Catedral de San Miguel (Tegucigalpa)

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Coordenadas: 14°6′19.98″N 87°12′16.14″O / 14.1055500, -87.2044833

Catedral de San Míguel Arcángel de Tegucigalpa
Monumento Nacional de Honduras (1967)
23 Teguc Hauptpl.JPG
Tipo Catedral
Advocación Catedral de Tegucigalpa
Patrono San Miguel Arcángel
Ubicación Tegucigalpa,M.D.C. Bandera de Honduras Honduras
Coordenadas 14°06′20″N 87°12′16″O / 14.10555, -87.20448333Coordenadas: 14°06′20″N 87°12′16″O / 14.10555, -87.20448333{{#coordinates:}}: no puede tener más de una etiqueta principal por página
Uso
Culto Católico
Diócesis Arquidiócesis de Tegucigalpa
Orden Clero secular
Arquitectura
Construcción 1765-1786
Estilo arquitectónico Arquitectura barroca

La Iglesia Catedral de la ciudad de Tegucigalpa, capital de la república de Honduras, está dedicada al Arcángel San Miguel.

Historia[editar]

Antecedente[editar]

En 1746 un incendio consume el templo dedicado a la villa de Tegucigalpa, quedando destruido. Es cuando el Obispo de Honduras Diego Rodríguez de Rivas y Velasco en ese tiempo jerarca apostólico en la ciudad de Comayagua, ordena en 1756 la construcción de un nuevo templo en el mismo sitio, encargándole dicho fin al párroco José Simeón Zelaya Cepeda.

La parroquia de San Miguel Arcángel fue fundada en 1763, mientras que la catedral empezó a construirse entre 1765 hasta 1786 por el Presbítero José Simeón de Zelaya Cepeda, que había estudiado en el Colegio Tridentino de Comayagua, el arquitecto fue José Gregorio Nacianceno Quiroz, de nacionalidad guatemalteca; la obra fue consagrada e inaugurada por fray Antonio de San Miguel en 1782.

La edificación mide unos 60 metros de largo, 11 de ancho y 18 de altura, tiene una sola nave abovedada y su cúpula alcanza los 30 metros de altura, el estilo de la arquitectura es Barroco.

En 1788 el pintor religioso José Miguel Gómez egresado también del Colegio Tridentino de Comayagua terminó los trabajos de pintura en la Catedral siendo sus obras las siguientes: “Sagrada Familia”, “Santísima Trinidad”, “San Juan de Colazan” y “la Sagrada Cena” los “Cuatro Evangelistas” fueron pintados adornando la bóveda. Estos trabajos fueron realizados mediante acuerdo con el Obispo Fray Diego Rodrigo de Rivas, de estilo "rocalla" es el Retablo Mayor y el frontal de plata del altar principal sin olvidar la hermosa escultura de San Miguel, en la parte trasera de la catedral existe un patio con un altar en honor de la Virgen de Lourdes[1]

Un terremoto en 1823 le ocasiono severos daños, razón por la que estuvo cerrada en reparación por espacio de seis años. En 1934, la pintora hondureña Teresa Victoria Fortín Franco, trabajó junto con el maestro Alejandro del Vecchio en la decoración y restauración de unas obras de la Iglesia Catedral de Tegucigalpa.

La catedral de San Miguel de Tegucigalpa es una de las edificaciones más antiguas e importantes de la ciudad que se conserva hasta el día de hoy en buen estado general. El edificio tiene un lugar en la historia hondureña que no se limita a la esfera de influencia de la ciudad de Tegucigalpa sino a todo el país hondureño siendo la iglesia con mayor renombre y tradición desde principios del siglo XX.

Siendo un edificio antiguo se hizo una propuesta de restauración del interior, del atrio, de los patios laterales y de la fachada: el proyecto ha sido concretizado por el Departamento de Investigaciones Antropológicas a través de la Sección de Arqueología del Instituto Hondureño de Antropología e Historia.

Vista de la Catedral de Tegucigalpa en 1904.

Personajes sepultados en la catedral[editar]

Algunos personajes de relevancia histórica que se encuentran sepultados en la catedral,[2] son:

Monumento nacional[editar]

La catedral fue declarada Monumento Nacional según Decreto Legislativo Nº 8 emitido en julio de 1967, según la petición realizada ante la Cámara de Diputados el entonces arzobispo de Honduras, monseñor Héctor Enrique Santos Hernández.[3]

Referencias[editar]

  1. Historia de Honduras, La Catedral de Tegucigalpa[1]
  2. Artículo: quienes están sepultados en la Catedral de Tegucigalpa La Tribuna (Honduras)[2]
  3. Reportaje de Monumentos Nacional de Honduras.[3]