ellos. Este proceso de escritura y puesta en común se llama "diálogo" en la mayoría de expresiones de E.M.[7]

Precio del Fin De Semana[editar]

El Fin de Semana es gratuito, ya que todos los organizadores son voluntarios. Sin embargo, hay que costear la estancia y las comidas. Por tanto, tiene un precio previsto para alojamiento que varía según el sitio en el que tenga lugar, siendo de aproximadamente 150-180 euros por pareja en España y de unos 200$ en EEUU.

Para que las dificultades económicas no sean nunca un impedimento para asistir, la aportación se hace en el transcurso del FDS de forma anónima y según las posibilidades de cada matrimonio.[6] [8]

Historia[editar]

Los antecedentes del movimiento Encuentro Matrimonial se encuentran en Barcelona (España) durante la década de los 60, en un programa católico de renovación matrimonial conocido como Encuentro Conyugal, que fue fundado por el padre Gabriel Calvo,[9] un sacerdote diocesano integrado en el Movimiento Familiar Cristiano (MFC). En 1966, el padre Calvo y un grupo de matrimonios españoles asistieron a una convención del MFC en los Estados Unidos de América, suscitando un gran interés.[10] El primer FDS en inglés se realizó en el campus de la Universidad de Notre Dame en el verano de 1967. En 1969 se fundó la organización "nacional" en EEUU.

A principios de los años 70, Encuentro Matrimonial derivó en dos organizaciones católicas diferentes.

  • El grupo original, que continuó más en la línea del Padre Calvo, se convirtió en el National Marriage Encounter (Encuentro Conyugal), localizado en Minneapolis.[10]
  • Un grupo alternativo, denominado Encuentro Matrimonial Mundial, que fue fundado en Long Island (Nueva York) bajo la dirección del padre Charles ("Chuck") Gallagher, un sacerdote jesuíta.[11] [12]

Los Fines De Semana del National Marriage Encounter y del Encuentro Matrimonial Mundial son similares, siendo los segundos más estructurados, con formatos de presentación de las charlas más estandarizados, y una mayor conciencia de su misión de renovación de la Iglesia Católica a partir del espíritu del Concilio Vaticano II.

Ambas organizaciones buscan provocar cambios positivos en los matrimonios, ayudando a cambiar el mundo mediante la preparación y la motivación de las parejas y sacerdotes para ser abiertos y alcanzar el fortalecimiento de su relación (de pareja y/o con su comunidad).[13]

Encuentro Matrimonial llega, a mediados de 1972, a Europa a través de Bélgica y posteriormente se extiende por todo el continente. En España tiene lugar el primer Fin de Semana en Barcelona, en febrero de 1976. Luego se extiende rápidamente a Madrid, Valencia y Zaragoza, y después al resto de España. Hasta la fecha, han vivido el Fin de Semana en España más de 35.000 parejas y de 2.100 sacerdotes.

Cada fin de semana del calendario se están viviendo 40 “Fines de Semana” en el mundo, y al año participan unas 30.000 parejas. Según la organización, se estima que, desde su formación inicial hasta nuestros días, han asistido ya unos 5 millones de parejas.[14]

Programas similares[editar]

Existen otros Fines De Semana de estructura similar para la preparación de las parejas de novios que están considerando casarse, llamados Encuentro de Novios, Encuentro Católico de Novios y Encuentro Pre-Caná.

Referencias[editar]

Enlaces externos[editar]