Bardo

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Un bardo, en la historia antigua de Europa, era la persona encargada de transmitir las historias, las leyendas y poemas de forma oral además de cantar la historia de sus pueblos en largos poemas recitativos.

El Bardo, obra de John Martin.

El bardo en la historia[editar]

Su trabajo era por lo normal ambulante, contando sus historias ante distintos públicos, con el objetivo de que no se perdieran; eran auténticos almacenes de la historia comunitaria, transmisores de noticias, mensajeros e incluso embajadores entre distintos pueblos.

La palabra es un préstamo del protocéltico *bardos o *gwerh2: "to raise the voice; praise", específicamente, de como se hablaba entre los celtas de Irlanda, entre quienes se consideraban casi sagrados e inviolables, estando exentos de contribuciones y del servicio de las armas.

Se destacaron también entre los Galos y galeses, y, con una tradición diferente, en los países de Escandinavia, donde se los conocía como escaldo. La elevación a la posición de bardo se verificaba todos los años en una competencia a los que asistían los principales bardos del país. Vestían de azul a diferencia de los druidas que lo hacían de blanco.

Esa tradición de competencias anuales todavía persiste en festivales, el más famoso de los cuales es el Eisteddfod Nacional del país de Gales (que es parte de un ciclo de "Eisteddfodau") En Irlanda se tienen los Fleadh Cheoil (pronúnciese Fla-ji-oil) y en Bretaña, el Kan ar bobl

Ejemplos históricos y legendarios de bardo incluyen a Alan-a-Dale, Will Scarlet, Amergin y a Homero. De hecho, cada cultura tiene su narrador de historias o poeta, ya sea llamado bardo, escaldo, juglar (éste nombre es ya de la Edad Media) o de cualquier otra forma.

Más tarde el término se aplicó a cualquier poeta e incluso músicos itinerantes. Un buen bardo debía ser de lengua ágil, corazón ligero y pies veloces (cuando todo lo demás fallaba).

Los bardos clásicos de Irlanda[editar]

Los bardos irlandeses formaban una casta hereditaria de poetas altamente educados en la historia y tradiciones de los diferentes clanes y el país en general en adición de los requerimientos técnicos y formales del verso y el lenguaje. (por eje ajjaaj de asonancias, medias rimas, aliteraciones, referencias, etc.). Adicionalmente, tenían una posición oficial en las cortes, que incluía el mantenimiento de las crónicas (incluyendo textos legales) y genealogías. Como satiristas tenían el deber de cantar las alabanzas de sus empleadores e insultar a sus enemigos. Se decía que una "glam dicenn" (sátira) podía hacer que a la víctima le salieran granos en la cara. Como mantenedores de textos legales (incluyendo tratados y acuerdos) estaban llamados a dar opiniones en asunto de esas esferas. En consecuencia, era común verlos como embajadores o como enviados para resolver problemas entre reinos, etc.

Hay autores que consideran que los bardos tenían otra posición en las cortes: la de transmitir y recibir mensajes secretos. De acuerdo al "Libro de Ballymote", uno de los manuscritos bardicos más antiguos que se conocen, solo en el primer año de sus estudios, los bardos debían memorizar más de cien códigos diferentes.

Hay que notar que en la Irlanda Medieval parecen haber habido dos grupos diferentes de poetas. El otro eran los "filid" (singular: fili). De acuerdo a textos legales del periodo, los bardos eran la clase inferior. Se alegaba que ellos no tenían ni la educación ni el lineaje para calificar en el importante papel que se ha delineado. Sin embargo se ha alegado que esta distinción entre filid y bardos (y posible pérdida de prestigio y posición de los bardos) es un invento de la Irlanda católica ya que los filid estaban más asociados con la iglesia. Es de notar que en las regiones de habla gaélicas -después de la invasión normanda- los bardos llegaron a ser los principales mantenedores de las tradiciones -y no solo poéticas- gaelicas, tradiciones que fueron posterior -aunque limitadamente- preservadas por músicos ambulantes (Ver, por ejemplo: Turlough Carolan) y otros "sabios de los caminos" (hedge schools, etc.[1] ) en un periodo en el cual esas costumbres fueron paulatinamente marginalizadas.

Las escuelas de bardos se extinguieron en Irlanda a medio del siglo XVII y en Escocia a principios del XVIII.

Bardos en la ficción[editar]

Un ejemplo de este personaje aparece en los cómics de Astérix el Galo, con el nombre de Asurancetúrix.

En El Silmarillion de J.R.R. Tolkien el bardo Daeron es el poeta de Thingol y esta enamorado de su hija. Además, es el creador de las runas que aparecen en la tumba de Balin, en El Señor de los Anillos.

En la actualidad el bardo es un personaje tipo a encarnar en juegos de fantasía y rol, como Dungeons & Dragons (en cuyos escenarios de campaña los bardos aparecen cómo equivalentes hasta cierto punto de los juglares, teniendo una gran polivalencia y estando orientados a relacionarse con otros).

Beedle el Bardo escribió una serie de cuentos para niños, en la serie Harry Potter, de la escritora británica J.K. Rowling: Los cuentos de Beedle el Bardo

En la serie Xena: Warrior Princess, la protagonista tiene como acompañante en sus aventuras a Gabrielle, una campesina aficionada a la escritura, la poesía y las historias, anhelando viajar por el mundo como una gran aventurera. A medida que avanza la serie, de una campesina pasa a ser una experimentada guerrera, pero no obstante, continúa con sus escritos. A lo largo de sus viajes con Xena, escribe en sus pergaminos todos los hechos que ocurrieron en su travesía junto a Xena.

Los bardos también aparecen en videojuegos tales como Fable, en los que desempeñan un papel menor cantando las hazañas del héroe. Aunque en los videojuegos en los que aparecen suelen ser personajes de apoyo, en videojuegos como The Bard's Tale, Final Fantasy X-2,The Elder Scrolls V:Skyrim y Dragon Quest IX los protagonistas son bardos.

Son grandes referentes dentro de la música Metal, tal como refleja bien el grupo alemán de Power Metal Blind Guardian entre otros, teniendo canciones dedicadas a estos temas, en especial, The Bard's Song (In The Forest) y The Bard's Song (The Hobbit).

Notas[editar]

  1. Seumus MacManus, en su libro describe así una etapa posterior de este proceso: "A través de ese obscuro periodo los perseguidos maestros, con un precio sobre sus cabezas, fueron escondidos de casa en casa. Y en los veranos congregaban sus grupitos en clases, sedientos de conocimiento, detrás de algún cerco en algún monte remoto en el cual cada muchacho mal vestido mantenía guardia contra los soldados británicos. Y ahí les daba a esos estudiantes la fruta prohibida del árbol del conocimiento... y se dice con orgullo que en los mercados de los montes de Kilkenny el ganado se vendía en griego ...

Véase también[editar]

Enlaces externos[editar]