Columbia Pictures

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Columbia Pictures Industries Inc.
Tipo Filial de Sony Pictures y Grupo 1BC
Industria Cine
Fundación Los Ángeles, California
19 de mayo de 1919 como C.B.C. Film Sales, 4 años. Renombrada como Columbia Pictures el 10 de enero de 1924, 90 años.
Sede Culver City, California
Flag of the United States.svg Estados Unidos
Ámbito Mundial
Presidente Doug Belgrad y Matt Tolmach
Productos Películas
Propietario Sony (57%) Turner Networks (43%)
Sitio web Sitio web
Cronología
Sony Columbia
[editar datos en Wikidata]

Columbia Pictures Industries, Inc. es una productora estadounidense de películas y televisión que forma parte de Columbia TriStar Motion Picture Group posesión de Sony Pictures Entertainment, la cual a la vez forma parte del gigante japonés de la electrónica Sony.

Historia[editar]

Comienzos (1919-1927)[editar]

La predecesora de la Columbia Pictures fue la CBC Film Sales Corporation fundada en 1919 por Harry Cohn, Jack Cohn y Joe Brandt. Esta compañía, en sus inicios, afrontaba sólo producciones de bajo presupuesto (serie B) e, incluso, para poder mantenerse, se vio obligada a arrendar una de sus naves situadas en el hoy célebre Gower Street (lugar donde se inicia el Paseo de la Fama de Hollywood que recorre el Hollywood Boulevard de este a oeste en Los Ángeles).

Los hermanos Cohn compraron a Brand su parte y se deshicieron de él, reorganizando el estudio a su manera. Harry Cohn, asentado en California, supervisaba la producción de las películas; mientras que Jack se encargaba de la comercialización y la distribución de las misma en Nueva York. Harry tenía una gran ventaja con respecto a sus competidores, además de ser productor, era el dueño absoluto del estudio (junto con su hermano, claro), por lo que tenía gran libertad para tomar las decisiones, sin tener que pedir ni rendir cuentas ante nadie (no había accionistas ni inversores externos).

En 1924, los Cohn rebautizaron el estudio como Columbia Pictures Corporation, como parte de una campaña para mejorar la imagen del estudio.

La Columbia se fue especializando en la producción de westerns, seriales y películas de acción y, poco a poco, conforme las cuentas del estudio se iban saneando e incrementado; pudieron ir afrontado proyectos con presupuestos más elevados.

Frank Capra y el éxito inicial (1927-1940)[editar]

El impulso definitivo llegó cuando los Cohn contrataron a un joven director Frank Capra. Frank Capra, entre 1927 y 1939 fue convenciendo a Harry para implicarse en producciones de más calidad que implicaban mayores necesidades presupuestarias. Harry apostó por Capra y no se equivocó.

El mayor éxito hasta el momento de la Columbia llegó en 1934 con Sucedió una noche (It happened one night). La película ganó muchos premios, entre ellos 5 Oscars

Con Sucedió una noche, la Columbia pasó de estar considerada como una productora de segunda a situarse entre las grandes. Además, no fue un éxito aislado, sino que a esta película la precedieron y la siguieron otras películas también con solera de Capra como:

A pesar de producir el cine comprometido de Capra, Harry Cohn nunca perdió su gusto por la comedia ligera y en 1934 contrato al trío cómico conocido como Los tres chiflados (The three stooges), que habían sido invitados a abandonar la Metro Goldwyn Mayer. En total, entre 1934 y 1958, el trío grabó 180 cortometrajes para la Columbia (Los integrantes del grupo no fueron siempre los mismos, sino que fueron variando). En 1938, Cohn empezó la producción de seriales.

El subsidiario "Screen Gems" (1934-1946), (1948-1973), (1999-presente)[editar]

Ese mismo 1934, Columbia empezó también a producir sus propios dibujos animados con una división llamada Screen Gems, Previamente entre 1929 y ese año, Columbia había distribuido los dibujos producidos por Charles Mintz, quién fue el primer jefe de la división entre 1934 y 1939. Tras varias turbulencias y sin alcanzar notoriedad, Columbia cerró Screen Gems en 1946 y bautizó con este nombre a su nueva división televisiva, la cual produjo desde 1948 y 1973 entre otras series:

Las décadas de 1940 y 1950[editar]

Durante la Segunda Guerra Mundial la Columbia alcanza su madurez y, sube en popularidad, sobre todo, gracias al descubrimiento y lanzamiento de un actriz que se haría muy popular entre los soldados: Rita Hayworth. En 1943 comienza a filmar en Technicolor, siendo con la Universal Pictures la última productora en filmar a color. En 1948 firmó un contrato con la United Productions of America, la cual reemplazó a Screen Gems como su productora de dibujos animados. Gracias a esto, la U.P.A. introdujo públicamente la animación limitada, más estilizada y mucho menos realista que el resto de los estudios de animación de esos años.

Cuando tras la guerra, en los cincuenta, los otros estudios entraron en crisis debido a la televisión, la Columbia siguió su rumbo con paso firme, continuando atrayendo al público a las salas, especialmente debido a la promoción de material innovador, como el filme de 1953 De aquí a la eternidad, las comedias de quince a veinte minutos (especialmente las de Los tres chiflados), las cuales cuya rentabilidad se basaba en la repetición de tomas e incluso tramas, por lo que mantuvieron su popularidad a pesar de la competencia de las comedias de situación en TV y además los dibujos animados de Mister Magoo, los cuales a pesar de tener una estructura simple de corto en corto (Los problemas creados por un miope y adinerado hombre de tercera edad, el cual se niega a reconocer su problema de visión), tuvo gran éxito debido a que era un personaje humano, algo casi novedoso en los cortometrajes de animación, debido a que, hasta tal momento, la gran mayoría de los personajes de dibujos animados eran animales antropomórficos. En 1957, contrata a la recientemente formada compañía de animación Hanna-Barbera.

Tras la era dorada (1960-1982)[editar]

No obstante, cuando Harry Cohn muere en 1958, el estudio muestra su flaqueza ofreciendo títulos desiguales y pierde parte de sus audiencias masivas. La crisis se prolongó durante la década de los 60 y el estudio casi quiebra.

Fue en los 70, cuando un cambio en la gerencia, propicio la recuperación de la compañía. Fue fundamental la venta de y vendió de los estudios de la calle Gower para sanear el estado de las calamitosas finanzas.

Coca-Cola y la venta a Sony (1982-1987)[editar]

Una vez saneadas las cuentas, la Columbia fue comprada por la Coca-Cola y se coloco a la cabeza del estudio a Frank Price. Fue un periodo desigual en que la Columbia mezcló grandes éxitos de taquilla como Tootsie o Los Cazafantasmas Ghostbusters) con otras películas de resultados desastrosos.

Bajo la dirección de Coca-Cola, Columbia absorbió a la Norman Lear and Jerry Perenchio's Embassy Pictures, quedándose con los derechos de todos los productos de éxito de esta, ya fueran series, concursos, etc. Por ejemplo, La ruleta de la fortuna (Wheel of Fortune).

Para abaratar costes, Coca-cola presionó a Columbia para que la CBS se asociase con Time-Life's y HBO, surgiendo en 1982 la Tri-Star Pictures. Aunque, en 1998, la Columbia compraría sus participaciones y se quedaría como dueña absoluta de Tri-Star.

A menor escala, se siguieron diversificando los riesgos con nuevas asociaciones:

En 1986, se puso al frente de la Columbia el productor británico David Puttnam. No obstante, Puttnan no logró amoldarse en Hollywood encabezando filmes tales como Ishtar, que si bien fueron aceptados en Europa, en el mercado doméstico (EE.UU. y Canadá) fueron destrozados por la crítica y fracasaron notablemente en la taquilla, por lo que no aguantó mucho en los estudios. Ante la situación, los accionistas de Coca-Cola se pusieron nerviosos y, la multinacional, reaccíono creando una nueva filial independiente la Columbia Pictures Entertainment Inc.

A Puttnan lo reemplazo Dawn Steel, la primera mujer al frente de un estudio. Steel demostró que conocía cual era el gusto de los espectadores y sus acertadas acciones pusieron nuevamente al estudio en la onda, logrando numerosos éxitos.

Con la empresa por buen camino, había opciones de sacarle partido, Coca-Cola se retiró y la Columbia fue vendida a Sony. Sony puso a la cabeza del estudio a dos productores: Peter Guber y Jon Peters, quienes acababan de firmar un contrato con la Warner Bros. Pictures. Para liberarlos, Sony tuvo que hacerse cargo del enorme costo de la rescisión de sus contratos.

Presente (desde 1987)[editar]

La reputación de Columbia tras Ishtar no mejoró, por lo que Peters y Guber no cumplieron con las expectativas puestas en ellos, y convencieron a la Sony para comprar el estudio en desuso y casi en ruinas de Culver City de la Warner, lo cual fue un error y, además, encadenaron una mayor serie de fracasos. Yendo las cosas tan mal, no pudieron mantenerse en el cargo. Primero dimitió Peters y, poco después, lo siguió Guber.

Públicamente humillada, Sony se ha centrado en consolidar la Tri-Star, dejando un poco de lado a la Columbia y en promocionar los títulos lanzados para los sistemas de home-cinema, creando para ello, la división Sony Pictures Classics.

Además para minimizar riesgos también fueron fundados en 2000 los Revolution Studios, en los que se asocia la división de Sony, Sony Pictures, con Fox Entertainment Group y Starz Encore Group. Desde su fundación, los Revolution Studios están dirigidos por Joe Roth.

Véase también[editar]