Bioterrorismo

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Terrorismo
General
Definición
Convenciones
Contraterrorismo
Guerra contra el terrorismo
Lista de atentados
Listados
Organizaciones
Incidentes
Tipos
Nacionalista
Religioso
Terrorismo de Estado
Patrocinado por Estados
Racista
Narcoterrorismo
Político
Ecoterrorismo
Tácticas
Secuestro de embarcaciones
Asesinato
Bombas
Coche bomba
Hombre bomba
Secuestros
Secuestro exprés
Bioterrorismo
Terrorismo nuclear
Ciberterrorismo
Configuraciones
Fachadas
Actos personales
Aviador de Estados Unidos usando una máscara de gas nuclear, biológica y química M-17

Bioterrorismo es el término utilizado para definir el empleo criminal de microorganismos patógenos, toxinas o sustancias dañinas contra la población con el propósito de generar enfermedad, muerte, pánico y terror.

Es utilizado también para denominar la introducción en un país de material biológico con agentes fitopatógenos, enfermedades cuadragenarias, insumos químicos o cualquier otro tipo de material que atente contra la vida y la salud de las personas. Para ver el uso de este método en guerras, revisar Guerra biológica.

Definición[editar]

De acuerdo con los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades de los Estados Unidos, un ataque "bioterrorista" es la deliberada liberación de virus, bacterias, toxinas u otros agentes perjudiciales utilizados para causar enfermedades o la muertes en humanos, animales y/o plantas. Estos agentes son normalmente encontrados en la naturaleza, pero es posible que que pudieran ser mutados o alterados para incrementar su habilidad de causar enfermedades, haciéndolos resistentes a medicamentos, o incrementando su habilidad para esparcirse en el medio ambiente. Los agentes biológicos pueden ser propagados a través del aire, agua, comida, etc. Los terroristas que utilizan agentes biológicos, lo hacen porque son difíciles de detectar y tardan varias horas o días en dar efecto a su enfermedad. Algunos agentes bioterroristas, como el virus de la Viruela, pueden ser liberados de persona a persona y algunos otros, como el carbunco no pueden.[1]

El Bioterrorismo es un arma atractiva porque los agentes biológicos son relativamente baratos y fáciles de conseguir, pueden ser fácilmente diseminados y causar un extendido miedo y pánico más allá del daño físico.[2] De cualquier modo, líderes militares han aprendido que el bioterrorismo tiene fuertes limitaciones; es difícil emplear un arma biológica de una forma que solo afecte al enemigo y no a las fuerzas aliadas. Un arma biológica útil para terroristas principalmente como método de crear pánico masivo y desorden en un estado o país. Sin embargo, tecnólogos como Bill Joy han advertido del poder potencial del que la ingeniería genética puede regalar al futuro del bioterrorismo. [3]

El uso de agentes que no causen daño en los humanos pero puedan interrumpir el orden de la Economía han sido discutidos. Un patógeno altamente relevante en este contexto es la Fiebre Aftosa Humana Causada por un virus que es puede causar daños económicos y preocupación pública. (Como se pudo presenciar en el Brote de fiebre aftosa en 2001, en el Reino Unido y en el brote de fiebre aftosa en el 2007), mientras tenga apenas capacidad de infectar humanos

Historia[editar]

Siglo XX[editar]

Para cuando la Primera Guerra Mundial comenzó, se intentó utilizar Ántrax carbunco en poblaciones animales. Esto generalmente probó ser inefectivo. Poco después de la Primera Guerra Mundial, Alemania lanzó un a campaña de sabotaje biológico contra Estados Unidos, Rusa, Romania y Francia.[4] En ese momento, Anton Dilger vivía en Alemania, pero en 1915 fue enviado a los Estados Unidos cargando cultivos de muermos, una enfermedad virulenta para caballos y mulas. Dilger estableció un laboratorio en su hogar en Chevy Chase (Maryland). Utilizó estibadores que trabajan los muelles en Baltimore para infectar caballos con muermos mientras ellos esperaban a ser enviados en barco a Gran Bretaña. Dilger estaba bajo sospecha al ser un agente alemán, pero nunca fue arrestado. Dilger eventualmente se fue a Madrid, España, donde murió durante la Pandemia de Influenza de 1918.[5] En 1916, los Rusos arrestaron a agentes alemanes con intenciones similares. Alemania y sus aliados infectaron los caballos de caballería y muchas mulas y caballos de Rusia en la frontera Este. Estas acciones obstaculizaron la artillero y movimientos de tropas, así como convoyes de los suministros. [4]

En 1927, la policía en Chicago arrestó a dos estudiantes, Allen Schwander y Stephen Pera, quienes planearon envenenar el agua de la ciudad con Tifoidea y otras bacterias. Schwander fundó un grupo terrorista, "R.I.S.E.", mientras que Pera recolectó y creció cultivos del hospital del que trabajaba. Los dos hombres volaron a Cuba después de ser liberados de la cárcel. Schwander murió de causas naturales en 1974, mientras que Pera regresó a los Estados Unidos en 1975 y fue puesto bajo prueba.[6]

El Ataque bioterrorista rajnishe de 1984: en Oregón en 1984, seguidores del Movimiento rajnishe intentaron controlar una elección local incapacitando a la población de la zona. Esto se provocó infectando ensaladas en once restaurantes, productos en tiendas de comestibles y otros establecimientos públicos con la bacteria de Salmonella typhimurium en la ciudad de The Dalles, Oregón. El ataque infectó a 721 personas con severo envenenamiento. No hubo casos fatales. Este incidente fue el primer ataque bioterrorista en los Estados Unidos en el Siglo XX.[7]

El caso de Aum Shinrikyō liberando Antrax en Kameido : en Junio de 1993 el grupo seguidor de Aum Shinrikyō soltó antrax en Tokio. Testigos reportan mal olor. El ataque fue un fracaso total, pues no afectó a ninguna persona. La razón de esto, es que irónicamente, se utilizó la cepa de la vacuna de esta bacteria. Las esporas recuperadas del atraque muestran que eran idénticas a la cepa de la vacuna para animales. Estas cepas de vacunas hacen falta en los genes que causan una respuesta sintomática.[8]

Siglo XXI[editar]

Ataques con carbunco en 2001 : En Septiembre y Octubre de 2001, varios casos de atentados con Antrax fueron motivo de ojo a la luz pública en Estados Unidos, aparentemente causados a propósito. Cartas que contenían Antrax infeccioso fueron enviadas a las oficinas de medios de comunicación y al congreso de los Estados Unidos, junto con ataques a Chile. Las cartas enviadas mataron a cinco personas.CNN

En 2001, El Servicio Postal de los Estados Unidos se vio afectado por un ataque bioterrorista con esporas de Bacillus anthracis, se infectaron 22 personas con carbunco (en inglés: anthrax) y a 7 supervivientes se les confirmó la enfermedad del carbunco cutáneo. Esto es lo que ha sido utilizado en países como Rusia, Libia, EE.UU., China, Egipto y Corea.

Tipos de Agentes[editar]

Bajo la actual ley Estadounidense, los Agentes biológicos que han sido declarados por el Departamento de Salud y Servicios Sociales de los Estados Unidos o el Departamento de Agricultura de los Estados Unidos que tienen el "potencial para ser una severa amenaza a la salud y seguridad pública" . Son oficialmente definidos como ""Agentes Selectos"". Se categorizan estos agentes (En A, B o C) y administran el Programa de Agentes Selectos, los cuales regulan los laboratorios que pueden poseer, usar o transferir agentes selectos dentro de los Estados Unidos. Así como los Estados Unidos categorizan drogas dañinas, los diseños de virus no son aún categorizados y el H5N1 aviar ha demostrado lograr una alta mortalidad y la comunicación humana en un laboratorio.

Categoría A[editar]

Estos agentes de alta prioridad son de un riesgo que alarmarían la seguridad nacional, son fácilmente transmitidos y diseminados, tienen un mayor potencial de impactar en la salud publica, pueden causa pánico o requerir acciones especiales para la preparación de la salud pública.


Tularemia or "Fiebre de los conejos"
[9] Tiene un bajo indice de muerte, sin embargo, puede causar severas incapacidades. Esta enfermedad es causada por las bacterias "Francisella tularensis", y puede ser contraída por el contacto con el pelaje, inhalación, ingestión de agua contaminada o por mordida de insectos. "Francisella tularensis" es una bacteria muy infecciosa. Un pequeño numero (10-50 o más organismos) pueden provocar la enfermedad. Si "Francisella tularensis" fuera usada como arma, las bacterias serian soltadas en el aire por la exposición a la inhalación. La gente que inhala un aerosol infeccioso generalmente experimenta severas enfermedades respiratorias, incluyendo neumonía, infecciones sistemáticas u otras enfermedades que amenazan con muerte, si no son tratadas. Las bacterias que causan tularemia existen en la naturaleza y pueden ser aisladas y cultivadas en un laboratorio, de cualquier modo, fabricar un aerosol efectivo requiere una considerable sofisticación.[10]
Ántrax
El ántrax es una enfermedad no contagiosa causa por una espora que forma la bacteria "Bacillus anthracis". Existen vacunas para el ántrax pero requiere muchas inyecciones de uso estable. Cuando se diagnostica ántrax en una etapa temprana se puede curar con antibióticos como ciprofloxacino.[11] Su primera incidencia en una guerra biológica fue cuando "luchadores de libertad" Escandinavos suministrados por el Staff General Alemán, usaron Ántrax con resultados desconocidos contra el Ejercito Imperial Russo en Finlandia en 1916.[12] En 1993, el grupo Aum Shinrikyō usó ántrax en un intento fallido en Tokio sin fatalidades. [8] El ántrax fue usado en el 2001 en varios ataques en los Estados Unidos, enviado por correo [13] El ántrax es uno de los pocos agentes biológicos por el cual los empleados federales han sido vacunados de. La cepa usada en el 2001 era identica a la cepa usada por Fort Detrick.[14]
Viruela
[15] La viruela es un virus altamente contagioso. Se transmite facilmente a través de la atmósfera y tiene un alto Índice de mortalidad (20-40%). La viruela fue erradicada del mundo en los años setentas, gracias a un programa de vacunación mundial.[16] De cualquier modo, algunos ejemplos de virus aun están disponibles en Rusia y Estados Unidos en laboratorios. Algunos creen que después del colapso de la Unión Soviética, cultivos de viruela se han vuelto disponibles en otros países. Aun cuando la gente nacida antes de 1970 haya sido vacunada de viruela, la efectividad de la vacuna está limitada a un nivel de inmunidad de 3 a 5 años. La protección de volverse a vacunar dura más tiempo.[17] Como un arma biológica, la viruela es peligrosa por su naturaleza altamente contagiosa. También, el hecho de que haya una infrecuencia con las vacunas administradas entre la población general desde que se erradicó la enfermedad, dejaría a la mayor parte de la población desprotegida en caso de un brote. La viruela sucede solo en humanos, y no tiene vectores o posibles huéspedes exteriores.
Toxina botulínica
[18] La neurotoxina[19] La toxina botulínica es una de las toxinas más mortíferas conocidas, y es producida por la bacteria Clostridium botulinum. Causa la muerte por una Insuficiencia respiratoria y parálisis.[20] Siendo además una toxina disponible mundialmente por sus aplicaciones cosméticas en inyecciones.
Peste pulmonar
[21] Esta plaga es una enfermedad causada por la bacteria Yersinia pestis. Los roedores son normalmente los huéspedes de esta plaga y la enfermedad es de ahí transmitida a humano por mordidas de pulgas y ocasionalmente por Bioaerosol en la forma de Peste neumónica.[22] El padecimiento tiene historia como uso de arma en guerras biológicas, datando siglos atrás, y siendo considerada una amenaza por su facilidad de cultivo y habilidad de mantenerse en circulación a través de los roedores locales por un periodo largo de tiempo. La amenaza viene principalmente en forma de plaga neumónica (infección por inhalación)[23] Fue el padecimiento que provocó la Muerte negra en la Europa Medieval.
Fiebre hemorrágica viral
[24] Esto incluye fiebre hemorrágica causada por miembros de la familia Filoviridae (Marburgvirus y Ébola), y por la familia Arenaviridae (por ejemplo Lassa Virus y Machupo Virus (Fiebre hemorrágica boliviana) ). La Enfermedad por el virus del Ébola, en particular ha causado altos índices de muerte, desde el 25% al 90% con un promedio del 50%. No existe aún una cura, aun cuando las vacunas están en desarrollo. La Unión Soviética investigó el uso de los filovirus para guerras biológicas, y el grupo seguidor de Aum Shinrikyō intentó obtener cultivos de Ébola sin éxito. La muerte provocada por el virus de Ébola es comúnmente debido a la falla en multiples órganos internos y por Hipovolemia. Marbugvirus fue descubierto por primera vez en Alemania. No hay cura actualmente aparte del cuidado de apoyo. Los arenavirus tienen algún caso reducido de fatalidad comparado a enfermedades causadas por filovirus, pero son más ampliamente distribuidas, tanto en África y Sudamerica.

Categoría B[editar]

Los agentes de categoria B son moderadamente fáciles de diseminar y tienen bajos índices de mortalidad.

Categoría C[editar]

Los agentes de categoria C con patógenos emergentes que pueden ser gestionados (Ingeniería genética) para diseminación en masa para su disponibilidad, facilidad de producción y diseminación, alto índice mortalide, o habilidad de causar un mayor impacto en la salud.

Planificación y Respuesta[editar]

Planificar puede involucrar el desarrollo de sistemas de identificación biológica. Hasta tiempos recientes en Estados Unidos, la mayor parte de estrategias de defensa biológica están enfocadas en proteger soldados en el chamo de batalla, en lugar de fijar atención en la gente ordinaria de las ciudades. Recortes financiero han limitado la investigación de brotes de enfermedades. Algunos brotes, como el envenenamiento de comido por E. coli o Salmonella', pudieron ser de origen natural o intencional.

Preparación[editar]

Los agentes biológicos son relativamente fáciles de obtener para los terroristas, y se están convirtiendo en una mayor amenaza para los Estados Unidos y el mundo. Los laboratorios están trabajando en en sistemas avanzados de detección para proveer alertas, identificar las areas contaminadas y las poblaciones en riesgo, y así facilitar las amenazas. En las grandes ciudades también se están estableciendo métodos para predecir el uso de agentes biológicos. No obstante, tecnologías "Foresinc" están trabajando en la identificación de agentes biológicos, sus origines geográficos y su fuente inicia. Los esfuerzos incluyen tecnologías para descontaminar sin causar daños adicionales al medio ambiente.

La detección temprana y respuesta inmediata al bioterrrorismo depende de la cercana cooperación de las autoridades de Salud pública y refuerzos judiciales; de cualquier modo, dicha cooperación aún se encuentra escasa. Los bienes y vacunas de la detección nacional no sirven si los oficiales locales y de estado no tienen acceso a ellas.[32]

Los aspectos de protección contra el terrorismo en los Estados Unidos incluye,

  • Las estrategias de detección y resistencia en la lucha contra el terrorismo. Esto ocurre principalmente a través de los esfuerzos de la Oficina de Asuntos de la Salud, parte del Departamento de Seguridad Nacional, cuyo papel es preparase para una situación emergente de impacto contra la salud de la población estadounidense. La detección tiene primariamente dos factores tecnológicos. Primero esta el programa "BioWatch" en donde los dispositivos de colección son diseminados a treinta areas de alto riesgo en el país para detectar la presencia de agentes biológicos en aerosol antes de que los síntomas se presenten en los pacientes.[33] Esto es importante sobre todo porque permite una respuesta más proactiva a un brote de la enfermedad más que el tratamiento más pasiva del pasado.
  • Implentación de sistemas de detección de la Generación-3. Este avance es significativo simplemente porque permite que las acciones puedan ser tomas en un lapso de cuatro a seis horas, gracias a su sistema de respuesta automática, donde el sistema previo requiere que sus detectores de aerosol sean transportados a laboratorios manualmente.[33] Una forma en que esto pueda ser asegurado es a través del establecimiento de una preparación: programas como las Series de Ejercicio de Respuesta para Antrax existen para asegurar esto, sin importar el incidente, todo el personal de emergencia estara enterado del papel que deben cubrir.[33] Además, proveyendo información y educación a los líderes públicos y servicios medicos de emergencia , se sugiere que pueden significativamente disminuidos el impacto de ataques bioterrorista.[33]
  • Mejora de las capacidades tecnológicas de los primeros respondedores. Esto se cumple a través de numerosas estrategias. La primera de estas estrategias fue desarrollada por " Science and Technology Directorate" (Dirección de Ciencia y Tecnología) para asegurar que el peligro de polvos sospechosos pueda ser asedado debidamente, (tantos agentes biológicos peligrosos como el ántrax existen en polvo blanco). Haciendo pruebas de precisión y la especificidad de los sistemas comercialmente disponibles usados por primeros respondedores, la esperanza esta en que todos los polvos dañinos puedan tornarse inefectivos.[34]
  • Equipo mejorado para primeros respondedores. Un avance reciente es la comercialización de una nueva forma de armadura de Tyvex™ la cual protege a los primeros respondedores y pacientes de contaminantes químicos y biológicos. También se han presentados una nueva generación de aparatos de respiración autónoma, los cuales se han tornado más fuertes contra los agentes bioterroristas. Todas estas tecnologías combinadas forman lo que parece ser relativamente un frente fuerte contra el bioterrorismo. Como sea, Nueva York tiene un sin números de organizaciones y estrategias que efectivamente sirven para detener y responder a ataques bioterroristas. Desde aquí viene el lógico progreso del reino de estrategias específicas de Nueva York para prevenir ataques terroristas.[34]
  • Proyecto BioShield. El acumulado de vacunas y tratamientos para potenciales amenazas biológicas, también conocidas como contramedidas, han sido un aspecto importante en la preparación para potenciales ataques bioterroristas; esto tomó la forma de un programa que empezó en el año 2004, llamado El Proyecto BioShield (Project Bioshield Act).[35] La importancia de este programa no debe ser visto con la percepción de querer engañar a la población haciéndola creer que hay suficientes vacunas para la viruela para inocular a todos los ciudadanos Estadounidense.[35] El departamento de defensa también tiene una variedad de laboratorios actualmente trabajando en el aumento de la calidad y eficacia de las contramedidas que comprenden las reservas nacionales. [36] Los esfuerzos también se han hecho con el fin de asegurar que estas contramedidas medicas son capaces de diseminar efectivamente en caso de un ataque bioterrorista. La Asociación Nacional de Cadena de Farmacias aclamaron esta causa apoyando la participación de sector privado, mejorando la distribución de dichas contramedidas si son requeridas.[36]

En una emisión de CCN en el 2011, el corresponsal médico, Dr. Sanjay Gupta, profundizó en las capacidades de Estados Unidos para enfrentar un ataque terrorista. Explica como aun cuando este país esta mejor preparado para enfrentar un ataque terrorista ahora que hace diez años, el dinero disponible para enfrentar un ataque terrorista ha disminuido en los últimos tres años. Obervando el reporte detallado del descenso en el presupuesto en los cincuenta y un estados de los Estados Unidos, Dr. Gupta dice que que las ciudades no podrán distribuir las vacunas y tampoco podrán llevar la pista de los virus. Llevó a la luz la posibilidad de una pandemia similar a las que ocurren en las películas catastróficas. [37]

Otra emisión de MSNBC en 2010 también hizo énfasis en la mala preparación que tiene Estados Unidos en caso de un ataque terrorista. La emisión declaró que un reporte bipartidario le dio a la administración de Obama un nivel bajo de capacidad de respuesta contra un ataque bioterrorista. La televisora invito al antiguo comisario de Nueva York, Howard Safir, para explicar como el gobierno fallaría combatiendo un ataque bioterrorista. Dice: "Armas biológicas y quimícas son probables y relativamente fáciles de dispersar". Dice Safir que la eficiencia en la preparación contra un ataque bioterrorista no es necesariamente una cuestión monetaria, mas bien es dependiente de poner los recursos en los lugares correctos. La emisión sugiere que el país no esta listo para algo serio.[38]

Biomonitoreo[editar]

En 1999, el centro de Informática Biomédica de la Universidad_de_Pittsburgh desarrollaron el primer sistema automático para la detección de bioterrorismo, llamado RODS por sus siglas en ingles "Real-Time Outbreak Disease Surveillance" (Biomonitoreo de brote de enfermedades en tiempo real). RODS esta diseñado para recolectar información de una gran cantidad de fuentes y los usa para realizar una detección de señales, para encontrar posibles casos de bioterrorismo lo más pronto posible. RODS y otros sistemas similares, recolectan información de datos clínicos, datos de laboratorios y datos de la venta de medicamentos y drogas.[39] [40] En el año 2000, Michael Wagner, el coordinador del laboratorio de RODS, y Ron Arye, un subcontratista, concibió la idea de obtener datos en vivo de fuentes "no-tradicionales" (Fuentes que no sean relacionadas a la salud). Los primeros esfuerzos de los laboratorios RODS eventualmente conllevaron el establecimiento del Monitor Nacional Contador de Datos, un sistema que recoleta datos de 20,000 locaciones a través de los Estados Unidos.[39]

En febrero 5, del año 2002, George W. Bush visitó los laboratorios RODS y usó su trabajo como modelo para una propuesta con presupuesto de 300 millones de dólares, para equipar a los cincuenta estados con sistemas de biomonitoreo.[41]

Los principios y practicas de biomonitoreo, una nueva ciencia interdisciplinaria, fueron definidos y descritos en el "Libro de Mano del Biomonitoreo" (originalmente en inglés: "Handbook of Biosurveillance"), editado por Michael Wagner, Andrew Moore y Ron Aryel. Se publicó en el 2006. El biomonitoreo es la ciencia de detección de brote de enfermedades en tiempo real. Es aplicable para epidemias naturales y causadas por el hombre.

Los datos que potencialmente pueden ayudar en una detección temprana de un caso de bioterrorismo incluye muchas categorías. Información relacionada a la salud como la de sistemas computacionales de hospitales, laboratorios clínicos, sistemas electrónicos de registro de salud, sistemas de registro médico forense, llamadas al 911 y sistemas de registros médicos veterinarios pueden ser de ayuda; los investigadores también están considerando en usar datos generados por operaciones de ganadería y feedlot, procesadores de comida, sistemas de agua, registro de asistencia en escuelas y monitores fisiológicos, entre otros.[40] Intuitivamente, uno supondría que los sistemas que recolectan más de un tipo de datos sean más útiles que aquellos sistemas con menos fuentes, siendo así que sean menores la posibilidades de activar una falsa alarma.

En Europa, el biomonitoreo de enfermedades esta empezando a ser organizado en todo el continente para el rastreo de emergencias biológicas. El sistema no solo data personas infectadas, también intenta rastrear el origen de los brotes.

Los investigadores están experimentando con dispositivos para detectar la existencia de una amenaza:

Investigaciones recientes revelan que Fotodiodos de avalancha ultravioleta ofrecen grandes ganancias, confiabilidad y robustez necesaria para detectas ántrax y otros agentes utilizados en el bioterrorismo, en el aire. Los métodos de fabricación y características de dispositivos fueron descriptas en la 50ª Conferencia de Materiales Electrónicos en Santa Barbara el 25 de Junio, del 2008. Los detalles de los fotodiodos fueron también publicados el 14 de Febrero, del 2008 por la revista "Electronics Letters" y en Noviembre del 2007, por la revista "Photonics Technology Letters".[42]

El Departamento de Defensa de los Estados Unidos conduce a un biomonitoreo global a través de varios programas, incluyendo "Global Emerging Infections Surveillance and Response System" ("Sistema de Biomonitoreo Global para Enfermedades Emergentes y su Respuesta").[43]

Otra herramienta poderosa desarrollada en la Ciudad de Nueva York para contrarrestar el bioterrorismo es el desarrollo del "Sistemta Sindrómicos de Biomonitoreo de la Ciudad de Nueva York". Este sistema es esencialmente una manera de rastrear el progreso de enfermedades en Nueva York, y fue desarrollado por el Departamento de Salud e Higiene Mental de Nueva York(NYC DOHMH) en raíz de los ataques del 9/11. El sistema trabaja rastreando síntomas de aquellas personas que vayan a emergencias—basándose en la locación del hospital al cual se esta llevando y su dirección de casa—y asesorando cualquier patron en los síntomas. Estas normas establecidas pueden ser observadas por médicos epidemiólogos para determinar si hay algún brote de enfermedades en locaciones particulares; se pueden crear fácilmente mapas de frecuencia de enferemdades.[44] Esto es una herramienta benéfica para pelear con el bioterrorismo mientras provea medios por los cuales estos ataques puedan ser descubiertos desde su nacimientos; asumiendo los ataques en resultado con síntomas similares entre la gente, esta estrategia permite a Nueva York responder inmediatamente a cualquier amenaza bioterrorista.

Respuesta a ataques o amenazas bioterroristas[editar]

Las agencias del gobierno que responderían frente al bioterrorismo en caso ser necesario, incluirían apoyo de las leyes, descontaminación e unidades médicas de emergencia.

El ejercito Estadounidense tiene unidades especiales para actuar en caso de que sucediera un ataque bioterrorista; entre ellos se encuentra el Cuerpo de Marines de los Estados Unidos con su Fuerza en Caso Incidentes Químico biológicos y el Mando de Apoyo 20 del Ejército de los Estados Unidos , el cual puede detectar, identificar y neutralizar amenazas, así como descontaminar víctimas expuestas a los agentes del bioterrorismo.

Historicamente, los gobiernos y autoridades han confiando en las cuarentenas para proteger a su población. Cuerpos internacionales como la Organización Mundial de la Salud ya han invertido algunos recursos en el monitoreo de epidemias y han colaborador en las descontaminación de epidemias en la historia.

Los medios de información han puesto atención hacia las seriedad en el aumento de ataque biológicos desde el 2013-2014. En Julios del 2013, "Forbes" publicó un artículo con el título en inglés "Bioterrorism: A Dirty Little Threat With Huge Potential Consequences" ("Bioterrorismo: Una Pequeña Amenaza Con Consecuencias de Gran Potencial").[45] En noviembre, del 2013, "Fox News" reportó una nueva cepa de botulismo, diciendo que los centros para enfermedades lista el botulismo como uno de dos agentes que tienen el mayor indice de mortalidad, además de no tener antídoto.[46] "USA Today" reportó que el ejercito estadounidense en Noviembre estaba tratando de desarropar una vacuna para las tropas de la bacteria que causa la Fiebre Q, la cual alguna vez la usaron como arma biológica.[47] En Febrero, del 2014, el antiguo asistente especializado y director senior para la política de biodefensa del Presidente George W. Bush, llamó al riesgo del bioterrorismo inminente e incierto[48] y el congresista Bill Pascrell llamó al aumento de medidas federales contra el bioterrorismo como "cuestión de vida o muerte".[49] El periódico "The New York Times" escribió una historia diciendo que los Estados Unidos gastaría 40 millones de dólares para ayudar a ciertos países con bajo presupuesto para tratar la amenazas del bioterrorismo y enfermedades infecciosas.[50]

Véase también[editar]

Referencias[editar]

  1. «Bioterrorism Overview». Centers for Disease Control and Prevention. 2008-02-12. Consultado el 2009-05-22. 
  2. of Biologics as Weapons Bioterrorism: A Threat to National Security or Public Health Defining Issue? MM&I 554 University of Wisconsin–Madison and Wisconsin State Laboratory of Hygiene, September 30, 2008
  3. Joy, Bill (2007-03-31), Why the Future Doesn't Need Us: How 21st Century Technologies Threaten to Make Humans an Endangered Species, Random House, ISBN 978-0-553-52835-0 
  4. a b Gregory, B; Waag, D. (1997) (PDF), Military Medicine: Medical aspects of biological warfare, Office of the Surgeon General, Department of the Army, Library of Congress 97-22242, http://www.bordeninstitute.army.mil/published_volumes/biological_warfare/BW-ch06.pdf, consultado el 2009-05-22 
  5. Experts Q & A, Public Broadcasting Service, 2006-12-15, http://www.pbs.org/wgbh/amex/weapon/sfeature/qa.html, consultado el 2009-05-22 
  6. W. Seth Carus, "R.I.S.E.", in Toxic Terror: Assessing Terrorist Use of Chemical and Biological Weapons (MIT Press, 2000), p55, p69
  7. Past U.S. Incidents of Food Bioterrorism Bioterrorism: A Threat to National Security or Public Health Defining Issue, University of Wisconsin–Madison and the Wisconsin State Laboratory of Hygiene, MM&I 554, September 30, 2008
  8. a b CDC-Bacillus anthracis Incident, Kameido, Tokyo, 1993
  9. CDC Tularemia
  10. http://www.bt.cdc.gov/agent/tularemia/facts.asp
  11. Vietri N. J. et al., A Short Course of Antibiotic Treatment Is Effective in Preventing Death from Experimental Inhalational Anthrax after Discontinuing Antibiotics, The Journal of Infectious Diseases 2009
  12. Bisher, Jamie, "During World War I, Terrorists Schemed to Use Anthrax in the Cause of Finnish Independence," Military History, August 2003, pp. 17–22.Anthrax Sabotage in Finland
  13. Puneet K. Dewan, Alicia M. Fry, Kayla Laserson, et al. Inhalational Anthrax Outbreak among Postal Workers, Washington, D.C., 2001 Emerging Infectious Diseases, Vol 8, No 10, October 2002
  14. Debora MacKenzie. «Anthrax attack bug 'identical' to army strain». New Scientist. Consultado el 16 February 2013. 
  15. CDC Smallpox
  16. What CDC Is Doing to Protect the Public From Smallpox
  17. Military Vaccination Program website
  18. CDC Botulism
  19. [1]
  20. CDC Botulism Factsheet
  21. CDC Plague
  22. CDC Plague Home Page
  23. Frequently Asked Questions (FAQ) About Plague
  24. CDC VuralHemirrhagic Fevers
  25. CDC Brucellosis
  26. CDC Glanders
  27. CDC Melioidosis
  28. CDC Why has melioidosis become a current issue?
  29. CDC Q Fever
  30. CDC Ricin
  31. WebMD.com Cholera
  32. Bernett, Brian C. (December 2006) (PDF), US Biodefense and Homeland Security: Toward Detection and Attribution, Monterey, California, United States: Naval Postgraduate School, p. 21, http://www.ccc.nps.navy.mil/research/theses/bernett06.pdf, consultado el 2009-05-24 
  33. a b c d United States. Cong. House. Committee on Homeland Security. Ensuring Effective Preparedness Responses and Recovery for Events Impacting Health Security Hearing before the Subcommittee on Emergency Preparedness, Response and Communications of the Committee on Homeland Security, House of Representatives, One Hundred Twelfth Congress, First Session, March 17, 2011. 112th Cong., 1st sess. HR 397. Washington: U.S. G.P.O., 2012. Print.
  34. a b United States. Cong. House. Committee on Homeland Security. First Responder Technologies: Ensuring a Prioritized Approach for Homeland Security Research and Development : Joint Hearing before the Subcommittee on Emergency Preparedness, Response and Communications and the Subcommittee on Cybersecurity, Infrastructure Protection, and Security Technologies of the Committee on Homeland Security, House of Representatives, One Hundred Twelfth Congress, Second Session, May 9, 2012. 112th Cong., 2nd sess. HR 397. N.p.: n.p., n.d. Print.
  35. a b Hylton, Wil S. "How Ready Are We for Bioterrorism?" The New York Times. The New York Times Company, 26 Oct. 2011. Web.
  36. a b United States. Cong. House. Committee on Homeland Security. Taking Measure of Countermeasures. Hearing before the Subcommittee on Emergency Preparedness, Response and Communications of the Committee on Homeland Security, House of Representatives, One Hundred Twelfth Congress, First Session, April 13, 2011 and May 12, 2011. 112 Cong., 1st sess. HR 397. Washington: U.S. G.P.O., 2012. Print.
  37. John King, USA. CNNW. San Francisco. 20 Dec. 2011. Television.
  38. MSNBC News Live. MSNBC. New York City. 26 Jan. 2010. Television
  39. a b Wagner, Michael M.; Espino, Jeremy;et al. (2004), «The role of clinical information systems in public health surveillance», Healthcare Information Management Systems (3 edición), New York: Springer-Verlag, pp. 513–539 
  40. a b Wagner, Michael M.; Aryel, Ron;et al. (2001-11-28) (PDF), Availability and Comparative Value of Data Elements Required for an Effective Bioterrorism Detection System, Real-time Outbreak and Disease Surveillance Laboratory, http://rods.health.pitt.edu/LIBRARY/dato2AHRQInterimRpt112801.pdf, consultado el 2009-05-22 
  41. Togyer, Jason (June 2002), Pitt Magazine: Airborne Defense, University of Pittsburgh, http://www.pittmag.pitt.edu/june2002/feature1.html, consultado el 2009-05-22 
  42. Avalanche Photodiodes Target Bioterrorism Agents Newswise, Retrieved on June 25, 2008.
  43. Pellerin, Cheryl. "Global Nature of Terrorism Drives Biosurveillance." American Forces Press Service, 27 October 2011.
  44. Chen, H, D Zeng, and Y Pan. "Infectious Disease Informatics: Syndromic Surveillance for Public Health and Bio-Defense." 20120, XXII, 209p. 68 illus.., Hardcover.
  45. Bell, Larry. "Bioterrorism: A Dirty Little Threat With Huge Potential Consequences". Forbes. 2013-07-21 (Retrieved 2014-02-17)
  46. Heitz, David. "Deadly bioterror threats: 6 real risks". Fox News. 2013-11-02 (Retrieved 2014-02-17)
  47. Locker, Ray. "Pentagon seeking vaccine for bioterror disease threat". USA Today. 2013-11-18 (Retrieved 2014-02-17)
  48. Cohen, Bryan. "Kadlec says biological attack is uncertain, imminent reality". Bio Prep Watch. 2014-02-17 (Retrieved 2014-02-17)
  49. Cohen, Bryan. "Pascrell: Bioterror threat a life or death matter". Bio Prep Watch. 2014-02-12 (Retrieved 2014-02-17)
  50. Tavernise, Sabrina. "U.S. Backs New Global Initiative Against Infectious Diseases". New York Times. 2014-02-13 (Retrieved 2014-02-17)

Bibliografía[editar]

Enlaces Externos[editar]