Batalla del río Vorskla

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Batalla del río Vorskla
Fecha 12 de agosto de 1399
Lugar Río Vorskla, Ucrania
Coordenadas 48°54′15″N 34°07′18″E / 48.904166666667, 34.121666666667Coordenadas: 48°54′15″N 34°07′18″E / 48.904166666667, 34.121666666667
Resultado Victoria decisiva tártara.
Beligerantes
Alex K Grundwald flags 1410-03.svg Gran Ducado de Lituania
Tropas de Toqtamish
Horda de Oro
Comandantes
Vitautas el Grande
Toqtamish
Edigu
Temür Qutlugh
[editar datos en Wikidata]

La batalla del río Vorskla (en ruso: Битва на реке Ворскле; en lituano: Vorsklos mūšis; en polaco: Bitwa nad Worsklą) fue una gran batalla de la historia medieval de Europa Oriental. Tuvo lugar el 12 de agosto de 1399, entre los ejércitos tártaros de Edigu y Temür Qutlugh, y los ejércitos del Gran Duque de Lituania Vitautas el Grande y de Toqtamish, siendo estos últimos los que salieron derrotados del campo de batalla.

Antecedentes[editar]

A finales de la década de 1380, las relaciones entre Toqtamish, kan de la Horda de Oro, y su antiguo señor, Timur, estaban en tensión.[1] En 1395, tras ser derrotado en la guerra de Toqtamish contra Timur, Toqtamish fue destronado por los partidarios del kan Temur Qutlugh y del emir Edigu, apoyados por Timur. Toqtamish escapó al Gran Ducado de Lituania, donde pidió ayuda a Vitautas para recuperar el dominio sobre la Horda a cambio de la soberanía sobre las tierras rutenas en poder de la Horda,[2] lo que entraba en las ambiciones y propósitos del gran duque.[3] Un yarlik que ha llegado a nuestros días demuestra que Toqtamish había pedido ayuda a los polaco-lituanos anteriormente en 1393.[4]

Expediciones de Vitautas[editar]

Vitautas reunió un gran ejército que incluía lituanos, rutenos, rusos, polacos, moldavos y válacos. Para conseguir el apoyo de los Caballeros Teutónicos, Vitautas firmó con ellos el Tratado de Salinas, por el que les entregaba Samogitia. El yerno de Vitautas, Basilio I de Moscú, formalmente un vasallo tártaro, no se unió a la colaición.[5] Estas tropas organizaron tres expediciones a territorios tártaros, en 1397, 1398, y 1399.[4] La primera expedición alcanzó el mar Negro y Crimea. Vitautas capturó varios millares de cautivos sin mucha oposición.[5] La mitas de estos cautivos se asentaron cerca de Trakai donde se les concedieron privilegios para que pudieran continuar practicando su fe. Hoy día, sobreviven varias comunidades descendientes de estos cautivos como son los tártaros de Lipka o los karaítas de Crimea.

En 1398, el ejército de Vitautas se desplazó desde el río Dniéper y atacó el norte de Crimea, alcanzando, al este, el río Don.[6] Con la intención de fortalecer su posición, Vitautas construyó un castillo en la desembocadura del Dniéper. Inspirado por sus éxitos, Vitautas declaró una "Cruzada contra los tártaros", que en mayo de 1399 recibió la bendición del Papa Bonifacio IX. La bendición papal para la cruzada fue un importante logro político, un país convertido al cristianismo en 1387, y que había sido objeto a su vez de una cruzada santa.[7] La campaña fue organizada desde Kiev. El ejército de Vitautas se deplazó a lo largo del río Dniéper. El 5 de agosto, su ejército se encontró con las fuerzas tártaras en el río Vorskla al norte de Poltava (casi la misma localización que la batalla de Poltava de 1709).

Batalla[editar]

Al encontrarse los dos ejércitos, Temür Qutlugh pidió un alto el fuego de tres días para permitir que los bandos prepararan sus fuerzas. Era un truco para permitir que los refuerzos de Edigu llegaran.[8] Vitautas planeó construir un carro fortificado, como modo de detener a los jinetes a la carga, para luego destruirles con cañones y artillería. El ejército de Vitautas estaba bien equipado,[9] pero contaba con menos tropas.[8] No obstante, Temür Qutlugh fingió una retirada (una táctica usual tártara) y Vitautas abandonó su carro fortificado para perseguirle. Una vez que las tropas lituanas se encontraban lo suficientemente lejos del carro, las tropas de Edigu apareción desde la retaguardia, con lo que rodearon al ejército lituano. En ese momento Toqtamish decidió dar por perdida la batalla y huyó con sus hombres. Los tártaros a su vez utilizaron su propia artillería para destruir a la caballería lituana, capturando el carro fortificado.[10]

Consecuencias[editar]

Vitautas escapó con vida con dificultad, pero muchos príncipes de su linaje (incluyendo a su primo Demetrio I Starszy y Andréi de Polotsk y aliados (como por ejemplo Esteban I de Moldavia y dos de sus hermanos) murieron en la batalla. Se estima que alrededor de cincuenta duques lucharon del lado de Vitautas y que unos veinte murieron en el combate.[4] Los victoriosos tártaros asediaron Kiev, pero la ciudad pagó un rescate.[4] Los tártaros saquearon las tierras al oeste hasta Lutsk, persiguiendo a Toqtamish, que se debería de esconder durante los siguientes años, y sería asesinado en 1407 o 1408.

La derrota de Vitautas en el Vorskla bloqueó efectivamente la expansión lituana en Rutenia meridional. Sus dominios asímismo perdieron el acceso al mar Negro ya que los tártaros reconquistaron la estepa del sur hasta llegar a Moldavia;[11] unas tierras que no serían reclamadas hasta que el Kanato de Crimea se independizó de la Horda de Oro cuarenta y dos años después. Tras la batalla, Yuri de Smolensk se rebeló contra Lituania y se independizó, no siendo otra vez capturada la ciudad de Smolensk hasta cinco años después. Nóvgorod y Pskov también se rebelarían contra el dominio lituano conduciendo a Vitautas a una guerra contra el Gran Ducado de Moscú.[4]

Vitautas se vio obligado a abandonar sus planes para romper la unión de Kreva y aliarse simplemente con su primo Jogaila, Rey de Polonia.[12] La unión polaco-lituana se vio reafirmada con la unión de Vilna y Radom. Vitautas también tuvo que cambiar sus planes de espansión hacia el sur, este (contra Moscú) y oeste (contra la Orden Teutónica). Se cree que Vitautas aprendió la táctica de la fingida retirada durante la batalla y que él mismo la emplearía con éxito en la batalla de Grunwald (1410), una de las más grandes batallas de la Europa medieval, en la que cayeron derrotados significativamente los Caballeros Teutónicos.[5]

Referencias[editar]

  1. Halperin, Charles J. (1987). Russia and the Golden Horde. Indiana University Press. p. 57. ISBN 9780253204455. 
  2. Vernadsky, George (1969). A History of Russia. Yale University Press. p. 75. ISBN 0300002475. 
  3. Lukowski, Jerzy; Hubert Zawadzki (2001). A Concise History of Poland. Cambridge University Press. p. 38. ISBN 0521551099. 
  4. a b c d e (en lituano) Ivinskis, Zenonas (1978). Lietuvos istorija iki Vytauto Didžiojo mirties. Roma: Lietuvių katalikų mokslo akademija. pp. 314–319. LCC 79346776. 
  5. a b c Simas Sužiedėlis, ed. (1970–1978), «Tatars», Encyclopedia Lituanica, V, Boston, Massachusetts: Juozas Kapočius, pp. 377, LCC 74-114275 
  6. Itinerarium Witolda, 85.
  7. Kiaupa, Zigmantas; Jūratė Kiaupienė, Albinas Kunevičius (2000) [1995]. The History of Lithuania Before 1795 (English edición). Vilna: Lithuanian Institute of History. pp. 135–136. ISBN 9986-810-13-2. 
  8. a b Rambaud, Alfred; Graeme Mercer Adam (1904). The History of Russia from the Earliest Times to 1877. A.L. Burt. pp. 135–136. OCLC 2526956. 
  9. Prawdin, Michael; Gerard Chaliand (2006). The Tatar Empire: Its Rise and Legacy. Transaction Publishers. p. 472. ISBN 1412805198. 
  10. Posilge, 230; Dlugosz, XII, 526-529; Rhode, Die Ostgrenze Polens, I, 357-359; Russia and the Tatar Yoke, 111-112.
  11. Posilge, 216, 222
  12. Stone, Daniel (2001). The Polish–Lithuanian State, 1386–1795. A History of East Central Europe. University of Washington Press. pp. 10–11. ISBN 0-295-98093-1.