Batallón de Inteligencia 601

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
7 de agosto de 1979; embajada de EE.UU. en la Argentina; memorando de la conversación con "Jorge Contreras", director del Grupo de Trabajo 7 de la"Reunión Central"de la "Unidad de Inteligencia del Ejército 601", que reunió a miembros de todos las cuerpos de las Fuerzas Armadas Argentinas. Asunto: "Elementos de la represión del Gobierno del terrorismo-Subversión. documento original en el sitio web del National Security Archive. Según el National Security Archive, la junta militar, dirigida por Jorge Rafael Videla, pensaba que contaba con la aprobación de Estados Unidos para sus asaltos a la izquierda en nombre de la "doctrina de seguridad nacional". La Embajada de los EE.UU. en Buenos Aires, se quejó a Washington de que los funcionarios argentinos estaban "eufóricos" por las señales recibidas de los altos funcionarios de EE.UU., incluyendo el Secretario de Estado Henry Kissinger.[1]

Desarrollo[editar]

El Batallón 601 o "el 601" como era reconocido por sus enemigos, dependía de la Jefatura II del Ejército y tenía destacamentos desplegados en toda la República Argentina. Su misión era realizar reunión de información, análisis y producción de inteligencia estratégica militar.

El Batallón de Inteligencia 601 fue un servicio de inteligencia militar del Ejército Argentino muy activo durante el último gobierno militar, particularmente durante la Guerra de las Malvinas.[2]

Operaciones clandestinas en el exterior[editar]

El 601 participó en el "golpe de la cocaína" de 1980, de Luis García Meza Tejada en Bolivia, y formó a las unidades Contras en la base de Lepaterique (Honduras) en la década de 1980. Asimismo, los miembros elite de esta unidad de inteligencia del Ejército Argentino entrenaron a los miembros de la formación hondureña Batallón 316. Después, el 601 realizó asistencia a terceros en Honduras y Guatemala para entrenar a los contras nicaragüenses que, financiados por la CIA, peleaban contra los sandinistas.

Regreso a la democracia[editar]

Gobierno de Alfonsín[editar]

En 1983, tras el retorno a la democracia, Raúl Alfonsín redujo drásticamente a los miembros del 601 disolviéndolo y cesanteando a muchos de sus miembros (Sanchez Reisse, Pascual Guerrieri y otros), cambiando sus "misiones y funciones" (eliminó los agentes de calle); creando la CRIM (Central de Reunión de Inteligencia Militar), y también lo allanó porque de ahí se propalaban amenazas y conspiraciones contra su gobierno. Muchos de sus miembros huyeron de Argentina por temor a la justicia, y asesoraron a gobiernos de extrema derecha extranjeros que luchaban contra grupos revolucionarios comunistas en América Latina.

Gobierno de Fernández de Kirchner[editar]

El 1 de enero de 2010 la presidente Cristina Fernández de Kirchner ordeno que los documentos del Battallon 601 fueran desclasificados. Los papeles presentados ante el juez federal Ariel Lijo contenían datos sobre 3.952 civiles, desde profesores universitarios hasta celadores y 345 militares que trabajaron para el Batallón 601.

Véase también[editar]

Referencias[editar]

Notas
Bibliografía

Enlaces externos[editar]