Economía de la India

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Economía de India
Nano.jpg
Tato Nano, coche hecho en India.
Moneda Rupia
Año fiscal 1 de abril - 31 de marzo
Organizaciones OMC, SAFTA, G-20 y otros
Estadísticas
PIB (PPA) 4 060 mil millones (2010)[1] (5.º)
Variación del PIB 10,4
PIB per cápita 3 500
PIB por sectores agricultura 16,1%, industria 28,6% comercio y servicios 55,3% (2010)
Inflación (IPC) 16,7% (2014)
IDH sin informaciones
Población bajo la línea de pobreza 56% (2014)
Coef. de Gini 36,8 (2004)
Fuerza Laboral 478,3 millones (2010)
Desempleo 19,8% (2014)
Industrias principales textiles, productos químicos, procesamiento de alimentos, acero, equipamientos de transporte, cemento, minería, petróleo, máquinas, software, fármacos
Comercio
Exportaciones 201 mil millones (2010[1] )
Productos exportados derivados de petróleo, piedras preciosas, máquinas, hierro y acero, productos químicos, vehículos, ropas
Destino de exportaciones Emiratos Árabes Unidos 12,87%, Estados Unidos 12,59%, República Popular de China 5,59% (2009)[1]
Importaciones 327 mil millones (2010[1] )
Productos importados petróleo crudo, piedras preciosas, máquinas, fertilizantes, hierro y acero, productos químicos
Origen de importaciones República Popular de China 43,94%, Estados Unidos 13,16%, Arabia Saudí 7,36%, Emiratos Árabes Unidos 5,18%, Australia 5,02%, Alemania 4,86%, Singapur 4,02% (2009)[1]
Finanzas Públicas
Deuda externa (Pública y Privada) 237,1 mil millones (2010)
Ingresos 170,7 mil millones (2010)
Gasto público 268 mil millones (2010)
Salvo que se indique lo contrario, los valores están expresados en doláres estadounidenses

La India se desarrolla como una economía de libre mercado, a pesar de mantener rasgos de antiguas políticas autárquicas. La liberalización económica, incluyéndose el sector industrial, la privatización de empresas públicas y la reducción de los controles de las inversiones externas y del comercio comenzaron en los años 1990, y sirvieron para acelerar el crecimiento del país, que ha superado los 7% al año desde el 1997.[1] El país tiene la quinta economía más importante del mundo en términos de paridad de poder adquisitivo (PPA), con un producto nacional bruto de US$ 4,06 billones el 2010.[1]

La economía del país es diversificada; hay desde actividades agrícolas tradicionales en pequeños pueblos y artesanía, hasta una gran diversidad de industrias y servicios modernos. Poco más de mitad de la mano de obra trabaja en la agricultura, pero el sector de servicios es lo más importante de la economía del país, y es responsable por mitad del PIB nacional, ocupando 1/3 de la fuerza de trabajo.[1] La llegada de la era digital así como la existencia de un gran número de personas alfabetizadas, con formación educativa y con dominio del inglés, está convirtiendo este país en uno de los lugares preferidos para la ubicación de las actividades internas de las empresas, para tornarse un importante exportador de servicios de tecnología y software. Asimismo, la India es el mayor exportador de trabajadores altamente cualificados de servicios informáticos y financieros. El país se ha recuperado bien de la crisis del 2010, principalmente debido a su fuerte mercado interno, y el crecimiento real ha sobrepasado los 8%.[1]

La economía india siguió un modelo inspirado en el socialismo durante la mayor parte de su historia, con un férreo control sobre la participación del sector privado, comercio exterior e inversión extranjera directa. Sin embargo, desde los 90, paulatinamente la India ha abierto su mercado interior a través de reducciones del control del gobierno sobre el comercio exterior y la movilidad de capitales. La privatización de las industrias públicas y la apertura de ciertos sectores a los inversores internacionales se han producido en medio de enardecidas discusiones sobre la conveniencia de tales medidas.

La India se enfrenta a un elevado ritmo de crecimiento poblacional y al desafío que supone reducir las desigualdades económicas y sociales. La pobreza continúa siendo un delicado problema, a pesar de su disminución desde la independencia sobre todo debido a la revolución verde y a las reformas económicas.

Historia[editar]

La historia económica de la India se puede dividir en términos generales en cuatro períodos. El primero de ellos, que se denomina pre colonial, abarca hasta el siglo XVII. La llegada de la colonización británica significa el comienzo del segundo periodo, finalizando con la independencia en 1947. El tercer período se extiende desde 1947 hasta 1990. En 1991 se abre el último periodo con las medidas de liberalización económica con elevadas tasas de crecimiento.

Véase también[editar]

  • Calendario nacional indio: la economía cuenta con sus civilizaciones culturales y sociales, y la historia de India mejoró con sus recursos reutilizables para el desarrollo de la vida cotidiana y sus costumbres, dividiéndose en cuatro periodos: preclásico, anteclásico, clásico, posclásico.

Referencias[editar]

  1. a b c d e f g h i The World Factbook. Consultado el 11 de junio 2011