Críticas a los vehículos deportivos utilitarios

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
BMW X3, un SUV de lujo.
Audi Allroad, uno de los primeros SUV.
Chevrolet Suburban, una de las SUV más exitosas del mercado norteamericano.

Las críticas a los vehículos deportivos utilitarios son la expresión de desacuerdo con los SUVs realizadas por varios grupos, organizaciones e individuos. La crítica está relacionada con los riesgos que derivan por el uso de dichos vehículos al resto de viandantes, al medio ambiente; y a la falsa ilusión de sus beneficios para los propietarios.

Seguridad[editar]

La mayoría de las críticas hacia estos vehículos están dirigidas a su seguridad y a la de los demás.

Vuelco[editar]

El elevado centro de gravedad de los SUV les hace más propensos al vuelco y a tener un accidente que un vehículo corriente, especialmente si abandona la carretera o realiza maniobras peligrosas o de emergencia. Las estadísticas del Servicio Estadounidense de Seguridad en Autopistas muestran que la mayoría de los coches de pasajeros tienen un 10% de probabilidades de volcar; mientras que las de un SUV varían entre el 14% de un Ford Edge a un 23% de un Ford Escape. Muchos SUV modernos están equipados con ESP(Control de estabilidad) para evitar en medida de lo posible, y siempre dentro de las leyes de la física, los vuelcos en superficies lisas. Aunque hasta un 95% de los vuelcos son "provocados", ya que el vehículo golpea elementos bajos, como un bordillo o un bache, haciéndolo volcar.

El portal asegurador británico confused.com, publicó en un informe los 10 vehículos que eran más propensos a sufrir un accidente. 6 de los 10, eran SUV. Entre los 10 modelos que menos accidentes sufrían, no había ninguno.

Riesgos para otros conductores[editar]

Debido al gran peso y altura de los SUV y sus chasis rígidos, estos vehículos pueden comprometer la seguridad en las carreteras. Estas características anteriormente nombradas, que quizás den ventaja a sus ocupantes, casi siempre suponen un riesgo para los pasajeros de otros vehículos menores en accidentes que involucren a varios coches, particularmente en impactos laterales. Las estadísticas para el tráfico norteamericano demuestran que los vehículos más pesados están involucrados en un mayor porcentaje de accidentes fatales que los turismos.

En algunas zonas de Europa se prohíbe instalar defensas delanteras en forma de barra de acero; que, en Australia y EEUU se usan para proteger el vehículo de choques contra objetos naturales.

Innovaciones[editar]

En los últimos tiempos, los fabricantes equipan a sus vehículos con parachoques a la altura de los turismos normales, con el objetivo de que se reduzca el riesgo de que estos se "cuelen" por debajo al chocar.

Visibilidad y retroceso[editar]

Debido a las grandes proporciones de los SUV, se pueden crear problemas de visibilidad para el resto de conductores, al reducir su área de visión sobre los semáforos, señales, y otros vehículos sobre la carretera. Los conductores de los SUV sufren de una pobre visibilidad lateral y, sobre todo, trasera. Esto ha hecho que haya surgido el problema de las muertes al retroceder; ya que los vehículos en cuestión atropellan a niños pequeños cuando se desplazan hacia atrás. El problema se ha extendido tanto que los fabricantes han empezado a instalar pequeñas cámaras situadas en la parte trasera del coche para que el conductor pueda ver lo que sucede tras él.

Grandes dimensiones en espacios reducidos[editar]

Las grandes carrocerías de los SUV implican que ocupen un gran porcentaje de los carriles, dejando un margen muy escaso para el error. Esto es particularmente significativo en las calles estrechas que se encuentran en zonas urbanas. También tienen dificultades para el aparcamiento y dificultan el tráfico cuando se aparcan en línea con la carretera.

Psicología[editar]

Los conductores de estos vehículos se sienten mucho más seguros que cuando se suben a otros automóviles. La gran altura proporciona una mejor visión del espacio que les rodea a él y a los pasajeros. El hecho de que tengan que mirar hacia abajo les proporciona una sensación de poder; lo que añadido a las grandes dimensiones y el elevado peso hacen que los ocupantes se sientan muy seguros.

Un estudio llevado a cabo en Wellington, Nueva Zelanda; demuestra que los conductores de un vehículo deportivo utilitario tienen un 55% más de tendencia a conducir con una sola mano sobre el volante que los conductores de vehículos comunes. Esto se relaciona con una sensación falsa de seguridad comparado con los conductores de coches menores.

También se ha destacado del hecho de que su popularidad hace que sus compradores se fijen más en la seguridad pasiva que la activa. Se ha demostrado que sus conductores suelen dejar de media 9 metros menos de distancia de frenado porque creen que corren menos riesgo a la hora de esquivar otros vehículos sobre la carretera. Si se incluye la opción de muchos SUV de equipar tracción a las cuatro ruedas, dicha sensación aumenta, aunque de ninguna manera mejora la frenada. Para acabar, cuando un conductor se siente seguro sobre un vehículo, ese vehículo se vuelve menos seguro; y viceversa. La seguridad de un vehículo tiene que ver con la noción de su conductor de que no tiene todo bajo control.

Peso[editar]

El elevado peso de algunos de los SUV limita su uso en ciertas carreteras rurales. Dichas leyes raramente se hacen cumplir, pues están clasificados como vehículos de pasajeros y no vehículos comerciales. Afortunadamente, dichos caminos no son una ruta común para estos vehículos, ni están presentes en las ocurrencias de sus conductores. Además, las carreteras antiguas están dejando paso a otras más modernas, más anchas y seguras con anchura suficiente como para poder soportar tráfico de un peso más alto.

Tamaño[editar]

La longitud y la anchura de los grandes SUV causan numerosos problemas en las áreas urbanas. En zonas con espacio para aparcar limitado, los SUV han sido criticados por aparcar en plazas señaladas para coches pequeños ó compactos, ó para aquellos que son más estrechos que los grandes SUV. Las críticas han declarado que esto causa problemas tales como el menor uso del espacio adyacente, reducida accesibilidad hacia un espacio también adyacente, bloqueo del espacio de maniobras y daños producidos por las puertas de los SUV que golpean contra las de los demás vehículos.

Economía de uso[editar]

La popularidad de los vehículo deportivos utilitarios han hecho que en los últimos tiempos se consuma más combustible del necesario. Los SUV son mucho menos eficientes que los vehículos comunes. En los Estados Unidos, su popularidad se debe a que son clasificados por el gobierno como camiones ligeros, con una normativa sobre consumos poco estricta.

El diseño de estos vehículos está plagado de detalles poco eficientes: Gran altura, que empeora la aerodinámica; suspensiones reforzadas y grandes motores, que contribuyen al aumento de peso; y neumáticos de campo, de mucha fricción que aumenta el consumo.

He aquí una tabla con los consumos medios de los automóviles que circulan por las carreteras de los Estados Unidos:[1]

Tipo Anchura Altura Peso Consumo de combustible en uso mixto
SUVs 187cm 180cm 1924 kg 12,26 L/100km
Monovolúmenes 193cm 178cm 1939 kg 11,55 L/100km
Berlinas 179cm 146cm 1426 kg 8,73 L/100km
Honda Insight 169cm 135cm 839 kg 3,7 L/100km
Nissan Leaf 177cm 155cm 1,521 kg 0 L/100km

Deportividad[editar]

Las características técnicas de los SUV son tales que, tanto por potencia como por tamaño, hacen que sus conductores piensen que conducen un automóvil deportivo. Es algo erróneo en todos los términos. Cierto es que disponen de motores con gran potencia, pero debido a un peso demasiado alto, unos neumáticos inapropiados o unas suspensiones no acertadas impiden un comportamiento limpio, pues ciertamente tienen un carácter subvirador; además de una tendencia al vuelco.

Al sacarlo de la carretera asfaltada, la elevada carrocería del modelo da al conductor una sensación de ir a una distancia prudencial del camino, por lo que le incitan a recorrer rutas más complicadas. Esto lleva a muchos coches a quedarse atascados en caminos embarrados o difícilmente accesibles. Los SUV normalmente traen equipados de fábrica unos neumáticos de bajo perfil, con un dibujo diseñado para el asfalto y un compuesto duro para reducir el consumo, que impiden un avance correcto sobre terrenos difíciles o escarpados.

Prácticas de venta[editar]

También se critican las técnicas de venta usadas en los SUV. Los anunciantes y fabricantes por igual han sido atacados por el uso de la naturaleza. Se han citado anuncios de SUV en los que se muestran el producto siendo conducido por una zona natural, aunque la mayoría nunca se conducen fuera del asfalto. Incluso su nombre ha sido criticado por las connotaciones de zonas exóticas y salvajes, tales como Chevrolet Tahoe, Dodge Durango ó GMC Denali; o nombres agresivos, como Ford Explorer, Chevrolet Blazer ó Jeep Commander; hasta de la no necesidad de un camino, ya sean Nissan Pathfinder, Mitsubishi Outlander, Land Rover Freelander ó Audi Allroad, que poco tiene que ver con un uso típico y diario de un SUV, el transporte por ciudad.

Beneficios fiscales[editar]

En los Estados Unidos, el "Subsidio SUV" permite a los pequeños comerciantes descontar hasta 25.000 $ del coste de un vehículo nuevo que tenga un peso mayor a los 2.722 kg de su declaración de impuestos; mientras que para un vehículo de pasajeros sería un máximo de 10.610$. Esto proporciona un pequeño incentivo a los comerciantes para adquirir un SUV. Anteriormente, dicho subsidio alcanzó los 120.000$, siendo objeto de numerosas críticas.

Contaminación[editar]

Debido al alto consumo de combustible de los SUV, se generan grandes cantidades de agentes contaminantes, principalmente dióxido de carbono, expulsadas a la atmósfera durante su vida útil.

El periódico británico The Independent' mostró en un estudio realizado por CNW Marketing Research que las emisiones de CO2 en exclusiva no muestran el coste ambiental de un vehículo. El periódico mostró que era más adecuado llevar a cabo un cálculo de coste de energía durante la vida útil del vehículo; desde su creación hasta su destrucción. Por dicho motivo, en una lista se establecieron modelos como el Jeep Wrangler por encima del Toyota Prius y demás vehículos híbridos sobre modelos mas ecológicos disponibles en el Reino Unido. El informe también declaró que Toyota no se aclara sobre la proporción entre la energía que se consume al crear un coche y la que se consume durante su uso. CNW dijo que el 80% de la energía se invierte en la producción y el 20% restante en su uso; Toyota dijo lo contrario.[2] [3] [4]

La revista Top Gear, en un artículo basado en la búsqueda del coche más ecológico, clasificó al Land Rover Defender al mismo nivel que el Honda Insight, según ellos debido a que "el 75% de los Defender construidos hasta hoy siguen en la carretera".[cita requerida]

Las preocupaciones sobre el consumo de combustible y el subsecuente aumento de la polución han llevado a varios grupos ecologistas, tales como Frente de Liberación de la Tierra, ó Les Dégonflés, a buscar concesionarios de SUV y vehículos de este tipo ya adquiridos para ejercer el ecoterrorismo. Los actos pueden variar desde la destrucción o el incendio hasta el simple desinflado de ruedas.

Términos despectivos[editar]

  • Victoria, Australia: Se suelen llamar en algunas ocasiones "tractor de Toorak".
  • Dublín, Irlanda: Han adquirido el apodo de "tractor de Donnybrook", o "tractor D4", haciendo referencia a una zona adinerada de la ciudad en la que las únicas zonas verdes son la mediana de la autovía N11, Herbert Park, y los jardines de la ciudad.
  • Inglaterra: Es frecuente oír de forma despectiva "soft tractor" ó "tractor de Chelsea", debido a su popularidad entre las familias adineradas del centro de Londres. Sus propietarios manchan sus coches de barro para evadir las críticas.
  • Nueva Zelanda: Se llaman "tractor de Fendalton" ó "tractor de Remuera" debido a los caros barrios de Christchurch y Auckland, respectivamente.
  • Noruega: Los "bourse tractor" son llamados así por los estereotipos.
  • Rusia: Se llaman "todoterrenos de parquet" debido a sus limitadas capacidades camperas.
  • Países Bajos: Es frecuente el uso del término "tractor de PC Hooft" por la calle de compras más exclusiva de Ámsterdam. En todo el país son criticados por razones parecidas, y muchos protectores del medio están presionando al gobierno para reducir el espacio de aparcamiento en las calles.
  • Grecia: A los propietarios de los SUV son apodados a veces "Granjeros de Kolonaki" (Αγρότες του Κολωνακίου), haciendo referencia a Kolonaki, una zona elegante de Atenas.
  • Suecia: En un país donde los SUV no están considerados un símbolo de estátus social, se habla de "Stadsjeepar", que significa "Todoterreno de ciudad".
  • Estados Unidos: El término SUV ha derivado en múltiples siignificados: "Suddenly Upsidedown Vehicle" (Vehículo de vuelco repentino), ó Shopping Utility Vehicle (Vehículo de ir de compras).
  • España: Aunque no es común, se puede oír a gente refiriéndose a ellos como "Máquinas de quemar gasoil", "tanques", "coches de ruedas gordas" , "todoterrenos de palo" o "todoterrenos de ciudad".

Referencias[editar]

Véase también[editar]

Vídeos[editar]