Campo magnético rotativo

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Un campo magnético rotativo o campo magnético giratorio es un campo magnético que rota a una velocidad uniforme (idealmente) y es generado a partir de una corriente eléctrica alterna trifásica. Fue descubierto por Galileo Ferraris en 1885, y es el fenómeno sobre el que se fundamenta el motor de corriente alterna.

Secuencia de giro basado en tres imanes.
     Resultante total      Fase uno      Fase dos      Fase tres

Principio de funcionamiento[editar]

Al repartir sobre un cilindro de hierro ferromagnetico (estátor para las máquinas eléctricas asíncronas) unas bobinas, se separan las entradas y salidas 120º entre sí y se alimentan con una corriente alterna, se obtiene por el efecto de la corriente conducida a través de ellas un campo magnético pulsante.

Si se colocan otras dos bobinas predispuestas igual que la primera pero de modo que los planos que las contienen se sitúan a 60º a izquierda y a la derecha de la primera bobina y se alimenta cada grupo.

Tres posiciones del giro, con la distribución de potencia del campo resultante.

Si cada grupo de bobinas tiene un número escaso de éstas, el campo magnético creado tendrá una onda de forma cuadrada. Para aproximarla a una senoide lo que se hace es aumentar el número de bobinas en cada grupo (fase), y distribuirlas lo máximo posible en el estátor.[1]

Polos RPM a 50Hz RPM a 60Hz
2 3000 3600
4 1500 1800
6 1000 1200
8 750 900
10 600 720
12 500 600
14 428.6 514.3
16 375 450
18 333.3 400
20 300 360

Motores magnéticos[editar]

Los Motores magnéticos están construidos basados ​​en el "principio magnético linoavac", en la que dos imanes se repelen entre sí cuando se colocan uno frente al otro con la misma polaridad.

Notas[editar]

  1. Venganzones, Blázquez, Carlos, Francisco (2004). Transformadores y Máquinas Eléctricas Asíncronas. Madrid: Sección de publicaciones de ETSII-UPM. 84-7484-169-0.