Bad Boys II

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Bad Boys II
Bad boys II.svg
Título Hispanoamérica: Bad Boys II: vuelven más rebeldes
España: Dos policías rebeldes 2
Ficha técnica
Dirección
Producción Jerry Bruckheimer
Guion Guion:
Ron Shelton
Jerry Stahl
Historia:
Marianne Wibberley
Cormac Wibberley

Ron Shelton
Música Trevor Rabin
Fotografía Amir Mokri
Montaje Mark Goldblatt
Thomas A. Muldoon
Roger Barton
Protagonistas Martin Lawrence
Will Smith
Jordi Mollà
Gabrielle Union
Peter Stormare
Theresa Randle
Joe Pantoliano
Michael Shannon
Jon Seda
Ver todos los créditos (IMDb)
Datos y cifras
País(es) Estados Unidos
Año 2003
Género Acción
Duración 147 minutos
Idioma(s) inglés
Sucesión de películas
Bad Boys Bad Boys II Bad Boys III
Ficha en IMDb

Bad Boys II (conocida en Hispanoamérica como Bad Boys II: vuelven más rebeldes y en España como Dos policías rebeldes 2) es una película de acción y comedia de 2003, dirigida por Michael Bay, producida por Jerry Bruckheimer (lo que constituye su última película sin la participación de los estudios Disney hasta la fecha) y protagonizada por Martin Lawrence y Will Smith. Se trata de una secuela de la película de 1995, Bad Boys.

Argumento[editar]

Ocho años después de los acontecimientos de la primera película, los detectives Mike Lowrey (Will Smith) y Marcus Burnett (Martin Lawrence) se dedican a investigar el flujo de éxtasis en Miami. Su inteligencia y vigilancia de los barcos que llegaban de Cuba los lleva a una reunión de drogas en una bahía, donde se supone habría un enorme cargamento de éxtasis que provenia desde Holanda y que iba a ser llevada a un hombre X que, en un principio, pensaron que estaban en una reunión del Ku Klux Klan, pero todo salió como la Ley de Murphy (lo que sale mal termina mal): sólo obtienen dos bolsas de éxtasis y Mike le dispara accidentalmente a Marcus en el trasero, lo que conduce a Marcus a preguntarse si él todavía quiere ser compañero de Mike.

Mientras tanto, un neurótico narcotraficante cubano llamado Johnny Tapia (Jordi Mollà), que suministra el tráfico de drogas de Miami, se pregunta junto con Carlos (su guardaespaldas) sobre las causas que permiten que la policía intercepte sus barcos cargados de droga, y ordena una vez más a sus hombres que cambien sus horarios de transporte de la droga. Dos miembros de la mafia rusa, Alexei y Josef, reciben drogas de Tapia para controlar sus negocios de club de noche, pero acaban por dar casi la mitad de sus ganancias a Tapia. Alexei y Josef van a negociar con Tapia para recuperar algunas de sus ganancias, pero esto acaba en el asesinato de Josef por los hombres de Tapia y la rendición forzada de Alexei, quien cede los derechos de sus clubes nocturnos rusos después de que su esposa e hijo fueran amenazados por Tapia.

Mientras tanto, la relación entre Mike y Syd (Gabrielle Union), la hermana de Marcus, que resulta ser agente encubierta de la DEA como encargada del blanqueo de dinero para los rusos, sigue desarrollándose luego de un anterior encuentro en Nueva York. Syd y Mike han acordado no decirle nada a Marcus, sabiendo que aún es bastante sobreprotector con su hermana. Durante la primera misión de Syd, una pandilla de Haití intenta secuestrar el transporte y matarla. Una balacera masiva entre los miembros de las pandillas, la policía de Miami y la DEA devasta el área local, al tiempo que Marcus y Mike descubren el trabajo real de Syd. Marcus y Mike concuerdan en acabar el caso rápido ante el peligro que corre Syd.

Marcus y Mike van a enfrentar el líder de la banda de Haití, lo que resulta en un tiroteo donde el líder revela que su información sobre el transporte vino de la cámara digital de su amigo. Después de la inspección del video, Marcus y Mike descubre que el depósito de cadáveres Spanish Palms, una empresa de propiedad de la madre de Tapia, es utilizada como un frente para las operaciones del mafioso cubano. Mientras hacen vigilancia a una de las entregas, Marcus se entera de la relación entre Mike y su hermana e inicia un pleito con Mike ya que no considera que sea digno para Syd. Disfrazados como exterminadores de plagas, ellos penetran la mansión de Tapia y averiguan que Tapia usa cadáveres en la funeraria para pasar de contrabando sus drogas y su dinero a Cuba. Syd, aún encubierto con la DEA, ha logrado encantar a Tapia, pero es descubierta, capturada y llevada a Cuba. Durante la huida Alexei, que busca vengar la muerte de Josef, mata a la mayor parte de los guardias de Tapia, pero es asesinado por la policía en un enfrentamiento.

Mike y Marcus, junto a un equipo integrado por miembros de la policía de Miami, la CIA y comandos de la Fuerza Delta preparan un plan para rescatar a Syd, tras ser secuestrada por Tapia. Se inicia un largo tiroteo y, finalmente, el equipo debe huir ante la llegada de la fuerza militar cubana (que está del lado de Tapia). Mike, Marcus y Syd logran escapar en un jeep luego de que la casa en construcción de Tapia quedara destruida, perseguidos por los hombres de Tapia. Después de una larga persecución, terminan en la Base Naval de EE.UU. en Guantánamo. Marcus y Syd intentan persuadir a los soldados de no disparales alegando que son norteamericanos, mientras un tiroteo se desata entre Tapia y Mike. Una mina acaba con la vida de Carlos y Marcus, al ver a su amigo en peligro, dispara su última bala a la cabeza de Tapia, causándole la muerte. El cuerpo del cubano cae en una mina y explota.

Ya en la casa Burnett, Mike le ha comprado a Marcus una piscina nueva, y Marcus finalmente hace las paces con Mike, dejándolo salir con su hermana. Marcus rompe los papeles del traslado, los cuales habrían supuesto el final de su sociedad. Sin embargo, la piscina se rompe otra vez, y son llevados al río, mientras Marcus y Mike se ponen a cantar Bad Boys, el tema de la serie COPS

Reparto[editar]

Recepción[editar]

Critica de Recepción[editar]

La película recibió comentarios negativos. Sobre la base de 149 comentarios recogidos por la película Rotten Tomatoes, el 23% de los críticos de Bad Boys II dio una revisión positiva, con una calificación promedio de 4.1/10.

Roger Ebert del Chicago Sun-Times dio a la película de los posibles cuatro estrellas, especialmente ofendido por una escena que muestra a un adolescente y el uso de la "n-word", y citó, "La crueldad innecesaria de esta escena me sacó de la película y en la mente de sus creadores. ¿Qué estaban pensando? ¿Han perdido el contacto con la naturaleza humana que piensan que el público le va a gustar esta escena? " En un episodio de At the Movies with Ebert & Roeper, el cine el crítico Richard Roeper llamó 1.er lugar en su lista de las peores películas del 2003, colocó la bomba Gigli notorio en el número 3.

Entre los comentarios más positivos Seattle Post-Intelligencer crítico Ellen A. Kim escribió que la película era "sin pensar diversión... Si te gusta este tipo de película, que es". La película también fue elogiada por algunos críticos y espectadores por sus secuencias de acción hábilmente manipulado y efectos visuales.

Taquilla[editar]

La película fue un éxito financiero en los Estados Unidos de taquilla. Hizo 138 millones de dólares en el país y en todo el mundo 273 millones de dólares, que era más que la película original.

Premios[editar]

En los MTV Movie Awards 2004, la película fue nominada a "Mejor Secuencia de Acción" para el ejercicio entre la autopista costera, pero perdió frente a El Señor de los Anillos: El Retorno del Rey. Will Smith y Martin Lawrence ganó el premio al "Mejor Equipo en Pantalla".

En Otros Medios[editar]

Videojuego[editar]

Una versión del juego de vídeo de la película, conocido como Bad Boys: Miami Takedown en América del Norte, fue lanzado en 2004 en PlayStation 2, Xbox, GameCube y Windows. Inicialmente previsto su lanzamiento para finales de 2003 (para empatar con el lanzamiento en DVD de la película), el juego se retrasó varios meses. El juego no ha emitido ningún tipo de ventas o de reconocimiento de la crítica debido a un desarrollo pobre, sino que fue dado de baja calificación de sitios web de juego de muchos.

Enlaces externos[editar]