Darth Revan

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Revan
Personaje de Star Wars
Cosplay Dark Revan Japan Expo 2012.jpg
Información
Raza Humano
Sexo Masculino oficial
Estatura 1.80 metros
Título Maestro Jedi
Lord Oscuro Sith
Nacionalidad Desconocida
Afiliación Orden jedi
República Galáctica
Los Revanchistas
Imperio Sith
[editar datos en Wikidata ]

Darth Revan es un personaje de ficción en el universo de la Guerra de las Galaxias.

La historia de Revan, tal como se cuenta aquí, es el argumento del juego de ordenador Star Wars: Caballeros de la Antigua República de 2003. Hay muchas posibilidades de variar los detalles de los eventos escritos, especialmente los referidos al final del juego. En éste artículo se especifican los detalles del final canónico, en el lado luminoso.

«Revan era poder. Era como mirar fijamente en el corazón de la Fuerza. Incluso entonces podrías ver a los Jedi que mataría en lo profundo de su alma.» ―Kreia

Revan fue un Caballero Jedi y general durante las Guerras Mandalorianas. Un humano conocido por el apodo de el Revanchista, fue tanto un líder carismático como enigmático, un renombrado táctico y experto estratega y un héroe de la República Galáctica durante las Guerras Mandalorianas, llevando de victoria en victoria a las flotas de la República. Finalizando personalmente el conflicto con la ejecución de Mandalore el Máximo y la destrucción de Malachor V; Revan dirigió los restos de la flota republicana a las profundidades de las Regiones Desconocidas para capturar a los últimos mandalorianos. Sin embargo, regresó como Darth Revan, el Lord Oscuro del Sith.

Desplegó su vasta flota, las naves que lucharon junto a él, durante las Guerras Mandalorianas, contra la flota de la República, iniciando la Guerra Civil Jedi. Una vez más, Revan y su aprendiz Sith Darth Malak ganaron repetidas victorias contra la República, y en el transcurso establecieron un nuevo poderoso Imperio Sith. Durante dos años y medio la flota de Revan abrió una brecha en la flota de la República antes de que el Señor Oscuro fuese finalmente traicionado por Darth Malak y capturado por la Orden Jedi.

Gracias a la intervención de Bastila Shan, la mente de Revan estaba seriamente dañada pero aún con vida. Incapaces de restaurar la memoria del Señor Oscuro, el Consejo Jedi arregló lo que pudo de su dañada mente, programándole una nueva identidad: una leal a la República. Durante el siguiente año, Revan y un grupo de seguidores rastrearon la Galaxia en busca del origen de la fuerza numérica de Malak. A pesar de enterarse de su anterior identidad, rechazó el mal de su pasado, derrotando a Malak y terminando la gran guerra que él empezó y se ganó el nombre de Caballero Prodigio en la posteridad.

Un año más tarde, Revan partió de nuevo a las Regiones Desconocidas. Una antigua maestra Jedi suya, la anciana Kreia, creía que la brutalmente eficaz invasión de Darth Revan a la galaxia había sido parte de un complejo plan para asegurar la República de una amenaza por largo tiempo oculta conocida como los “Verdaderos Sith”, y dio a entender que Revan partió en solitaria búsqueda para derrotarles de una vez por todas.

Infancia[editar]

«Revan tenía una madre y un padre, parientes y ancestros, como todos los Jedi. Y cuando despertó su potencial, estuve allí para verlo. Pero dónde nació, de dónde viene, no lo sé, más en dónde camina ahora. Algunos dijeron que Revan nació en las Regiones Externas, más allá del Borde, y fue allí a donde fue durante las Guerras Mandalorianas… y después, fue la llamada del hogar.»―Kreia

Los detalles de la infancia de Revan están envueltos en el misterio, aunque se sospecha que nació más allá del Borde exterior. Cualesquieran que fueran sus orígenes, puede asumirse que su excepcional destreza con la Fuerza fue descubierta a una edad temprana y fue introducido en la Orden Jedi poco después.

El Jedi Revan[editar]

Inicialmente, Revan estuvo bajo la tutela de la Maestra Jedi Kreia en Coruscant; sin embargo, su hambre de aprendizaje era insaciable por lo que, junto con su amigo Alek Squinquargesimus más tarde conocido como Darth Malak visitaba al Maestro Zhar Lestin en busca de entrenamiento adicional. Su amor al conocimiento no pasó desapercibido por los Jedi más veteranos, aunque lo disculparon pensando que era simple ansia y exuberancia, palpando en Revan el destino de un futuro campeón de la Orden Jedi.

Finalmente, Revan dejó la tutela de Kreia por completo, empezando a estudiar bajo numerosos Maestros Jedi, incluyendo al anteriormente mencionado Zhar, así como los maestros Dorak y Arren Kae. Además, los rumores perpetuados por El Discípulo algunos años después sugerirían que Revan estudió intensamente el proceso de los enlaces de la Fuerza durante su aprendizaje.

También es posible que Revan buscara conocimiento de la antigua magia Sith en esta época, como aseguró convencido el Maestro Vrook Lamar. Cualquiera que sea la validez de estas acusaciones, después de su corrupción y paso al lado oscuro, el sentir general entre los Maestros Jedi en Dantooine fue que Revan había sido un padawan prometedor, pero testarudo, orgulloso e irresponsable al subestimar la peligrosa llamada del lado oscuro.

El Revanchista[editar]

Durante las tempranas escaramuzas del Borde Exterior entre la República y los Mandalorianos, Revan un ya conocido, poderoso y carismático Caballero Jedi; se movió por todas las partes de la Orden Jedi, argumentando tener un caso para la intervención de los jedi. Aunque al principio era una voz solitaria entre los Jedi, fue considerado como un cruzado Jedi por los medios de comunicación de la República, Revan gradualmente fue consiguiendo apoyos. El primero que apoyó la causa de Revan fue Alek, quien entonces ayudó a su amigo en el remoto reclutamiento.

Hacia finales del 3.964 ABY Revan, ahora considerado el Maestro honorario de los que lo siguieron, tomó la decisión de luchar frente a los mandalorianos contra los deseos del Consejo Jedi, para explorar las líneas enemigas, entre los que se le unieron se encontraba el Exiliado jedi. De camino, él y sus seguidores brevemente visitaron Taris. Era un conocido de Lucien Draay, Revan esperaba reclutar más Jedi para su causa en la academia de ese planeta, aunque ni Lucien o cualquiera de los otros Jedi de ese planeta estuvo dispuesto a unirse a él.

Algún día después de la salida de Taris, Revan dejó a la mayoría de sus seguidores en el planeta Suurja mientras él investigaba acontecimientos sobre Onderon y Dxun. Aunque él relatara sus conclusiones inquietantes al Alto Consejo Jedi un poco después de se iniciaran propiamente las Guerras Mandalorianas, el Consejo le dijo aún otra vez que no había ningún lugar para la Orden Jedi en la guerra y le envió a una misión de rescatar aquellos de sus seguidores que habían sido capturados durante la Cuarta Batalla de Suurja. Cuando él se marchó de la Cámara del Consejo, Revan se encontró con Lucien Draay una vez más y, después de una conversación breve sobre una verdad indefinida, él se marchó para completar su tarea.

En última instancia, sin embargo, los principiantes cautivos de Revan fueron salvados de los experimentos de sádicos Demagol por Zayne Carrick y Rohlan Dyre. Una vez reunido con sus discípulos, la campaña de Revan para la intervención Jedi en la guerra contra los mandalorianos siguió ... aunque de manera algo diferente que antes. Mientras que sus esfuerzos antes habían sido considerados una curiosidad a lo más, en el contexto de una Guerra Mandaloriana más grande él de repente se convertiría en una celebridad. Como el movimiento revanchista que él inició, los medios de comunicación de la República le situaron como el salvador que hace una cruzada, sin hacer caso al Alto Consejo Jedi. Aunque primero era mencionado como el Líder Revanchista en informes, pasó poco tiempo antes de ser conocido como: el Revanchista.

Revan siguió viajando por la Galaxia durante este tiempo, llevando su mensaje de intervención Jedi a todo quien le escuchara. Durante la Batalla de Serroco, mientras estaba en el planeta Cathar junto a Alek, él como muchos otros Jedi sintió una perturbación en la Fuerza causada por el ataque mandaloriano a Serroco. Lo único que fue capaz de decirle a su amigo fue: ¡Lo siento!

Un poco más tarde, Arkoh Adasca quiso venderle armas a su facción cada vez más grande entre los Jedi. Incapaz de asistir al negocio debido a que se requería su presencia en otra parte, Revan envió a Alek en su lugar.

Las Guerras Mandalorianas[editar]

Al comienzo de las Guerras Mandalorianas, la Armada Republicana se encontraba en una situación desesperada, y necesitaba bastante ayuda, por lo que recurrió al Consejo Jedi en búsqueda de ésta, pero éste rechazó la petición, ya que las "heridas" causadas por la reciente Gran Guerra Sith todavía estaban recientes, y el Consejo no quiso entrar en otro conflicto tan rápido. Además, sospecharon que había algo extraño en toda la situación pensando que la verdadera amenaza todavía no se había presentado. Pero no todos los Jedi aceptaron esta situación de inactividad.

Al ascender al rango de Caballero Jedi el poderoso y carismático Revan se convirtió en una figura admirada y temida por sus compañeros. Cuando la devastación producida en la Batalla de Cathar fue conocida, Revan se rebeló contra el Consejo, y pronto, cientos de Jedi (padawans, Caballeros e incluso Maestros), se sumaron a su aparente noble causa.

La entrada de Revan en el conflicto resultó ser un momento crucial de la guerra debido a que empezó a repeler los ataques de los mandalorianos. Elogiados como héroes de la República, Revan y Alek fueron promocionados en la comandancia del Ejército Republicano hasta que les fue concedido el control completo sobre un tercio de la flota republicana. Las inteligentes estrategias militares de Revan y su habilidad táctica fueron proclamadas por muchos como la salvación de la República, mientras que otros admiraban el coraje y fiera determinación de Alek por ganar a toda costa. Juntos, liberaron Taris, lucharon contra Cassus Fett el primer estratega mandaloriano en el Cúmulo Jaga, y erradicaron gran parte de la armada enemiga en el planeta Althir.

Sin embargo, algunos pusieron en cuestión los métodos calculadores y fríos que el Jedi estaba dispuesto a poner en práctica con el fin de obtener la victoria. Aunque las tácticas de Revan no tenían defectos y la furia de Malak era intachable, la pareja comenzó a utilizar las mismas tácticas que sus enemigos los mandalorianos.

En algún momento durante la guerra, Revan se encontraba buscando bases mandalorianas a lo largo de todo el Borde Exterior cuando recibió información de Malachor V, un planeta que los mandalorianos designaban como “prohibido”. En su superficie, Revan fue casi destruido por energía Sith, sin embargo, tan grande era su fuerza de voluntad que consiguió alimentarse del poder oscuro que atravesaba el planeta y no ser consumido. No obstante, aunque sobrevivió al encuentro, algo había cambiado...

Revan descubrió rápidamente la Academia Trayus, una antigua reliquia del viejo Imperio Sith. Lo que ocurrió en el corazón de éste oscuro lugar es completamente desconocido. Lo que es cierto es que Revan descubrió la existencia del Imperio Sith, que se pensaba totalmente vencido tras la Gran Guerra Hiperespacial, y la gran amenaza que todavía presentaba para toda la Galaxia. Llegó a la conclusión de que la República se encontraba pobremente equipada para defender la Galaxia de un enemigo tan potente, por lo que un nuevo gobierno debía formarse y un nuevo orden debía sustituir al antiguo: un imperio fundado sobre las enseñanzas Sith. Revan intentaría salvar la Galaxia a través de la conquista. En este momento oscuro, Revan abandonó por completo las enseñanzas de los Jedi adoptando el título de Señor Oscuro de los Sith y convirtiéndose en Darth Revan. Ya que con la manipulación de lado oscuro podría conseguir cientos de reclutas que no hubieran aceptado seguirle en esta empresa. Revan sacrifica su carrera de heroe y de jedi para salvar a la galaxia.

Durante sus estudios en Malachor V, Revan destapó eventualmente el rastro histórico de la Forja Estelar, una reliquia del Imperio Infinito de los Rakata, y un instrumento del lado oscuro capaz de producir vastas flotas aprovechando la energía de las estrellas. Aunque poseía un peligroso potencial para consumir aquellos que la utilizaban, descubrió el modo por el cual podría conquistar rápidamente toda la República y prepararla para el inminente ataque de los antiguos Sith. Para encontrarla sin embargo, necesitó encontrar varios Mapas Estelares escondidos a lo largo de toda la Galaxia.

Poco tiempo después, Revan volvió a la batalla, forzando una confrontación final con los mandalorianos sobre la superficie de Malachor V. Planeó activar un dispositivo (el Generador de Masas Sombra) inventado por un técnico iridoniano a su servicio, Bao-Dur, en el planeta de tal manera que la mayoría de la flota mandaloriana así como las fuerzas republicanas y Jedi que no le profesaban ferviente lealtad fueran destruidas. Confió está misión a un capaz General Jedi (más tarde conocido como el jedi exiliado) mientras él se enfrentaba en duelo singular con el propio Mandalore.

La batalla produjo catastróficas pérdidas en ambos bandos, y como Revan había planeado, condujo a muchos Jedi irrevocablemente al lado oscuro así como la derrota total de los feroces mandalorianos. Revan ejecutó a Mandalore el Último delante de los supervivientes denegándoles el derecho a elegir sucesor, requisando sus armas y armaduras, así como desmantelando sus droides de guerra Basilisco y condenándolos al exilio.

Los mandalorianos habían sido conquistados y sus restos desperdigados por toda la Galaxia.

Esta victoria aplastante sobre sus adversarios pese a las pérdidas republicanas hizo que Revan fuera proclamado héroe y salvador. Aunque, aquellos que le aclamaban ignoraban que las enseñanzas Sith se extendían sobre aquellos que le habían seguido a la guerra…

En el instante en que ganó esta batalla uno de los maestro no se sabe cuál predijo que el jedi Revan caería ante una fuerza mayor que él, y dijo "Los mandalorianos son peligrosos, pero en el momento en que se les atacará y se terminará esta guerra vendrá algo peor que los mandalorianos". La profecía era cierta, Revan se fue por el camino del lado oscuro. Había llevado a sus Jedi y tropas poco leales a la Batalla de Malachor, intentando que ambas amenazas fueran destruidas en una sola oportunidad. Tras la contienda, el propio Revan al descubrir la academia y sentir ese poder cayo ante el lado oscuro guiando también a los jedi y los soldados que estaban a su mando. En la Academia de Trayus se culturizaron en costumbres Sith. Así los caballeros jedi que contrariaron al Alto Consejo, se convirtieron en los futuros jedi oscuros del Imperio Sith de Revan y su seguidor Malak.

En lugar de volver a la República, Revan y Malak desaparecieron junto con su flota de la Galaxia conocida argumentando buscar los restos de la flota mandaloriana. En realidad, iban en búsqueda de la Forja Estelar. Tras esconder su flota, Revan y Malak recorrieron la Galaxia, buscando cualquier pista sobre los Mapas Estelares que revelarían la ubicación de la Forja Estelar.

La Guerra Civil Jedi[editar]

Cuando Revan y Malak volvieron al espacio conocido, se encontraban a la cabeza de una inmensa flota Sith invasora, habiendo reformado las antiguas fuerzas republicanas que les habían seguido anteriormente en la armada del nuevo Imperio Sith. La campaña de Revan, aunque sangrienta, estaba pensada para vencer a la República sin realizar daños a su infraestructura industrial. Bajo su mando, las fuerzas Sith sobrepasaron militarmente a planetas vitales que serían requeridos para defender la Galaxia ante la amenaza de los Verdaderos Sith. El plan de Revan intentaba mantener a la República intacta para su futura reconstrucción en la posguerra. Al menos, podía comenzar su misión con un ejército y una economía funcionales mucho mejores que empezar sin nada. Además, si se diera el caso de que fallara en su intento de conquistar la Galaxia, el resultado hubiera sido el mismo: una República fuerte, más capaz para defenderse a sí misma.

Revan inició las nuevas tácticas Sith que daban mayor importante a la discreción que a la fuerza bruta. Sus Asesinos Sith se infiltraron silenciosamente dentro de la República desde su base en Malachor V para matar y secuestrar a los Jedi por todo el espacio conocido. Revan reconstruyó plazas fuertes y academias en todos los mundos que poseían poderes ancestrales como Lehon, Dxun, y Korriban. En estos sitios sombríos, sus sirvientes llevaron Jedi cautivos y los convirtieron al lado oscuro. Utilizó droides asesinos como HK-47, para eliminar toda amenaza hacia la estabilidad de su Imperio Sith. Con Revan a la cabeza, los Sith forjaron importantes alianzas para conseguir el soporte para sus fuerzas. Conspiraron con la Corporación Czerka, una de las más ricas y poderosas en la galaxia, para conseguir los recursos necesarios y aseguraron sus relaciones diplomáticas con el planeta oceánico Manaan consiguiendo de esta manera poder exportar el agente curador denominado kolto.

Revan y Malak conocían por separado la verdadera naturaleza de la Forja. Ésta “deseaba” existir y haría cualquier cosa para mantenerse “viva”. Mientras Malak permitía que ésta le corrompiese como habían hecho anteriormente los rakata (se puede incluso decir que la Forja Estelar tuvo control sobre él), Revan minimizó su exposición a ella. Además, Revan no quería depender de la Forja Estelar, debido a que si su existencia fuese revelada a sus enemigos ésta se convertiría en el objetivo numero uno. Por tanto, utilizó una estrategia de intentar capturar los planetas y no destruirlos.

Los Sith ganaron batalla tras batalla hasta que una joven Jedi llamada Bastila Shan entró en el conflicto con su Meditación de Combate. Dicha habilidad era capaz de infundir un gran temor y desconfianza en los adversarios, mientras que los aliados se fortalecían física y mentalmente. Esta poderosa habilidad de la Fuerza incrementó la efectividad bélica de las fuerzas Republicanas. Sin embargo, aunque poseyeran este poder, las fuerzas republicanas sabían que no podrían resistir para siempre el empuje de los Sith. En un intento desesperado de finalizar la guerra, la República organizó una trampa para Revan y Malak, en la cual Bastila y un equipo de Jedi abordaron el buque insignia de Revan e intentaron arrinconar al Señor Oscuro en el puente de mando. Al ser uno de los más poderosos señores Sith de todos los tiempos, no hay duda de que Revan habría vencido a Bastila y los restos de la fuerza Jedi de asalto. Sin embargo, Darth Malak eligió este momento para atacar la nave de su maestro intentando matar tanto a Revan como a Bastila a la vez. Disparó a la nave desde un crucero de batalla cercano, pero falló en su intento. Traicionado inesperadamente por Darth Malak, los planes de Revan fueron rápidamente desechados por su violento aprendiz, que buscaba destruir la Antigua República por completo. Fue solamente la suerte, o la Fuerza, lo que mantuvo a Revan vivo.

Bastila Shan era la única miembro de la fuerza de asalto Jedi que quedó viva después de la ráfaga de turbo láser que impactó en el puente de la nave insignia. Tras recuperar el conocimiento, Bastila se encontró con el cuerpo destrozado de Darth Revan. El señor oscuro estaba casi muerto, sólo un pequeño aliento de la Fuerza le permitía seguir vivo. Por alguna razón, quizás su sentido del deber hacia la República, o simple prisa para salvar su vida; la joven Shan tomó la decisión de mantener a Revan vivo. Debido a éste acto, Bastila se conectó a Revan forjando un Enlace de la Fuerza muy poderoso.

Revan, se encontraba todavía en estado crítico y su mente permanecía gravemente dañada. Bastila le llevó ante el Consejo Jedi que reprogramó su mente rota para olvidar su antigua identidad y permitiendo a Bastila recobrar el subconsciente de Revan para encontrar una forma de vencer a la flota Sith que aparentemente se mostraba infinita. Usando sus vagas memorias, Revan estaba acometiendo su tarea original.

Revan vs Malak[editar]

El Consejo modificó la memoria de Revan y le asignó la identidad de un soldado de la República, Revan, bajo un nombre nuevo, sin conocer ni su verdadera historia ni su habilidad en la Fuerza, fue alistado como un soldado común en la armada republicana y asignado bajo la comandancia de Bastila en la Nave de Batalla Espiral Endar. Malak, pensando que su maestro había muerto, mandó todas sus fuerzas en la búsqueda de Bastila. Mientras orbitaba por encima del mundo de Taris, el Espiral Endar fue atacado y destruido por una flota Sith. Bastila consiguió escapar hacia la superficie planetaria, seguido por Revan y el fiel soldado republicano Carth Onasi. Los Sith bloquearon, Taris, intentando capturar a Bastila sin saber que la joven Jedi había sido hecha prisionera por una banda llamada los Vulkars Negros, que la ofrecieron como premio al que ganara un torneo de vainas como esclava. Revan consiguió rescatarla tras infiltrarse en el torneo y ganarlo. Mientras, Darth Malak, decidiendo que la búsqueda de Bastila se demoraba demasiado, dio la orden de destruir el planeta entero. Posicionándose estratégicamente, las naves de su flota bombardearon el planeta produciendo gran devastación. Revan, Bastila, y Carth, junto a su nueva tripulación, escaparon por poco a bordo del Halcón de Ébano, hasta esa fecha la nave personal del Señor del Crimen Davik Kang y la más rápida, a quien robaron la nave. Davik intentó parar a los ladrones. Sin embargo, murió debido al bombardeo.

Revan y sus compañeros escaparon a la plaza fuerte Jedi en Dantooine, donde Bastila convenció al consejo de la academia Jedi para entrenar de nuevo al amnésico Lord Oscuro en los caminos de los Jedi. Después de que Revan completara su corto entrenamiento, él y Bastila fueron enviados a una antigua estructura de piedra. Dentro, descubrieron un antiguo artefacto conocido como Mapa Estelar, una reliquia del largamente olvidado Imperio Infinito de los Rakata. Aunque el mapa no se encontraba completo, éste señalaba los mundos de Tatooine, Kashyyyk, Manaan, y Korriban, en los que otros Mapas Estelares podían ser encontrados. Solamente la información combinada de los 5 mapas podría permitir a Revan descubrir la situación del misterioso artefacto Rakata, la Fragua Estelar

Revan, Bastila, y sus compañeros viajaron a éstos mundos, siguiendo el camino que Darth Revan había tomado años atrás. En cada planeta, la poderosa aura oscura de los Mapas Estelares había creado condiciones peligrosas que hizo difícil su acceso. Además, la tripulación del Halcón de Ébano se encontró perseguida por Sith y cazarrecompensas, añadidos a los problemas que cada viaje les deparaba.

Cuando la tripulación intentaba llegar al cuarto Mapa Estelar (incluido el de Dantooine), Revan y sus aliados fueron capturados por el buque insignia Sith Leviatán. Tras haber escapado de su prisión e intentando llegar al Halcón de Ébano, Revan se enfrentó a Darth Malak, quien le reveló su verdadera identidad y le retó a un duelo, que culminó con la captura de Bastila por parte de Malak. Revan tuvo que cargar con esta dolorosa pérdida y con la terrible revelación hecha por Malak.

Tras encontrar por fin el último mapa estelar, la aventura llegaba a su fin con el descubrimiento de la Fragua Estelar en el Sistema natal de los antiguos Rakata

Después de ganar el apoyo de los Rakata, Revan tuvo que luchar contra Bastila. Después de interminables días de tortura a las manos de Malak. Bastila, finalmente había dado rienda suelta a sus sentimientos de odio y había caído en el lado oscuro, convirtiéndose en la nueva aprendiz del Señor Oscuro, (el anterior aprendiz de Malak, Darth Bandon, había sido vencido por Revan en la búsqueda de los Mapas Estelares).

En la cima del antiguo templo Rakata, Bastila intentó convencer a Revan para que readquiriera su título de Señor Oscuro de los Sith. Éste hecho marcó el punto cúlminante de la aventura de la Fragua Estelar, Revan, una vez más tendría que hacer una decisión que condicionaría el destino de la Galaxia.

Revan escogió el camino del Jedi, rechazando la tentación de Bastila. Furiosa, Bastila huyó a la Fragua Estelar. Revan y la tripulación del Halcón de Ébano la siguieron a la vez que la flota republicana comenzaba el asalto.

A bordo de la Fragua Estelar, Revan venció a las interminables oleadas de soldados Sith y Jedi Oscuros, demostrando su increíble poder en la fuerza y maestría en el uso del sable láser. Revan se enfrentó a Bastila una vez más, a la que tras derrotarla, intentó convencerla para que volviese al lado luminoso recordándole la poderosa unión de amor que se había formado en el curso de su aventura. Consiguió su objetivo y Bastila usó su meditación de batalla para ayudar a la República.

Por fin, Revan se enfrentó de nuevo a su antiguo amigo y aprendiz, Malak en un duelo épico, mientras que la flota republicana, ayudada por la Meditación de Batalla que anteriormente había diezmado sus fuerzas bombardeaba la Fragua Estelar. Durante el duelo, Malak succionaba la vida de Jedi apresados a los que no permitía reunirse con la Fuerza para proveer de más energía a la Fragua Estelar. Revan liberó (es decir, terminó por matar) tantos Jedi como pudo menguando la fuente de energía de Malak.

Finalmente, Malak sucumbió. Antes de la muerte de su antiguo amigo, Revan se disculpó ante Malak por su responsabilidad ante su caída al lado oscuro pese haber sido éste quien decidiera su propio destino. Malak, aceptó las disculpas dándose cuenta de ello y de que la situación hubiera podido ser al revés. No obstante, Darth Malak, Señor Oscuro de los Sith murió en la oscuridad y lamento, mientras la Fragua Estelar era destruida. Revan y sus compañeros fueron recibidos como héroes de guerra. Bastila y él confesaron mutuamente su amor pese a estar prohibido en las doctrinas en las que Bastila había sido adiestrada.

Epilogo de Guerra[editar]

Un año después de la muerte de Malak y el colapso del Imperio Sith, Revan se marchó tras haber recordado los restos del antiguo Imperio Sith que había descubierto cuando era Señor Oscuro. Deseando poner fin a la amenaza que suponía antes de que pudiera atacar a la frágil República, Revan se despidió de sus nueve compañeros de viaje, sabiendo que nadie al que amara podría acompañarle a los lugares que debía visitar.

Confió a Carth Onasi la seguridad de la República y se despidió de Bastila. Cuando Revan desapareció dejó el Halcón de Ébano con T3-M4 y HK-47 en Malachor V, en los confines del Espacio Conocido.

Un año Bastila Shan residió en Telos junto a Carth Onasi esperando la vuelta de Revan.

Se ha sugerido que T3 fue programado por Bastila para que volviese a la República si algo le pasaba a Revan para contactar con Bastila u otro Jedi. T3 volvió en el Halcón de Ébano y se encontró al Jedi Exiliado. Qué le pasó a Revan para activar la misión de T3 es desconocido aunque T3 bloqueó el ordenador de vuelo del Halcón de Ébano, posiblemente para esconder el paradero de Revan.

Aunque la guerra civil había llegado a su fin, la desaparición de Revan engendró el comienzo de una oleada masiva de asesinatos contra los Jedi que posiblemente se hubiera paliado si Revan hubiera elegido quedarse. Tras la desaparición de Revan, el grupo criminal tremendamente poderoso denominado El Intercambio, ofreció fuertes cantidades de créditos por las vidas de caballeros jedi, llegando a quedar vivos y activos menos de veinte. Los denominados Jedis Perdidos entre los cuales se encontraba el exiliado jedi su antiguo general y seguidor de las Guerras Mandalorianas o la propia Bastila Shan. La Guerra Civil Jedi culminó con el comienzo de la Primera Purga Jedi. Los restos corruptos de la República Galáctica, unidos a los jedi oscuros que en su día siguieron a Revan, se unieron bajo el estandarte de tres Lores Sith, los cuales gobernaron un Triunvirato Sith y comenzaron la persecución de todos y cada uno de los Caballeros Jedi. Hay quien dice que si Revan no hubiera abandonado el espacio conocido, su valor de líder y su carisma, así como su habilidad de combate habrían evitado la tragedia de la Primera Purga Jedi. Pero él se encontraba muy lejos en esos momentos.

El Legado Del Sith[editar]

«Mi tiempo aquí se ha terminado. Tomad lo que os he enseñado y usadlo bien.» ―Darth Revan

A pesar de que el finalmente rechazó el título de Señor Oscuro de los Sith y regresó al Lado luminoso de la Fuerza, su legado como un poderoso Maestro Sith viviría durante miles de años después de su desaparición y presunta muerte en un Holocrón que el construyo durante su periodo como Señor Oscuro. Escondido en el lejano planeta de Lehon el Holocrón de Darth Revan estuvo sin ser alterado en el Templo de los Antiguos por casi tres mil años.

Volviéndose obsesivo con el conocimiento y destreza de los antiguos Sith, particularmente en Revan, Darth Bane recientemente auto-proclamado Señor Oscuro viajo al lejano planeta de Lehon en busca del poder suficiente para derrocar al régimen existente Sith, la Hermandad de la Oscuridad. Una vez allí, el descubrió el holocrón de Revan y al recibir la información y capacitación que a su juicio superaba la totalidad de los archivos de la academia Sith de Korriban, el después de obtener todos las enseñanzas del Holocrón de Darth Revan, Bane lo destruyo ya que se le había acabado la energía al Holocrón y por que al no ser de más utilidad no servía para nada y además esa es la manera de pensar de los Sith.

Parcialmente a través de la sabiduría y la filosofía Sith que se le impartió por Revan, Bane, iba a adquirir la fuerza, el poder, y los conocimientos necesarios para reformar a los Sith tan pronto como la Hermandad de la oscuridad se destruyo en la Batalla de Ruusan el estableció la Regla de Dos , por lo tanto, él creo una nueva Orden Sith que pudo derribar a la República Galáctica y exterminó a casi toda la Orden Jedi.

Además, el zelosiano Darth Rivan pudo escoger su nombre de un manuscrito dañado en el que identificado erróneamente "Rivan" en lugar de Revan.

Revan y Darth Vader[editar]

Muchos han señalado algunas notables similitudes entre Revan y otro Señor Oscuro de los Sith, Darth Vader. Ambos fueron considerados poderosos usando la Fuerza en su tiempo, a la vez que consumados guerreros que cayeron al lado oscuro de la Fuerza al final de grandes conflictos galácticos: las Guerras Mandalorianas y las Guerras Clon respectivamente. Las identidades de ambos personajes sufrieron cambios drásticos como consecuencia de duelos de sables de luz (aunque los de Revan fueron mentales, mientras que los de Vader fueron físicos). Tanto Vader como Revan construyeron y perdieron droides de protocolo, reuniéndose con ellos en el mismo planeta, Tatooine debido a la Fuerza. Los dos señores oscuros adquirieron vestimentas parecidas, trajes oscuros y armadura con la cara cubierta con una máscara metálica para atemorizar a sus enemigos. Y por último, ambos volvieron al sendero de la luz.

Amnesia[editar]

Algunas incertidumbres quedaron preocupando a la secuencia de eventos que causaron la amnesia de Revan. En el material de la fuente principal, Star Wars: Caballeros de la Antigua República, dos explicaciones aparentemente contradictorias son mostradas. Bastila Shan le dice a Revan, "Cuando Malak le disparó a tu nave estabas muy mal herido. Pensamos que habías muerto. Tu mente había sido destruida"; sin embargo, todas las otra fuentes en el juego y fuentes posteriores, incluyendo The Chronicles of the Old Republic, The New Essential Chronology, y el Databank de StarWars.com, claramente reporta que el Consejo Jedi eliminó la memoria de Revan.

The New Essential Chronology afirma que "El Consejo Jedi no optó por no encarcelar o ejecutar a Revan. En lugar de ello exploraron con la Fuerza las memorias del cerebro del Jedi Caído, colocando a Bastila a cargo del poderoso guerrero quien ahora era menos que un espacio blanco."

En cualquier caso, Revan había recuperado las memorias tomadas por el Consejo Jedi cuando él y su equipo se infiltró en la Forja Estelar. The New Essential Chronology afirma que, "Ayudado por toda la flota de la República, Revan—ahora en posesión de las memorias que el Consejo le había borrado—asesinó a Malak y destruyó la Forja Estelar sobre Rakata Prime." Sin embargo, según Bastila, Revan nunca podría recuperar toda su memoria: "Revan, tu mente estaba muy mal dañada para poder recuperar todas tus memorias. Pero tu poder, tu fuerza de voluntad, la esencia de quien y que eres: ¡esas cosas permanecen!"

El Final De La Oscuridad[editar]

Aceptando la oferta de Bastila, Revan mató a los jedi Jolee Bindo y Juhani que le habían acompañado al Halcón de Ébano e informó de la ausencia de estos a la sorprendida tripulación. Aturdido por su retorno al lado oscuro, Carth Onasi escapó, dejando a Mission Vao a merced de Revan (el cual la mató con sus propias manos o utilizó sus poderes mentales para convencer al wookie Zaalbar que la matara)

Volando hacia la Fragua Estelar, Bastila usó su Meditación de Batalla para diezmar la flota republicana y permitiendo entrar a Revan en las profundidades de la Fragua para luchar con Darth Malak. Venciendo a Malak, Revan recobró su puesto como Señor Oscuro de los Sith.

Usando los recursos de la Fragua Estelar, Revan creó una flota infinita que se enfrentó a la República. Sorprendentemente, Revan paró rápidamente su ofensiva. Se consideró estúpido que Revan no atacara la estructura industrial de la República y aún más que parara la creación de nuevas naves tan rápido. Bastila Shan, en un holocrón descubierto en Korriban, informaba que Revan se había desvanecido misteriosamente un día.

La emperatriz entre su estudiante y su novio, y sin un fuerte seguidor del lado oscuro que la guiase, la Fragua Estelar se colapsó y fue destruida por la República. Se ha asumido que Darth Revan visitó todas sus plazas fuertes buscando algo todavía desconocido. Sin embargo, se sabe que se dirigió a las Regiones Desconocidas intentando parar algo poderosamente amenazante, algo aparentemente responsable de la invasión de los Mandalorianos. La antigua maestra de Revan, Kreia, sugirió que Revan estaba buscando el Imperio Sith original. La Revan mujer también tiene una posible redención de último minuto.

Poderes y habilidades[editar]

Revan tenía una gran variedad de destrezas y habilidades. Las más prominentes son enumeradas a continuación:

Dominio de Fuerza

Revan fue un estudiante increíblemente talentoso y diligente de la Fuerza—tal vez el más talentoso de todos los tiempos y finalmente, por todas las cuentas, se convirtió en un practicante muy poderoso de la Fuerza. Como uno de los pocos individuos en la historia galáctica que llegan a la cima del poder Sith y regresar a los Jedi, él probó ser muy talentoso en el uso de los poderes del lado luminoso y oscuro de la Fuerza.

Comandante militar

Revan a menudo era acreditado como un brillante estratega y táctico. Ciertos individuos, como Canderous Ordo, llegaron tan lejos que casi todo el éxito de la República durante las Guerras Mandalorianas estaba en sus hombros. Del mismo modo, antes de su captura durante la Guerra Civil Jedi, había aquellos que creían que solo era cuestión de tiempo antes de que conquistara toda la galaxia. Para los mandalorianos, Revan fue un oponente muy digno uno que encarnaba sus filosofías y les mostró sus debilidades. Por otra parte, los echani, creyeron que Revan representaba el epítome de lo que uno podía lograr en el arte de la guerra, y que su habilidad nació de una avanzada precognición de la guerra.

Duelista

Aparte de sus dominios de ambos lados de la Fuerza, Revan también fue un guerrero muy habilidoso. Él derrotó un número de personajes de un alto perfil y ganaba combatientes durante las Guerras Mandalorianas y la subsecuente Guerra Civil Jedi. Algunos de los grandes guerreros del tiempo de Revan no eran un reto para él, incluyendo al general echani formal y senador Yusanis, Mandalore el Máximo, y Darth Malak quien era clasificado como uno de los espadachines habilidosos de la era. Tal vez una de sus hazañas más impresionantes fue la de matar con una mano a un par de terentatek en lo profundo de la tumba de Naga Sadow.

Líder

Revan fue ampliamente considerado como un líder increíblemente carismático. En una edad relativamente joven, él se las arregló para persuadir a una significante porción de la Orden Jedi para que se rebelaran contra el Alto Concejo al unirse al movimiento Revanchista en la batalla contra los mandalorianos. Del mismo modo, al final de la guerra, todos excepto uno de los Jedi que lo seguían la Jedi Exiliada fueron convertidos al lado oscuro de la Fuerza. Sin embargo, es posible, dado su estudio y aparente entendimiento de las técnicas de unión de la Fuerza, que estaba utilizando deliberadamente un proceso similar al que llevaba a cabo la Jedi Exiliada. Esto pudo haber sido apoyado por Kreia, quien le dijo a la Jedi Exiliada que manipular y usar a sus seguidores a través de la Fuerza habría sido el "camino de Revan." Del mismo modo, Kreia sugirió que la razón del éxito de Revan en la conversión de tantos Jedi al lado oscuro fue porque él entendía como tomar ventaja de las heridas en la Fuerza.

Políglota

Revan tenía una notable afinidad para los lenguajes, como Básico, Mando'a, Skyriiwook, Binario, y los lenguajes Rakata y Selkath. Se desconoce si se trataba de una comprensión intuitiva nacida de su sensibilidad a la Fuerza o al resultado de sus anteriores aplicaciones de técnicas de la Fuerza, pero El Único dijo que, durante su tiempo como Lord Oscuro de los Sith Revan arrancó el lenguaje de uno de los rakatanos. Curiosamente, él era incapaz de entender el lenguaje de los Moradores de las Arenas, necesitando del uso de HK-47 como traductor.

Autor

Durante su reino como Lord Oscuro, Revan escribió un libro titulado Los Rakatanos y el Mundo Desconocido. Aproximadamente 3.000 años después, el libro todavía estaba en los archivos de la Academia de Korriban. Es posible que Revan haya escrito más volúmenes durante su tiempo como Lord Oscuro.

Mecánico

Revan fue aparentemente, como Anakin Skywalker un milenio después, un mecánico habilidoso. Según Kreia, la primera de sus cualidades, Revan exhibió un talento natural e interés en la maquinaria, particularmente droides. Mientras que Kreia celebraba un gran orgullo por las habilidades únicas con la Fuerza de padawan, sin embargo, estaba confundida por la preferencia de Revan hacia los droides ya que ella podía encontrar poco o ningún interés en "todas las cosas muertas a la Fuerza." Años más tarde, Kreia le dijo a el Exiliado que ella creía en el talento de Revan para la construcción de droides derivado de su deseo de los seguidores que obedecieran sus ordenes sin ninguna pregunta. Con esto en mente, Revan tendría éxito en crear a su droide ideal poco después de recrearse a sí mismo como Lord Oscuro de los Sith. Poco después de la Batalla de Malachor V, él construyó un "droide de protocolo" sofisticado, HK-47. Él también mostró ésta habilidad durante la búsqueda de la Forja Estelar, cuando fue capaz de reparar a HK-47 lo suficiente como para recuperar muchas de sus antiguas memorias y programas de combate. Sin embargo, las memorias de HK de su servicio anterior con Revan se quedarían bloqueadas profundo en su núcleo de memoria e intocable hasta que Malak revelara al reprogramado Revan su verdadera identidad. Él probó ser un experto en la reparación de droides abandonados, decomisados, u oxidados que se encontraba en su viaje y los podía reprogramar para que lucharan a su lado.

Corredor de Swoop

Revan probó ser un experto en carreras de motos swoop. Su primer conocimiento del deporte fue en Taris, donde derrotó al corredor veterano Vulkar Negro Redros, tomando el Campeonato del Sector para ganar la libertad de Bastila. Él siguió compitiendo profesionalmente, finalmente ganando los campeonatos de sectores de Tatooine y Manaan.

  • El nombre de Revan puede ser el derivado de una palabra inglesa. Algunos han sugerido Raven o Revenge(venganza) considerado su victoria final sobre su aprendiz.
  • Del latín puede haber derivado de las palabras revenio (volver) y revalesco, (recobrar) ambas palabras correspondientes a puntos del argumento en KOTOR.
  • Revenant (derivado de la palabra anteriormente señalada) también puede ser otra posibilidad. Ésta palabra suele ser utilizada en la Fantasía para referirse a criaturas que vuelven de la muerte para cumplir un determinada misión (normalmente, pero no siempre, vengar su propia muerte) También puede significar “alguien que vuelve tras una larga ausencia”
  • Sin embargo debemos notar que ni Darth Malak ni Revan eligieron nuevos nombres Sith sino sus nombres reales.

Caballeros de la Antigua República Videojuego[editar]

Sexo

Aunque el sexo de Revan es elegido por el jugador, el canon oficial de Revan ha sido confirmado como masculino por Leland Chee.

En Star Wars: Caballeros de la Antigua República II: Los Señores Sith, si el jugador elige no definir el sexo de Revan durante una importante conversación con Atton Rand, el juego establece predeterminadamente a Revan como un jedi seguidor del lado luminoso. Sin embargo hay que notar, que Atton al principio asume que Revan es una mujer. Puede ser un error, o un intento de esconder su pasado. Bastila también se refiere a Revan como “ella” aunque Bastila sabe la verdad sobre su sexo. La actual apariencia física del personaje no ha sido definida oficialmente

Si el jugador define a Revan como una Jedi seguidora del lado luminoso, Bastila nunca aparece en el juego y se centra más en Carth Onasi y su relación amorosa. Hablando como el Jedi Exiliado al final del KOTOR II, el jugador se entera de que Revan permaneció con Carth después de la destrucción de la Fragua Estelar. Tras un tiempo, Revan se volvió más distante y finalmente advirtió a Carth de una amenaza detrás de la de los Mandalorianos (presumiblemente el Antiguo Imperio Sith) que se encontraba más allá del círculo exterior.

Alineamiento

Aunque el jugador del juego puede elegir el destino de Revan siguiendo el camino del Jedi redimido o por el contrario terminar siendo el renovado Señor Sith, aunque el fin canónico establece que retorna al lado luminoso de la fuerza. Ésta decisión sigue la práctica habitual de LucasArts, donde el guion de todos los videojuegos termina con la victoria de la luz.

Formas de combate con el Sable láser

El jugador puede escoger entre varios estilos de lucha en el juego dependiendo del tipo de sable láser. De esta forma puede luchar con un sólo sable láser, uno doble o bastón láser o con dos sables láser (forma conocida como Forma X: Niman / Jar'Kai). En Los Señores Sith, el Exiliado tiene una visión de Revan luchando utilizando la técnica Jar'Kai con un sable rojo y otro púrpura en cada mano. Sin embargo la principal referencia canónica al estilo utilizado en el primer juego es el video en el que Darth Revan se enfrenta a Bastila y otros dos Jedi en el buque insignia de Revan. En este video, blande un único sable láser. Además en el cómic Shadows and Light, Duron Qel-Droma tiene una visión de Revan en el que también blande un único sable láser, sin embargo cabe destacar que Sora Bulq, el famoso espadachín de dos sables láser del Universo Expandido de las Guerras Clon usó sólo uno en la película Star Wars Episodio II: El Ataque de los Clones. Por lo tanto, que Revan usara en algún momento un único sable láser no descarta la posibilidad de que practicase Jar'Kai.

Como en el primer juego no se incluían los siete estilos de combate con el sable láser, no se conoce el que podría utilizar Revan.

Color del sáble láser

Al igual que el tipo de sable láser, el jugador puede elegir su color si bien al principio corresponde con la clase que elige el jugador (verde para el Cónsul Jedi, amarillo para el Jedi Centinela o azul para el Jedi Guardián), el color canónico es el azul como enseña el cómic Shadows and Light durante la visión de Duron Qel-Droma. Este color podría corresponder al poderoso Manto de la Fuerza, cristal legendario que Revan obtuvo durante su aventura en la Fragua Estelar. Éste cristal producía una hoja de color azul cyan.

Fuentes[editar]