Central Nuclear de Ignalina

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Central Nuclear de Ignalina.

La Central Nuclear de Ignalina (lituano:Ignalinos atominė elektrinė, ruso:Игналинская АЭС) era una central nuclear de dos unidades RBMK-1500 en Visaginas, Lituania.

Reactores[editar]

La Central Nuclear de Ignalina contenía dos reactores de energía RBMK-1500 refrigerados por agua y con Moderador nuclear. El reactor de diseño soviético RBMK-1500 era originalmente el más potente del mundo, con una capacidad de corriente eléctrica de 1500 MW. Después del accidente de Chernóbil su capacidad fue reducida a 1360 MW. Estos reactores son de un tipo similar (RBMK-1000) a los de la Central Nuclear de Chernóbil, por lo que la Unión Europea presionó para cerrarla.

La unidad Nº1 se terminó en 1983 y fue cerrada el 31 de diciembre de 2004. La unidad Nº2 se puso en marcha en agosto de 1987 y fue cerrada el 31 de diciembre de 2009. Las unidades 3 y 4 nunca fueron acabadas.

Historia[editar]

Las preparaciones para la construcción comenzaron en 1974. El trabajo en el terreno comenzó cuatro años más adelante. El reactor Nº2 fue terminado en 1986. Originalmente, la unidad Nº2 fue programada para el lanzamiento en 1986, pero el su comisionar fue pospuesto por un año debido a el accidente de Chernobyl. También, la construcción de la unidad Nº3 fue suspendida y en 1989 comenzó a ser demolida. La ciudad de Visaginas fue construida para alojar a la gente que trabaja en la planta. La localización fue elegida al lado del lago más grande de Lituania, Lago Drūkšiai, para proporcionar el agua para refrigerar los reactores. Una parte de este lago ahora se comparte con Bielorrusia. Algunos activistas ambientales estaban asustados porque el lago es demasiado pequeño para una planta de gran tamaño y dicen que la temperatura media del agua aumentó en algunos grados. Esto pudo tener consecuencias negativas en el ecosistema del lago.

Cierre[editar]

Como condición de la entrada en la Unión Europea, Lituania acordó cerrar la estación. Antes del cierre de la unidad Nº1, y reducir la capacidad normal de la estación, la planta proveía del 80% de la electricidad a Lituania. Lituania junto con Francia son los países más dependientes en energía atómica. La unión europea acordó pagar costes y la remuneración de desarme substanciales, con los pagos continuando hasta 2013.

El cierre de la planta hizo frente a la oposición feroz de la gente lituana. La planta proporciona la mayor parte de la energía a la gente local. Para compensar esto, se comenzó un proyecto para animar el turismo y otras pequeñas empresas. Otros estaban asustados porque se elevaría súbitamente el precio de la electricidad o porque Lituania tendría costes gigantescos y se arruinaría.

Reactor nuevo[editar]

Había discusión durante los años 90 y 2000 de construir una planta de energía atómica nueva en el mismo sitio, previendo la probabilidad de una escasez próxima de energía en la región. En febrero de 2007, el presidente lituano Valdas Adamkus dijo a periodistas que visitaban que “hay un acuerdo entre Lituania, Letonia, Estonia y Polonia de asegurar la autonomía energética que construye más de un reactor nuclear.” Según el primer ministro Gediminas Kirkilas, el reparto sería concluido a mitad de 2008, con la operación comenzando en 2015. La nueva capacidad de planta se estima en 3.200 MW, en un coste de 5-6 mil millones de euros. El 28 de junio de 2007, el parlamento de Lituania adoptó una ley sobre la construcción de una planta de energía atómica nueva, el comienzo formal de un proyecto.

Enlaces externos[editar]