Círculos en los cultivos

De Wikipedia, la enciclopedia libre
(Redirigido desde «Círculos en las cosechas»)
Saltar a: navegación, búsqueda
Formación más compleja de la historia, en Milk Hill (Wiltshire, Inglaterra), creada el 12 de agosto de 2001. Tenía 244 m de anchura y 409 círculos.

Los círculos en el pasto o círculos en las cosechas, son dibujos que aparecen en campos de cultivo (de trigo, maíz, etc.).

Historia[editar]

Folleto de 1678 sobre el Diablo Cosechador.

El registro más antiguo de un círculo en un cultivo se encuentra en Inglaterra, en un folleto publicado el 22 de agosto de 1678, con el nombre de «The Mowing-Devil» (‘el diablo cosechador’), que muestra a un demonio cortando un gran círculo en el cultivo. El agricultor que dio testimonio para el artículo publicado aseguró haber visto al mismo Diablo segando el trigo, antes de pagar cierto salario que su segador exigía por su trabajo.[cita requerida]

El fénomeno actual comenzó en el año 1976, cuando aparecieron los primeros círculos en Winchester (Reino Unido), y los medios hicieron eco de la noticia.[1]

Estos primeros círculos eran simples, de apenas 9 o 10 metros de diámetro, pero con el paso de los años se volvieron más complejos y numerosos. Ya en los años ochenta el fenómeno se trasladó a otros países como Alemania, Nueva Zelanda, etc.

Autoría[editar]

Círculo en Suiza.

Desde la primera aparición de los círculos en los cultivos se ha especulado con varias opciones sobre la autoría de los mismos. Una es la de procedencia extraterrestre, que intentarían contactar a través de estas figuras. Otra opción es la creación humana, que realizaría los círculos por las noches sin ser vistos.

Procedencia paranormal[editar]

Muchas personas creen que estas formaciones son generadas por "entidades" ya sean de origen extraterrestre, divino o por medio de interacción con los pensamientos humanos. Según los seguidores de esta hipótesis, las pruebas de esta procedencia serían el mal funcionamiento de algunos aparatos eléctricos, brújulas, descargas de baterías, etc., y el complejo saber físico, astronómico y matemático que implican las figuras y la tecnología desconocida con la que están realizadas.

Procedencia humana[editar]

Esta hipótesis baraja que los círculos son simplemente creados por el hombre durante la noche con diversos fines como burla, manera de ganar dinero, diversión, creatividad, etc.

Es la hipótesis que comparten escépticos y la mayoría de autodeclarados "hacedores de círculos" y agricultores afectados.

En 1991 Doug Bower y Dave Chorley se adjudican la autoría de los primeros círculos aparecidos durante mediados de los años setenta,[2] mostrando detalladamente a la prensa cómo los realizaron.[3] Los inventores del fenómeno empezaron realizando simples círculos con la idea de que los ufólogos los consideraran obra de extraterrestres. Cuando el meteorólogo Terence Meaden especuló con la posibilidad de que fueran consecuencia de tornados, añadieron líneas rectas y rectángulos para frustrar al experto. Cuando los agricultores especulaban en los pubs sobre qué resultaría en el fenómeno sorprendente y definitivo de cara a su origen no natural, Bower y Chorley ―que solían frecuentar los mismos locales― tomaban nota y, en cuanto podían, hacían realidad los sueños de los expertos.

Los estudiosos, sin embargo, han tratado de refutar la autoadjudicación de autoría por parte de Bower y Chorley. El argumento principal se refiere a que es imposible que dos hombres pudieran realizar los círculos, a veces de más de una hectárea de extensión y distribuidos por todo el mundo, en una sola noche. Así mismo, es poco probable que dos jubilados británicos dispusiesen de los conocimientos matemáticos y técnicos suficientes para plasmar algunas de las estructuras complejas (como fractales[4] o progresiones armónicas) que comenzaban a proliferar.

Ante dichas alegaciones, Bower y Chorley se ofrecieron a reproducir dichos diseños ante expertos, que pudieron comprobar lo rudo de la ejecución (círculos claramente imperfectos y poco definidos, incluso a simple vista) y los diseños no se correspondían con los tenidos por "reales". Por otro lado, y tras su muerte, el fenómeno no ha cesado.

Casos famosos desde 1990 hasta 2002[editar]

Esquema de la figura del Castillo Barbury, la cual puede ser considerada como un mapa de la zona.

Todos estos sucesos han ocurrido en el Reino Unido:

  • El 12 de julio de 1990 apareció un pictograma de 120 m de longitud en un trigal en Alton Barnes, Wiltshire. La figura estaba formada por dos pares de círculos. Cada par tenía dos apéndices con forma de garra.
  • En el verano de 1990, en un trigal de Exton, Hampshire, apareció un círculo de 20 m de diámetro. Las espigas estaban dobladas en espiral en sentido horario. A su alrededor había cuatro círculos "satélite" de 6 m de diámetro, con las espigas dobladas en espiral en sentido antihorario.
  • El 17 de julio de 1991, un piloto de helicóptero observó un círculo rodeado por dos anillos y encerrado en un triángulo equilátero, el cual tenía un círculo en cada vértice, mientras sobrevolaba un trigal al pie del castillo Barbury, cerca de Swindon.
  • El 30 de julio de 1991, apareció una figura de pez cerca de Lockeridge, Wiltshire. En el siguiente mes, aparecieron otras siete figuras semejantes.
  • El 21 de agosto del 2001 aparecieron dos círculos en un campo contiguo al radio-telescopio de Chilbolton en Hampshire, Inglaterra. Uno de ellos era un rectángulo con el mismo código binario, pero con distinta información, que utilizó Carl Sagan para el Mensaje de Arecibo. El otro era un cuadrado con una imagen pixelada que parecía contener el rostro de un supuesto extraterrestre. Este mensaje tuvo gran impacto entre las personas que se dedicaban a estudiar al fenómeno y es conocido como Mensaje de Chilbolton.[5]
  • El 21 de agosto de 2002 apareció un círculo, con un mensaje en código binario ASCII, en la localidad de Sparsholt, Hampshire, Inglaterra. Esta impresión es conocida con el nombre de Mensaje de Sparsholt. La impresión fue hecha en un campo privado de maíz.

Características de los cultivos[editar]

Características del trigo[editar]

Vista aérea de un círculo en Diessenhofen (Alemania).

Los creyentes en el origen no convencional (ufológico, paranormal u otro) de los dibujos señalan que:

  • las plantas no están quebradas ni dobladas sino deformadas por una radiación de características similares a las microondas.
  • las plantas supervivientes en el seno del círculo presentan un crecimiento anormal.
  • las plantas presentan alteraciones electromagnéticas.
  • las plantas quebradas emiten radiación residual.

Bolas de luz[editar]

Los creyentes en el origen paranormal de los círculos de cultivo han presentado fotografías que muestran «bolas de luz», que serían seres inteligentes que se dedican a aplastar cereal.

Los escépticos sostienen que es más posible que las luces sean simplemente un fraude.

Diseño[editar]

Aunque inicialmente se empezaron como dos o tres formas geométricas básicas, los círculos han ido incrementando su complejidad, hasta el punto en el que han llegado a dar respuesta de mensajes en código binario, un dibujo del calendario maya, e incluso uno con la imagen de un alienígena sosteniendo otro mensaje en código binario. Desde los años noventa se crean estructuras complejas como:

Además las estructuras alcanzan hasta una hectárea de extensión, lo que haría necesaria la utilización de instrumental topográfico.

Los agricultores dicen manifiestarse molestos por la creación de estas formaciones en sus cultivos, ya que representarían pérdidas al no poder aprovechar el trigo aplastado, sin embargo, muchos de ellos han optado por cobrar la entrada a sus fincas a quien desee ver el círculo.

Los círculos en la cultura popular[editar]

Fenómenos similares[editar]

Véase también[editar]

Referencias[editar]

  1. Historia de los círculos de misterio.
  2. Arte y negocio
  3. Luis Alfonso Gámez (04 Jul 2003). «Círculos de misterio».
  4. a b «The Mandelbrot Set Crop Circle Formation». Consultado el 5 de abril de 2014.
  5. Fuentes, Vicente. El enigma de los círculos, Colección: MISTERIOS DEL MUNDO, ISBN 9788492635665
  6. «Koch Snowflake, Silbury Hill, England, 1997 16». Consultado el 5 de abril de 2014.
  7. Los extraterrestres prefieren Firefox

Bibliografía[editar]

Enlaces externos[editar]

Interpretaciones