Canción melódica

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Canción melódica
Orígenes musicales Bolero, Copla andaluza, Cuplé
Orígenes culturales Primera mitad del siglo XX en España e Iberoamérica
Instrumentos comunes Sección de cuerda, Sección de viento, teclados, guitarra, bajo, batería, voz.
Popularidad Alta en España e Iberoamérica en los años 70 y 80. Moderada - alta en la actualidad.
[editar datos en Wikidata ]

La canción melódica es un género musical cantado en español, en el que abunda una gran presencia de orquestación y es interpretado habitualmente por cantantes solistas de destacadas cualidades vocales. Predominan en él las baladas, aunque también puede tener influencias de otros estilos. Sus letras hacen casi siempre referencia a temas románticos y/o sentimentales.

Como género dentro de la música popular la canción melódica hispana es equiparable a otros géneros de gran difusión como la chanson francesa, el pop tradicional y el soft adult contemporary anglosajones, o la canción napolitana.

Son ejemplos típicos de este estilo musical “Como una ola”, de Rocío Jurado, “Hey!”, de Julio Iglesias, “Y te vas”, de José Luis Perales, “Tómame o déjame” de Mocedades, “Melina” de Camilo Sesto, “Te quiero, te quise y te querré” de Manolo Galván, “Libre” de Nino Bravo, “Fuiste mía un verano” de Leonardo Favio, “Cuando me acaricias” de Mari Trini, “Otro ocupa mi lugar” de Miguel Gallardo, o “Soledad” de Emilio José, por citar unos pocos.[1]

Orígenes[editar]

La Canción melódica surgió como estilo musical en la primera mitad del siglo XX.[2] Sus primeras influencias fueron el bolero, la copla andaluza y el cuplé. En comparación con estos géneros, la canción melódica ponía más énfasis en el estribillo y fue eliminando progresivamente los elementos más folklóricos de sus influencias, sustituyéndolos por orquestas, o incluso, más adelante, instrumentaciones “pop”.[3] Posteriormente la canción melódica evolucionó bajo la influencia de la chanson y la música romántica italiana, en particular al influjo del Festival de la Canción de San Remo, que se celebró por primera vez en 1951. También fue relevante la influencia de la música crooner estadounidense. En los años 50 artistas como Gloria Lasso, Elder Barber, Monna Bell y José Guardiola se convirtieron en algunas de las primeras estrellas de la canción melódica.

Época dorada: años 60 y 70[editar]

En los años 1960 y 1970 la canción melódica se convirtió -probablemente- en el estilo de música más popular, cantado en castellano.

En estos años el estilo se consolidó con la aparición de grandes estrellas como Raphael, Julio Iglesias, Camilo Sesto, Nino Bravo, Rocío Dúrcal o Mari Trini. También ayudaron a la consolidación del estilo el Festival Internacional de la Canción de Benidorm (iniciado en 1959) y el Festival OTI de la Canción (iniciado en 1972).

En su época de mayor popularidad, la canción melódica era generalmente un tipo de balada romántica acompañada de arreglos tradicionales y ligeros, frecuentemente interpretados por una orquesta. Posteriormente en la década de los años 1970 también obtuvieron gran éxito artistas como Pablo Abraira, Mocedades, José Vélez, Dyango, Manolo Otero, Paloma San Basilio o José Luis Perales.

La canción melódica fue también muy popular en Latinoamérica, con artistas como José José, Emmanuel, Sandro, José Luis Rodríguez “El Puma”, Juan Gabriel, Leonardo Favio y, posteriormente, Valeria Lynch, María Martha Serra Lima, Pimpinela o Luis Miguel, entre otros.

Otros artistas como José Feliciano, Joan Manuel Serrat, Facundo Cabral, Ana Belén o Víctor Manuel, si bien no son considerados exponentes típicos de la Canción melódica, han incursionado en ésta frecuentemente.

Declive: los 80[editar]

A lo largo de los años 1980 las nuevas generaciones fueron perdiendo interés por el estilo de la canción melódica, que pasó a considerarse como algo pasado de moda o desfasado, en comparación con los nuevos estilos musicales del momento. Aun así artistas como Francisco, el ya citado Julio Iglesias o el mismo Raphael siguieron cosechando éxitos, aunque fuera entre un público cada vez más adulto.

Por otra parte, artistas de la copla andaluza como Rocío Jurado e Isabel Pantoja incorporaron cada vez más influencias de la canción melódica en su repertorio, en el caso de Rocío Jurado, Manuel Alejandro compuso para ella sus canciones de más éxito en los 80: "Como una ola", "Como yo te amo" y "Se nos rompió el amor"

Años 90 y época actual[editar]

En los años 1990 la canción melódica recuperó cierta popularidad, si bien el estilo evolucionó hacia influencias más pop, como en el caso de Alejandro Sanz, Sergio Dalma, Luis Miguel, Luz Casal y, posteriormente, Álex Ubago y Tamara. Aunque actualmente son pocos los artistas especializados exclusivamente en la canción melódica, su influencia sigue siendo importante en la balada romántica, y la música más 'ligera' cantada en castellano.

Compositores[editar]

La mayor parte del repertorio de los grandes intérpretes de canción melódica no ha sido compuesto por ellos mismos sino por autores que habitualmente han permanecido en la sombra.[4] Entre los artífices de muchas de las canciones más conocidas cabe mencionar las figuras de Manuel Alejandro, Augusto Algueró, Juan Carlos Calderón, Rafael Pérez Botija, o el dúo José Luis Armenteros y Pablo Herrero. A ellos se suman algunos autores que paralelamente han hecho carrera también como cantantes de éxito, como son José Luis Perales, Juan Pardo, Roberto Carlos o Pablo Milanés.

Véase también[editar]

Referencias[editar]