Cordillera de la Costa (Venezuela)

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Cordillera de la Costa
Serranía de la Costa
Wikipedia Cordillera de la Costa.JPG
Coordenadas 10°N 65°O / 10, -65Coordenadas: 10°N 65°O / 10, -65
[editar datos en Wikidata ]

La Cordillera de la Costa es una unidad orográfica, se localiza en la parte septentrional del país, se extiende entre la depresión del Yaracuy al oeste y, el Océano Atlántico al este. Representa un complejo sistema integrado por formaciones montañosas, colinas, valles longitudinales y depresiones interiores, cuya extensión aproximada es de 53.000 kilómetros cuadrados flanqueada al norte por el mar Caribe y al sur por la Depresión Central Llanera.

En su seno nacen importantes ríos. Algunos vierten sus aguas en el mar Caribe, otros hacia el lago de Valencia o el río Tuy. Entre los más importantes están: el río Guaire, que atraviesa la ciudad de Caracas, el río Tuy, el Todasana y el Caucagua. El conjunto de los dos ramales suele conocerse como la Cordillera Caribe.

Constitución y Relieve[editar]

La Cordillera de la Costa está constituida por rocas ígneas y metamórficas; sin embargo, en la parte sur del sistema, en la cadena del interior, afloran también rocas sedimentarias formadas entre el Cretáceo y el Paleoceno. Las partes más antiguas de la Cordillera de la Costa son los complejos ígneos metamórficos de El Tinaco y Sebastopol.

Este sistema montañoso se considera como la continuación estructural del arco insular caribeño y presenta como una de sus características notorias, el hecho de estar cortadas en varios lugares por abras o pasos que facilitan la comunicación entre los valles interiores y el mar, como es el caso de las Trincheras y Tacagua y entre esos mismos valles con los llanos, a través de Tinaquillo y La Puerta.

La depresión del río Unare divide la Cordillera de la Costa en dos grandes tramos, el central y el oriental.

El tramo central[editar]

El tramo central de la Cordillera de la Costa se inicia con el Macizo de Nirgua al oeste y se extiende hasta la depresión de Unare en el este. Sus mayores elevaciones son la Silla de Caracas (2.640 metros), El Ávila (2.159 metros) y el Pico Naiguatá (2.765 metros).

El tramo oriental[editar]

La Cordillera de la Costa en su tramo oriental, se extiende desde la depresión de Unare hasta el océano Atlántico en los estados Anzoátegui, Monagas y Sucre tiene su mayor elevación en el Cerro Tristeza (2.610 metros) punto de triple frontera de los tres estados y el Pico Turimiquire (2.595 metros) en el estado Sucre.

La cadena del litoral al norte y la cadena del interior al sur[editar]

La cadena del litoral en el tramo central de la Cordillera, va paralela al mar, con el que entra en contacto directamente, de tal manera que la llanura costera y la plataforma continental son muy estrechas, lo que ha originado la formación de costas altas. En su tramo oriental, la cadena del litoral está representada por las Penínsulas de Araya y de Paria, cuyas alturas rara vez sobrepasan los mil metros. La orografía peninsular constituye una estrecha cumbrera a dos aguas, muy denudada, cortada abruptamente sobre el mar, al norte; mientras que al sur se abre en pequeños valles transversales.

La cadena del interior constituye la faja montañosa meridional de la Cordillera de la Costa. Comienza a elevarse al sur de la depresión del Lago de Valencia y termina cerca de Caripito al oeste. El tramo central de la cadena del interior está formado por varios ejes montañosos, que configuran numerosas filas longitudinales, de orientaciones diversas. Se trata de un relieve muy disectado como consecuencia de la erosión. La cumbre máxima es el Cerro Platillón (1.930 metros) en el estado Guárico.

Al sur de estas formas montañosas principales, encontramos unas formaciones calizas que originan montañas aisladas, conocidas regionalmente como morros y entre los cuales destacan los de San Juan (estado Guárico), San Sebastián (estado Aragua) y Macaira (estado Guárico). Estos morros están formados por rocas calizas, que se depositaron bajo las aguas que cubrían esta zona en el Cretáceo y el Eoceno. Las fuerzas tectónicas plegaron el área; el calor y la presión metamorfizaron las calizas y las hicieron más resistentes que las rocas más próximas, las cuales fueron destruidas por la erosión.

Más hacia el sur, adosado a esta formación de morros, encontramos un paisaje caracterizado por pequeñas elevaciones que escasamente sobrepasan los 300 metros, constituidas por areniscas cubiertas por conglomerados, son las galeras, entre ellas se distinguen las galeras de El Pao y las de Ortiz.

En el Macizo hay líneas de fallas que permiten el curso de los ríos Manzanares y Aragua hacia el norte y del Guarapiche hacia el sur. Estos al mismo tiempo lo dividen en dos bloques: el Macizo de Bergantín al oeste y el Macizo de Caripe al este. En la orografía predominan las rocas calizas que han permitido que la acción erosiva de las aguas produzcan fenómenos cársticos, como el de la Cueva del Guácharo (estado Monagas). Las elevaciones más importantes son: Turimiquire, la máxima de todo el macizo (2.595 metros), Peonia (2.048 metros), Bergantín (1.568 metros), y Tres Picos (1.700 metros), ubicadas en el macizo de Bergantín y San Bonifacio (1.500 metros), que pertenecen al macizo de Caripe. Al oeste y al sur del macizo Oriental aparece una franja de estratos posteriores al Cretáceo y que forman relieves de escasa elevación, compuestos por esquistos arcillosos, areniscas y delgadas capas de, con yacimientos ocasionales de carbón, como ocurre en Naricual, con estos relieves termina la cadena del interior y se inicia la depresión Central Llanera.

El Valle de Caracas y la Depresión de Barlovento[editar]

En el tramo central de la Cordillera de la Costa existe un fenómeno geográfico de importancia nacional, se trata de una depresión tectónica extendida desde Antímano al oeste hasta Petare al este. Tiene una longitud de 25 kilómetros y un ancho máximo de 4 kilómetros. Es el llamado Valle de Caracas, el cual es seguido por el curso del río Guaire. La depresión tuvo su origen en una serie de fallas que se aprecian fácilmente al pie del Ávila, y que son los responsables del hundimiento. Este valle sirve de asiento a la ciudad de Caracas, capital de la República. Esta depresión tectónica fue cubierta de sedimentos aportados por el río Guaire y por una serie de quebradas como Cotiza, Tócome, etc, que luego de excavar el área montañosa, depositaron los detritos a sus pies en forma de abanicos aluviales, muchos de los cuales avanzaron hacia el sur empujando el cuso del río Guaire en el mismo sentido, por lo cual este río no corre en el centro de la depresión. El curso del Guaire, al llegar a Petare, se dirige hacia el sur hasta desembocar en el río Tuy. El río Tuy, cuyo curso total es de 293 kilómetros, nace cerca del Pico Codazzi, en la vertiente meridional de la cadena litoral de la Cordillera de la Costa, al llegar a la población de El Consejo, el río Tuy toma curso hacia el este, es entonces cuando recibe al Guaire como afluente. El valle del río Tuy, cubierto por aluviones, constituye una zona de ricos suelos, condición que unida a las lluvias abundantes, han hecho de Barlovento un área de gran importancia agrícola, donde se logran las mayores producciones de cacao del país.

La depresión del Lago de Valencia[editar]

Esta depresión tiene también un origen tectónico, es decir, se debe al hundimiento de bloques de la corteza terrestre. El fondo de la depresión fue cubierto luego, por sedimentos, los cuales permitieron formar suelos muy ricos. La depresión tiene una extensión aproximada de 3.145 kilómetros cuadrados y al centro de la misma se localiza el Lago de Valencia, con una extensión de 374 kilómetros cuadrados, esta extensión se ha ido reduciendo paulatinamente como consecuencia de la sedimentación. La depresión se comporta como una cuenca endorreica, hacia la cual afluyen las aguas de los ríos Tapatapa, Turmero, Tocorón, Guigue, Mariara y Aragua. Sin embargo, no es posible concebir que la depresión sea completamente cerrada, pues se comunica con las áreas circunvecinas de la siguiente forma: el abra de Las Trincheras le permite comunicarse hacia Puerto Cabello, San Felipe, Barquisimeto y Coro; el abra de Tinaquillo la comunica con los Llanos Occidentales y el abra de la Villa de Cura con los llanos Centrales.

El Paisaje Costero[editar]

La Cordillera de la Costa al ponerse en contacto directo con el mar Caribe y el océano Atlántico, da lugar a un paisaje costero, en cuya extensión es posible distinguir tres grandes sectores:

Sector occidental[editar]

Se extiende desde Puerto Cabello hasta el Cabo Codera. Sus costas son altas, la plataforma continental es estrecha, tiene un trazo casi rectilíneo y carece de accidentes geográficos notables. En este sector se localiza el principal puerto del país, La Guaira.

Sector Central[editar]

Se extiende desde Cabo Codera hasta el Morro de Barcelona. Sus costas son bajas, la plataforma continental tiene amplio desarrollo. Las costas se origina por rellenamiento y por lo tanto, ello provoca la existencia de abundantes y buenas playas. Igualmente existen cordones litorales que separan las lagunas o albuferas; entre las lagunas más conocidas se encuentran las de Tacarigua, Píritu y Uchire. Desde el punto de vista urbano, merece destacarse la conurbación Barcelona-Puerto La Cruz, donde se presenta una situación de dinamismo económico, e Higuerote (estado Miranda).

Sector Oriental[editar]

Se extiende desde el Morro de Barcelona hasta la Península de Paria. Son costas altas y con buen desarrollo de la llanura litoral. Abundan los accidentes costeros como puntas y ensenadas, tal y como puede apreciarse en el sector de Mochima, donde el paisaje se presenta con gran belleza. Abundan las islas cercanas a la costa y de poca extensión: Borrachas, Chimadas, Caracas, Arapo. Los centros urbanos más importantes son: Cumaná, Carúpano y Guiria (estado Sucre).

Las Islas del Caribe[editar]

Estas islas forman dos grupos:

Islas continentales[editar]

Son aquellas que se localizan sobre la plataforma continental de Venezuela, entre ellas se encuentran Margarita, Coche, Cubagua y Los Testigos. La constitución geológica de estas islas es similar a la de la Cordillera de la Costa, con la cual guardan una estrecha relación. Margarita es la más importante de este grupo de islas, tiene una extensión de 930 kilómetros cuadrados y una intensa actividad mercantil, producto del régimen preferencial que disfruta como sede de puerto libre, oficialmente decretado. La isla se forma por la presencia de dos núcleos rocosos, unidos por un cordón litoral o restinga que origina una albufera interior, que recibe el nombre de Laguna de la Restinga. El núcleo rocoso oriental forma el Pico Copey y el occidental toma el nombre de Macanao.

Islas de mar afuera[editar]

Son islas ubicadas fuera de la plataforma continental y deben su origen a la existencia de arrecifes coralinos, entre ellos tenemos Las Aves, Los Roques, La Orchila, La Blanquilla y Los Hermanos. Además de estos dos grupos de islas merecen nombrarse, por su importancia geoestratégica, la Isla de Aves (15° 40' 22" de latitud norte) y el archipiélago de Los Monjes ubicado a la salida del golfo de Venezuela. Todas estas islas a excepción de las que integran el estado Nueva Esparta, forman parte de las llamadas Dependencias Federales.

Vegetación, clima e hidrografía[editar]

En la Cordillera de la Costa e islas del Caribe el paisaje vegetal es variado. En las partes interiores de la Cordillera (valles y depresiones), encontramos una vegetación caracterizada por la presencia de bosques deciduos montañosos y el matorral tropófilo, el cual sustituye los antiguos bosques deciduos destruidos por el hombre. En la vertiente norte de la Cordillera de la Costa, a una altura comprendida entre los 400 y 700 metros, se localiza una vegetación de selva tropical montana. A la altura de condensación en las montañas, se nos presenta la selva nublada; sin embargo, es menester tomar en cuenta que la altura en que se produce la condensación es variable. Ejemplo, en la vertiente sur de el Ávila la selva nublada se presenta a partir de los 1.600 metros de altura, en cambio en la vertiente norte lo hace a partir de los 700 metros aproximadamente. Estos paisajes vegetales son propios de los climas tropicales de altitud. En el litoral Caribe y en la mayoría de las islas se presenta el bosque xerófilo de espinar, particularmente en aquellos sectores donde la precipitación fluctúa entre los 200 y los 400 mm anuales. Este tipo de vegetación está ajustado al tipo de clima prevaleciente, caracterizado por elevadas temperaturas, escasa pluviosidad y altos valores de evaporación, lo cual engendra una situación de semiaridez. Desde el punto de vista del drenaje, se presenta una situación compleja en la cual se destacan los siguientes hechos: El Lago de Valencia forma una cuenca endorreica, que recibe el agua de ríos pequeños que recogen las aguas de la depresión del mismo nombre y de los valles de Aragua. Existen otras fuentes fluviales que son afluentes de distintas vertientes y cuencas. Ríos como el Pao, Chirgua, Tiznados, Guárico, drenan hacia el Orinoco; otras corrientes como el Tuy y el Manzanares drenan hacia el mar Caribe, y finalmente encontramos ríos como el Guarapiche y el San Juan, que son tributarios del Golfo de Paria.

Significación Geoeconómica[editar]

En la Cordillera de la Costa (tramo central) tienen asiento las más importantes concentraciones de habitantes del país, destacándose la ciudad de Caracas como el centro más importante de actividad política, administrativa y económica del país; así como las ciudades de Valencia, Maracay, La Victoria, San Juan de los Morros, Los Teques, La Guaira y Puerto Cabello. El origen geológico de la Cordillera la dotó de abundantes rocas calizas, que han permitido el emplazamiento de importantes plantas procesadoras de cemento, tal cual como ocurre en Pertigalete (estado Anzoátegui), San Sebastián de los Reyes (estado Aragua) y La Vega (Distrito Federal). En la Península de Araya se encuentra la mayor reserva y producción de sal marina del país. La abundancia de rocas calizas en la Cordillera de la Costa, ha permitido que el trabajo de la erosión origine fenómenos cársticos de singular atractivo turístico, como es el caso de los Morros en San Juan (estado Guárico) y la Cueva del Guácharo (estado Monagas). La faja costera, particularmente la del tramo oriental, dispone de numerosas playas destinadas a fines turísticos y recreacionales, igual cosa sucede en muchas de nuestras islas. Ejemplos de algunas de estas playas son Playa Colorada, Arapito, San Luis. La depresión del Lago de Valencia, los Valles de Aragua, la depresión de Barlovento y los valles longitudinales, han servido de asiento a gran número de empresas de múltiples propósitos: agrícolas, industriales, de servicios. Las actividades pesqueras tienen significación en el área costera y nuestras islas caribeñas, por cuanto permiten dar ocupación a un número considerable de personas, quienes participan directamente en la pesca o en las fábricas de conserva de pescado. En la faja costera, cerca de Barcelona, se instaló el Complejo Criogénico de Oriente, destinado a la licuefacción del gas natural. En esta planta se separan el propano, N-butano, el pentano y la gasolina natural de los del Gas Licuado del Petroleo (GLP) producido en las plantas de San Joaquín y Santa Rosa (estado Anzoátegui).

Enlaces externos[editar]