Comisión Nacional de la Verdad

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Comissão Nacional da Verdade o Comisión Nacional de la Verdad es el nombre de una Comisión de Verdad en Brasil, que va a investigar las violaciones a los derechos humanos ocurridas entre los años 1946 y 1988, es decir la Constitución de 1946 dictada inmediatamente después de la renuncia forzada de Getulio Vargas que abrió paso a la llamada República Nueva (1945-1964), hasta la Constitución de 1988, que cerró definitivamente el período de la dictadura miltar (1964-1985).

Formación de la Comisión[editar]

El 16 de mayo de 2012, prestaron juramento ante la presidenta Dilma Rousseff, los miembros de la Comisión:

Origen[editar]

Instituida por la ley 12.528, sancionada por la Presidenta Dilma Rousseff en noviembre del 2011.[1] La Comisión Nacional de la Verdad tiene por objetivo el emitir un informe sobre los abusos a los derechos humanos cometidos durante el régimen militar que se inicio con el Golpe de Estado en Brasil de 1964 y que duro hasta el año 1985. El trabajo deberá terminar con un listado de los detenidos desaparecidos o bien personas ejecutadas durante el tiempo de la dicatura. La Comisón recibió críticas algunos miembros de las fuerzas armadas brasileñas se sienten incómodos sobre lo que perciben como un intento de venganza por parte de un gobierno ideológicamente parcial. Dado que la propia presidenta Dilma Rousseff fue arrestada y torturada bajo el régimen. Para las víctimas y sus familiares también están disconformes con que la Comisión tenga poder para investigar violaciones de derechos humanos, pero no pueda castigar a los culpables debido a una ley de amnistía dictada por el gobierno militar en 1979.[2] La Comisión de la Verdad tendrá dos años para emitir un informe.

Ceremonia de instalación de la Comisión[editar]

El día 16 de mayo, prestaron juramento ante la presidenta los miembros de la Comisión. La presidenta estuvo junto a los ex presidentes para dar una señal de que la Comisión es un asunto de Estado. En su discurso inaugural de la instalación de la Comisión la presidenta señaló: “Brasil merece la verdad, las nuevas generaciones merecen la verdad y, sobre todo, merecen la verdad factual aquellos que perdieron amigos y parientes y que continúan sufriendo como si ellos muriesen siempre y cada día (un país no merece tener) hijos sin padres, padres sin tumbas, tumbas sin cuerpos".[3]

Véase también[editar]

Referencias[editar]

Enlaces externos[editar]