Cara a cara (1967)

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Cara a cara es un film de 1967 dirigido por Sergio Sollima, y perteneciente al subgénero del spaghetti western. A esta película se le supone erróneamente ser la segunda parte de la trilogía protagonizada por Tomás Milián en el papel de Cuchillo. La trilogía en realidad es un díptico: El halcón y la presa, y Corre, Cuchillo, corre

Argumento[editar]

Fletcher (Gian Maria Volonté), un profesor de Historia, se ve obligado a dejar la enseñanza por motivos de salud. Va en busca del sol y de un clima má seco en el estado de Texas. Por intentar ayudar al peligroso bandido Beauregard Bennett (Tomás Milián), que está preso, es secuestrado por éste en la huida. Tras convivir con él una temporada debido a su secuestro, comienza a entablar amistad con Bennett, y termina por formar parte de la banda. El profesor intenta de convertir el jefe, pero acaba sometiéndose al encanto de la vida como bandido, mudandose en un hombre violento, fanático y visionario.

Durante un duelo entre los dos el profesor, que al principio ni siquiera sabía disparar, logra superar la destreza de Beauregard, pero discubre que su arma estaba descarga sin que se hubiese enterado; una prueba inventada por el mismo Beauregard Bennet, que resalta el cambio de profesor

El duelo mental[editar]

Resulta interesante el lento cambio de la mentalidad de los dos personajes principales, lo que demuestra el potencial de carga negativa que un "intelectual" puede ocultarse y lo positivo fundamental que, en cambio, puede ser escondido dentro de un delincuente empedernido

El duelo final es impresionante, único en la historia del cine, se enfrentan Tomas Milian y Gian Maria Volonté, con personalidad y totalmente diferentes roles de los que poseen al inicio de la película: el bueno vino a ser el malo, que afronta el malo convertido en bueno. El tema central de la película es el cambio que tiene el hombre frente a hechos excepcionales.

Enlaces externos[editar]