Convencionalismo

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

El convencionalismo es la creencia, opinión, procedimiento o actitud que considera como verdaderos aquellos usos y costumbres, principios, valores o normas que rigen el comportamiento social o personal, entendiendo que éstos están basados en acuerdos implícitos o explícitos de un grupo social, más que en la realidad externa.[1]

El concepto se puede llegar a aplicar a muy distintos campos del conocimiento, desde las reglas de la gramática, hasta la lógica, la ética, el derecho, la ciencia, la moral, la filosofía, etc. Por su parte, el convencionalismo ético está relacionado con el relativismo moral y se opone al universalismo.[2]

En la filosofía[editar]

En la lingüística, el convencionalismo es una corriente de la filosofía del lenguaje en relación a la edad de las palabras. En términos lingüísticos, ésta defiende la independencia del significante del significado y su arbitrariedad. En el estructuralismo, la lingüística moderna se considera convencionalista desde la perspectiva de Ferdinand de Saussure.

En propiedad, se habla de convencionalistas para hacer referencia a los gramáticos griegos que defendían que las lenguas se pudieron haber originado como un acto de convención entre los hombres. Esta perspectiva se contrapone al los naturalismo, el cuál sostiene que no existe vínculo necesario entre la palabra, el pensamiento y el mundo.

Véase también[editar]


Referencias[editar]

  1. Arturo Elizondo López (2003), "Proceso Contable 3: Contabilidad del Activo y Pasivo", Cengage Learning Editores, pág 124.
  2. Mariano Moreno Villa (2003), "Filosofía. Vol. Iii: Ética, Política E Historia de la Filosofía (i). Profesores de Enseñanza Secundaria. Temario Para la Preparación de Oposiciones" España, pág 43