Carlos II de Anjou

De Wikipedia, la enciclopedia libre
(Redirigido desde «Carlos II de Nápoles y Sicilia»)
Saltar a: navegación, búsqueda
Carlos II de Anjou
Charles II of Naples.jpg
Información personal
Nacimiento 1254
Fallecimiento 5 de mayo de 1309
Familia
Cónyuge María de Hungría, reina de Nápoles
[editar datos en Wikidata ]

Carlos II de Anjou, apodado el Cojo[1] (12545 de mayo de 1309), era hijo y sucesor de Carlos I de Anjou. Su madre fue la condesa Beatriz I de Provenza. Su padre le concedió el título de príncipe de Salerno.

Ascenso al trono[editar]

En 1284 la flota aragonesa de Roger de Lauria fue atacada cerca de Nápoles por la angevina bajo el mando de Carlos el Cojo; después de un primer contacto, Roger fingió retirarse hacia Castellamare pero se paró e inició el combate en el Golfo de Nápoles y consiguió destruir a la flota angevina el 5 de junio de 1284. Carlos fue hecho prisionero y fue encerrado en Sicilia.

Al inicio de 1285 murió Carlos I de Anjou y Carlos II fue proclamado sucesor, pero al encontrarse preso ejerció la regencia su sobrino Roberto, conde de Artois junto a Gerardo de Parmo. Carlos fue proclamado senador único de Roma y protector de Florencia. Finalmente fue puesto en libertad en virtud de los tratados de Olorón y de Canfranc y fue coronado en Rieti el 29 de mayo de 1289, recibiendo del Papa el título de “Carlos de Palermo” y el de rey de Sicilia (título nominal ya que Sicilia tenía un rey aragonés). Se firmó una tregua de dos años.

En 1291 Acre fue conquistada por los musulmanes el 28 de mayo, dejando así sin su última posesión al reino de Jerusalén, título que pasó a ser nominal. Hugo de Sully mantuvo las posesiones en Albania contra los griegos y los serbios.

En 1291 se firmó la paz de Arascón entre los Valois y Francia de un lado y la Corona de Aragón[cita requerida] por otra. Mediante este tratado, la casa de Valois renunciaba a los reinos de Aragón que le había cedido el Papa y el rey Alfonso se reconocía como feudatario del Papa al tiempo que prometía ir a las Cruzadas y retiraba la ayuda a su hermano, Jaime I de Sicilia. Carlos II se adhirió al tratado por el acuerdo de Brignols. Poco después, el 18 de junio, murió Alfonso III de Aragón con tan sólo 27 años y fue sucedido por su hermano Jaime I de Sicilia (Jaime II de Aragón y Valencia y III de Mallorca) con la condición testamentaria de que el reino de Sicilia tenía que pasar a manos de su hermano Federico, algo que el nuevo rey ignoró por completo. Poco después se reinició la guerra contra Nápoles que exigía la separación de las dos coronas. Roger de Lauria tuvo ocasión de ganar más batallas (en 1292, 1293 y 1294).

En 1294, Carlos II cedió el reino de Albania a su hijo Felipe de Tarento, casado con Ithamar Comnena, hija del príncipe Nicéforo Comneno de Epiro.

En 1295 el tratado de Anagni entre Francia, Valois, Nápoles y la Corona de Aragón puso fin provisional a la lucha. Jaime, que había concertado su enlace con Isabel de Castilla, anuló este acuerdo matrimonial y se casó con Blanca, hija de Carlos II, renunciando a Sicilia y Calabria; Roberto, hijo también de Carlos II, se casó con Violante de Aragón, hija de Pedro II y hermana de Jaime I de Sicilia. Además, el tratado establecía el retorno del reino de Mallorca (sin la isla de Menorca al ex rey Jaime II; Carlos de Valois ratificó su renuncia a la investidura papal de los reinos aragoneses y el Papa como desagravio cedió la investidura de las islas de Córcega y Cerdeña (bajo dominio efectivo de Génova y Pisa) al rey aragonés.

Guerra por Sicilia[editar]

En las isla de Sicilia, el retorno de los angevinos fue muy mal visto y se prepararon para oponerse. Isquia fue el primer territorio que retornaron los aragoneses. El Parlamento siciliano se reunió en Catania y rechazó la entrega del país a Carlos II; el rey Jaime III fue declarado sin derecho al reino y, en virtud del testamento de su padre, su hermano Federico fue proclamado rey el 25 de marzo de 1296. Carlos reaccionó declarando la guerra y preparándose para una invasión de Sicilia; recibió el apoyo de Jaime II. Pero fue Federico quien invadió finalmente el territorio napolitano. Los catalanes invadieron Sicilia y asediaron Siracusa que resistió, pero conquistaron Catania. El intento de levantar Calabria en contra de Federico fracasó ya que Roger de Lauria fue derrotado en Squillace.

Los asediados de Siracusa fueron acorralados en Patti en 1298 y la ayuda de los aragoneses, bajo el liderazgo de Juan de Lauria, fue rechazada. Fue finalmente Roger de Lauria quien levantó el sitio de Patti, renunciando a la conquista de Siracusa. Roger derrotó a los sicilianos en el Cabo Orlando el 4 de julio de 1299 pero los sicilianos conquistaron finalmente Catania. La flota siciliana fue aniquilada por la del reino de Aragón en las islas Ponsa el 14 de junio de 1300.

En 1301 las fuerzas de Carlos II asediaron Mesina pero fueron rechazadas. A causa de la epidemia de peste se concertó una tregua de un año. Al reiniciarse la guerra, las guerrillas sicilianas eran tan activas que Carlos II tuvo que negociar la paz que se firmó en 1302. Según este acuerdo, Federico era reconocido como rey de Sicilia vitalicio, a menos que antes de tres años obtuviera o bien el reino de Chipre o el de Cerdeña; el título de rey de Sicilia lo llevaría Carlos II y Federico sería únicamente rey de Trinacria. Federico renunciaba a Calabria y se casaba con Leonor, hija de Carlos. Al morir Federico, el reino de Trinacria pasaba a Carlos o a sus descendientes.

Tras este acuerdo Carlos, que había perdido el control de Florencia, pudo dedicarse a recuperarlo, lo que consiguió muy pronto. Más al norte conquistó Alba, Asti y Mondovi en el Piamonte que cedió a Rinaldo di Leto en 1304. Jefe del partido güelfo en Italia, su hija Beatriz se casó con el güelfo Azzo VIII de Este, señor de Ferrara en 1305. Carlos incrementó su influencia en Lombardía y Liguria.

Su hijo Felipe de Tarento recuperó los derechos de su tío Felipe (hermano de Carlos II) y de su mujer Isabel de Villehardouin sobre el principado de Caia y fue proclamado príncipe en 1307.

Carlos II murió el 5 de mayo de 1309; fue sucedido por su hijo Roberto I de Nápoles.

Matrimonio y descencendia[editar]

En 1270 se casó con María de Hungría,[2] hermana y heredera del rey Ladislao IV e hija del rey Esteban V. De este matrimonio nacieron trece hijos:

  • San Luis de Anjou (1275-1297); obispo de Toulouse. Renunció a sus derechos dinásticos para convertirse en monje franciscano. En 1296 fue nombrado obispo de Tolosa por Bonifacio VIII.
  • Juan Tristán de Anjou (1283-1308); tomó los habitos.
  • Beatriz de Anjou (1295-1321), se casó con Azzo VIII d'Este, y fue condesa de Andria con Bertrand III des Baux.

Referencias[editar]

Enlaces externos[editar]


Predecesor:
Carlos I
Rey de Jerusalén
1285 - 1286[1] [2]
(en guerra y en disputa contra Juan I de Chipre (1285) y Enrique II de Chipre (1285-1286))
Sucesor:
Enrique II de Chipre
Predecesor:
Carlos I
Príncipe de Acaya
1285 - 1289
Sucesor:
Isabel de Villehardouin
Predecesor:
Carlos I
Conde de Anjou y de Maine
12851290
Sucesor:
Carlos III y Margarita I
Predecesor:
Carlos I
Rey de Albania
1285 - 1294[3]
Sucesor:
Felipe de Tarento
Predecesor:
Carlos I
Rey de Nápoles
Conde de Provenza

12851309
Sucesor:
Roberto I
  1. Riley-Smith, Jonathan Simon Christopher (2005). The Crusades: A History (en inglés). Yale University Press. p. 242. ISBN 9780300101287. 
  2. Weiss, Daniel H.; Mahoney, Lisa (2004). France and the Holy Land: Frankish Culture at the End of the Crusades (en inglés). Johns Hopkins University Press. p. 53. ISBN 9780801878237. 
  3. Jacques, Edwin E. (1995). The Albanians: An Ethnic History from Prehistoric Times to the Present (en inglés). McFarland. p. 167. ISBN 9780899509327.