El león del desierto

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

El león del desierto (Lion of the Desert) es una película estadounidense dirigida por Moustapha Akkad. Relato verídico sobre las luchas entra la Italia de Mussolini y las tribus beduinas de Libia.

Argumento[editar]

Omar Mokhtar arrestado por fascistas italianos.

En 1929, el dictador italiano Benito Mussolini, interpretado por Rod Steiger, sigue enfrentado a los 20 años de la guerra librada por los patriotas beduinos de Libia para luchar contra la colonización italiana y el establecimiento de "La Cuarta Costa", el renacimiento de un Imperio romano en África. Mussolini nombra al general Rodolfo Graziani (Oliver Reed) como sexto gobernador de Libia, confiando que el eminentemente acreditado militar pueda aplastar la rebelión y restaurar las disipadas glorias de la Roma Imperial.

Para la resistencia a los opresores es una fuente de inspiración la dirección de un hombre, Omar Mukhtar, interpretado por Anthony Quinn). Maestro de profesión y guerrillero por obligación, Mukhtar se ha comprometido en una guerra que no se puede ganar durante su vida. Arrogante imperialista frente a visionario ideológico, el conflicto es entre dos enemigos implacables. El general Graziani controla África del Norte con el poderío de el ejército italiano. Tanques y aviones se utilizan en el desierto por primera vez. A pesar de su valentía, los árabes y bereberes de Libia han sufrido fuertes pérdidas, sus primitivas armas no son suficientes en una guerra mecanizada, pero a pesar de todo, han continuado la lucha, y se las han arreglado para impedir a los italianos que logren la victoria después de veinte años.

Aunque Omar Mukhtar y sus colegas guerrilleros utilizan armas primitivas, el general Rodolfo Graziani se ve forzado a reconocer y ser testigo de la grandeza y la habilidad de Omar en librar la guerra de guerrillas. Posteriormente, en una de las escenas Omar muestra sus cualidades humanitarias negándose a matar a un joven oficial que está desarmado, y en su lugar le entrega una bandera de Italia para que regrese con suyos. Omar asegura que, de acuerdo con los preceptos del Islam, no se debe matar a los soldados capturados, sólo luchar por la patria, luchar sólo por necesidad u obligación, y que el Islam enseña a odiar la guerra misma.

Recepción[editar]

Akkad, el director de la película, había convencido al presidente de Libia Muammar al-Gaddafi para que invirtiera 35 millones de dólares en la producción de la misma. Posteriormente, Akkad, productor de éxito en Hollywood (Halloween y toda la serie subsiguiente), y que consideraba esta película como su mejor logro cinematográfico,[1] culpó de la relativamente pobre recaudación de la película a la publicidad que había habido sobre éste tema.[2]

No obstante el mal ambiente político y social contra la figura de Gaddafi, la película no recibió malas críticas en su estreno en Estados Unidos. La crítica del New York Times el día del estreno comentaba "(...) gran película histórica que es cuanto menos técnicamente respetable y ocasionalmente espectacular en su geografía. La película es la mayor pieza de cine partisano que ha venido de Oriente Medio o el Norte de África desde "Éxodo" de Otto Preminger".[3] En la misma crítica, el crítico del diario establece varios posibles paralelismos entre la película y diversos líderes y situaciones del mundo árabe, como el mismo Gaddafi, Yasir Arafat, y los campos de refugiados palestinos en Líbano.

En el mundo árabe la película, popularmente conocida por el nombre del personaje protagonista, Omar Mukhtar, fue muy bien recibida.[1] Moustapha Akkad era muy conocido y reputado en el mundo árabe por su anterior película, El Mensaje (1979).

Censura en Italia[editar]

Las autoridades italianas prohibieron la película en 1982 porque, según el primer ministro Giulio Andreotti «dañaba el honor del Ejército».[4] Parece ser que el veto fue puesto por el entonces subsecretario de Asuntos Exteriores Raffaele Costa, actualmente miembro de Forza Italia y presidente de la provincia de Cuneo desde 2004. El último acto del gobierno en contra de la película fue el 7 de abril de 1987, en Trento; después de este evento, los diputados del partido Democrazia Proletaria solicitaron al Parlamento que mostrara la película en la Cámara de Diputados.[cita requerida] La película no fue nunca distribuida en Italia, donde sigue hasta el momento sin poderse encontrar. Desde 1988, el filme ha sido proyectado ilegalmente en varios festivales de cine en Italia, sin interferencia por parte del gobierno.

El director y productor sirio Moustapha Akkad fue asesinado en Jordania en el 2005, durante un atentado kamikaze de terroristas de Al Qaeda y Ammán.

Rodolfo Bigotti (n. 1956) e Irene Papas durante el rodaje.

Notas y referencias[editar]

  1. a b english.aljazeera.net: "An Arab American director's legacy" By Firas Al-Atraqchi (en inglés)
  2. Telegraph.co.uk: Moustapha Akkad (en inglés)
  3. NewYorkTimes Movie Review, April 17, 1981, "LION OF THE DESERT," BEDOUIN VS. MUSSOLINI (en inglés)
  4. ilGiornale.it: "Ucciso il regista arabo di «Halloween»" sabato 12 novembre 2005. "Ma se noi conosciamo gli Halloween, ignoriamo quasi tutto de Il leone del deserto: in Italia non ha avuto il visto di censura. Iper-osceno? Iper-violento? No, «diffamatorio» del Regio Esercito."

Enlaces externos[editar]