Automóvil

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda
Automóviles históricos.

El término automóvil (del griego αὐτο "uno mismo", y del latín mobĭlis "que se mueve") se utiliza por antonomasia para referirse a los automóviles de turismo.[1] En una definición más genérica se refiere a un vehículo autopropulsado destinado al transporte de personas o mercancías sin necesidad de carriles.[1] Existen diferentes tipos de automóviles, como camiones, autobuses,[2] furgonetas,[3] motocicletas,[4] motocarros o cuatriciclos.

Historia[editar]

Chevrolet Camaro.

El primer automóvil con motor de combustión interna se atribuye a Karl Friedrich Benz en la ciudad de Mannheim en 1886 con el modelo Benz Wheeler (rodante en inglés) o "Motorwagen".[5] Poco después, otros pioneros como Gottlieb Daimler y Wilhelm Maybach presentaron sus modelos. El primer viaje largo en un automóvil lo realizó Bertha Benz en 1888 al ir de Mannheim a Pforzheim, ciudades separadas entre sí por unos 105 km.[6] Cabe destacar que fue un hito en la automovilística antigua, dado que un automóvil de esta época tenía como velocidad máxima unos 20 km/h, gastaba muchísimo más combustible de lo que gasta ahora un vehículo a esa misma velocidad y la gasolina se compraba en farmacias, donde no estaba disponible en grandes cantidades.[cita requerida]

El 8 de octubre de 1908, Henry Ford comenzó a producir automóviles en una cadena de montaje con el Ford modelo T, lo que le permitió alcanzar cifras de fabricación hasta entonces impensables. Ford aprovechó el empuje de la Revolución industrial y comenzó a fabricar el Modelo T, en serie, esto era algo nunca antes visto ya que previamente todos los automóviles se fabrican a mano, con un proceso artesanal que requería de mucho tiempo. La línea de ensamble de Ford le permitió fabricar los Modelo T durante casi veinte años, en los cuales produjo quince millones de ejemplares.

MG PA modificado

Órganos principales en vehículos automóviles[editar]

Orden de masa en vehículos automóviles[editar]

  • Tara: masa del vehículo con su dotación completa de agua, combustible, lubricante, repuestos y accesórios, sin pasajeros ni carga.
  • Masa en orden de marcha: tara+conductor de 75 kg (para autobuses y autocares +acompañante de 75 kg).
  • Masa en carga: masa efectiva del vehículo.
  • Masa máxima autorizada: M.M.A., la masa máxima permitida para el vehículo en vías públicas.
  • Masa máxima técnicamente admisible: La masa máxima para la utilización del vehículo basada en su construcción según especificaciones del fabricante.
  • Masa remolcable máxima autorizada: masa máxima autorizada en vía pública para un remolque o semi-remolque.
  • Masa por eje: la que gravita sobre el suelo transmitida por la totalidad de las ruedas acopladas a un eje en cada uno de los casos anteriormente descritos.

Clasificación de vehículos automóviles[editar]

Maserati GranTurismo

Según Reglamento de Homologación nº 13[editar]

L:Vehículos de menos de 4 ruedas:

  • L1: Cilindrada menor a 50 c.c. y cuya velocidad es inferior a 50 km/h con 2 ruedas.
  • L2: Cilindrada menor a 50 c.c. y cuya velocidad es inferior a 50 km/h con 3 ruedas.
  • L3: Cilindrada mayor a 50 c.c. y cuya velocidad es mayor a 50 km/h con 2 ruedas.
  • L4: Cilindrada mayor a 50 c.c. y cuya velocidad es superior a 50 km/h con 3 ruedas asimétricas.
  • L5: Masa máxima autorizada (M.M.A.) menor a 1000 kg y cilindrada mayor a 50 km/h con tres ruedas asimétricas.

M: Vehículos destinados al transporte de personas:

  • M: Vehículos de 4 o 3 ruedas cuya M.M.A. sea inferior a 1000 kg.
  • M1: Vehículos con una capacidad igual o inferior a 9 plazas.
  • M2: Vehículos con una capacidad mayor a 9 plazas y una M.M.A. inferior a 5000 kg.
  • M3: Vehículos con una capacidad mayor a 9 plazas y una M.M.A. superior a 5000 kg

N: Vehículos destinados al transporte de mercancías:

  • N: Vehículos de 4 o 3 ruedas cuya M.M.A. sea inferior a 1000 kg.
  • N1: Vehículos cuya M.M.A. sea inferior a 3500 kg.
  • N2: Vehículos cuya M.M.A. sea inferior a 12000 kg.
  • N3: Vehículos cuya M.M.A. sea superior a 12.000 kg.

O: Remolques y semirremolques:

  • O1: Remolques y semirremolques cuya M.M.A. sea inferior a 750 kg.
  • O2: Remolques y semirremolques cuya M.M.A. sea superior a 750 kg. e inferior a 3500 kg.
  • O3: Remolques y semirremolques cuya M.M.A. se superior a 3500 kg e inferior a 10000 kg.
  • O4: Remolques y semirremolques cuya M.M.A. se superior a 10000 kg.

Según Directivas CE 77/143, 88/449, 91/328[editar]

  • Categoría 1: Destinados al transporte de personas con más de 9 plazas.
  • Categoría 2: Destinados al transporte de mercancías cuya M.M.A. exceda de 3500 kg.
  • Categoría 3: Remolques o semirremolques cuya M.M.A. exceda de 3500 kg.
  • Categoría 4: Transporte de personas con aparato taxímetro o ambulancia.
  • Categoría 5: Mínimo 4 ruedas, destinados al transporte de personas con una M.M.A. de hasta 3500 kg.

Método de propulsión[editar]

Los automóviles se propulsan mediante diferentes tipos de motores como son:

  • Motores de vapor: Fueron los primeros motores empleados en máquinas automóviles. Su principio de funcionamiento se basa en quemar un combustible para calentar agua dentro de una caldera (inicialmente fue mediante leña o carbón) por encima del punto de ebullición generando así una elevada presión en su interior. Cuando se alcanza determinado nivel de presión el vapor es conducido, mediante válvulas, a un sistema de cilindros que transforma la energía del vapor en movimiento alternativo, que a su vez es transmitido a las ruedas. El uso más habitual de estos motores fue en los ferrocarriles.
  • Motores de combustión interna: El combustible reacciona con un comburente, normalmente el oxígeno del aire, produciéndose una combustión dentro de los cilindros. Mediante dicha reacción exotérmica, parte de la energía del combustible es liberada en forma de energía térmica que, mediante un proceso termodinámico, se transforma parcialmente en energía mecánica. En automoción, los motores más utilizados son los motores de combustión interna, especialmente los alternativos motores Otto y motores diésel, aunque también se utilizan motores rotativos Wankel o turbinas de reacción.
  • Motor eléctrico: Consumen electricidad que se suele suministrar mediante baterías que admiten varios ciclos de carga y descarga. Durante la descarga, la energía interna de los reactivos es transformada parcialmente en energía eléctrica. Este proceso se realiza mediante una reacción electroquímica de reducción-oxidación, dando lugar a la oxidación en el terminal negativo, que actúa como ánodo, y la reducción en el terminal positivo, que actúa como cátodo. La energía eléctrica obtenida es transformada por el motor eléctrico en energía mecánica. Durante la carga, se proporciona energía eléctrica a la batería para que aumente su energía interna y la reacción reversible de oxidación-reducción se realiza en sentido opuesto al de la descarga, dando lugar a la reducción en el terminal negativo, que actúa de como cátodo y la oxidación en el terminal positivo que actúa como ánodo.

Combustibles[editar]

Motor de cuatro tiempos de un vehículo de combustible flexible brasileño con un pequeño depósito de reserva de gasolina utilizado para el arranque en frío cuando la temperatura es inferior a 15 °C.

Actualmente, los combustibles más utilizados para accionar los motores de los automóviles son algunos productos derivados del petróleo y del gas natural, como la gasolina, el gasóleo, gases licuados del petróleo (butano y propano), gas natural vehicular o gas natural comprimido. Fuera del ámbito de los turismos se utilizan otros combustibles para el accionamiento de vehículos de otros medios de transporte, como el fueloil en algunos barcos o el queroseno en las turbinas del transporte aéreo.

En algunos países también se utilizan biocombustibles como el bioetanol o el biodiésel. Los principales productores de bioetanol son Estados Unidos y Brasil, seguidos de lejos por la Unión Europea, China y Canadá,[7] generalmente a partir de la fermentación del azúcar de productos agrícolas como maíz, caña de azúcar, remolacha o cereales como trigo o cebada. El biodiésel es producido principalmente por la Unión Europea y Estados Unidos,[8] en su mayor parte a partir de la esterificación y transesterificación de aceites de plantas oleaginosas, usados o sin usar, como el girasol, la palma o la soja.

Existe debate sobre la viabilidad energética de estos combustibles y cuestionamientos por el efecto que tienen al competir con la disponibilidad de tierras para el cultivo de alimentos.[9] [10] Sin embargo, tanto el impacto sobre el ambiente como el efecto sobre el precio y disponibilidad de los alimentos dependen del tipo de insumo que se utilice para producir el biocombustible.[11] [12] [13] [14] En el caso del bioetanol, cuando es producido a partir de maíz se considera que sus impactos son significativos y su eficiencia energética es menor, mientras que la producción de etanol en Brasil a partir de caña de azúcar es considerada sostenible.[11] [12] [13] [15] [16] No obstante también existe Biodiesel obtenido de aceites vegetales usados y desechados ya para alimentación que no tendrían impacto negativo alguno en el medio ambiente.

Accionamiento eléctrico[editar]

Aunque hace muchos años que se utilizan los vehículos eléctricos en diferentes ámbitos del sector industrial, ha sido recientemente (por cuestiones políticas) que se han comenzado a producir en serie turismos con motor eléctrico. Si bien la autonomía de estos vehículos es muy limitada debido a la poca carga eléctrica almacenable en las baterías por unidad de masa, en un futuro esa capacidad podría aumentarse. El nivel de contaminación depende de cómo se genere la electricidad utilizada y de las fuentes de energía primaria que se utilicen (en España, la electricidad se genera aproximadamente en un 33 % de fuente nuclear, 33 % de centrales térmicas y el resto es hidráulica, solar y eólica).

La propulsión eléctrica tiene la principal desventaja en su peso, corta autonomía y excesivo tiempo de recarga (debido a las baterías); como ventajas, tienen la variación continua de velocidad, sencillez —no requiere embrague ni caja de engranes— y recuperabilidad de la energía al frenar.

Accionamiento híbrido[editar]

Los híbridos pueden ser vehículos de combustión que mueven un generador para cargar baterías o vehículos con los dos sistemas (de combustión y eléctrico) instalados separadamente.

Recientemente se ha comenzado la comercialización de automóviles de turismo híbridos, que poseen un motor eléctrico principal (o uno en cada rueda). Además tienen un motor térmico de pistones o turbina que mueve a un generador eléctrico a bordo, para recargar las baterías mientras se viaja, que funciona cuando las baterías se descargan. Las baterías se recargan con la energía proporcionada por el generador eléctrico movido por el motor térmico o al frenar el automóvil con frenos regenerativos. Los turbogeneradores tienen ventajas de peso, limpieza, bajo mantenimiento y variabilidad de combustibles (en estas épocas de incertidumbre petrolera), ante los motores de pistones.

En todo caso siguen siendo vehículos de combustión con la opción eléctrica para desplazamientos cortos.

Otros sistemas de propulsión[editar]

Esquema de funcionamiento de una pila de combustible.

Otra forma de energía para el automóvil es el hidrógeno, que no es una fuente de energía primaria, sino un vector energético, pues para su obtención es necesario consumir energía. La combinación del hidrógeno con el oxígeno deja como único residuo vapor de agua. Hay dos métodos para aprovechar el hidrógeno, uno mediante un motor de combustión interna y otro mediante pilas de combustible, una tecnología actualmente cara y en pleno proceso de desarrollo. El hidrógeno normalmente se obtiene a partir de hidrocarburos mediante el procedimiento de reformado con vapor. Podría obtenerse por medio de electrólisis del agua, pero no suele hacerse pues es un procedimiento que consume más energía de la que después aporta.

También existen motores experimentales que funcionan por aire comprimido. El aire debe ser generado previamente con otro motor por lo que no son prácticos.

Datos técnicos de un automóvil que figuran en los catálogos comerciales[editar]

Volvo 460

Los establecimientos comerciales que venden automóviles nuevos facilitan a los compradores que se interesan por sus vehículos catálogos comerciales donde figuran datos de cada modelo como los siguientes:[17]

Motor:

Prestaciones

  • Velocidad máxima (km/h)
  • Tiempo de aceleración de 0 a 100 km/h (s)
  • Tiempo de aceleración entre dos velocidades en una marcha concreta (s)
  • Tiempo de aceleración para recorrer 1000 m desde que empieza a moverse (s)

Consumos: en ciclo urbano, ciclo extra urbano, ponderado. Suele indicarse en l/100 km en Europa y en millas por galón (mpg) en Estados Unidos.

Emisiones CO2, en ciclo urbano, ciclo extraurbano y ponderado. Se expresa en g/km.

Transmisión: tipo de caja de cambios, número de velocidades, relaciones de reducción, velocidad de circulación a una determinada velocidad del motor en cada marcha.

Frenos: tipo (freno de disco, freno de tambor, antiblockiersystem),dimensiones

Ruedas: dimensiones de llantas y neumáticos

Otros: tipo de Suspensión delantera y trasera, tipo de mecanismo de dirección, radio de giro mínimo.

Carrocería

  • Tipo de carrocería
  • Gálibo: longitud, anchura y altura
  • Batalla (distancia entre ejes) y vías delantera y trasera
  • Capacidad del maletero

Masas: tara, masa máxima autorizada, masa máxima remolcable (con freno y sin freno en el remolque).

Contaminación[editar]

En Europa se está extendiendo entre los consumidores la tendencia a comprar coches que generen menos contaminación, uno de los mayores problemas actuales en el mundo y estrechamente relacionado con el cambio climático. Algunas marcas, como Honda o Toyota,Chevrolet,Ford y otras marcas ya están yendo hacia la electrificación del transporte con vehículos híbridos (un motor de gasolina y otro eléctrico).

En España, la etiqueta energética ya están disponible también para los coches. Los vehículos clasificados como A y B emiten niveles de CO2 por debajo del umbral de 120 g/km, los vehículos clasificados como G, en cambio, emiten más que el doble.[18]

La sociedad JATO Dynamics (en), nacida en 1984 y presente en más de 40 países evaluó por marca cuáles son en promedio los que producen los vehículos menos contaminantes. De la investigación FIAT ocupó el primer lugar con 133,7 g/km (gramo de emisión de CO2 por kilómetro recorrido). Le siguen Peugeot con 138,1 g/km, Citroën con 142,4 g/km, Renault con 142,7 g/km, Toyota con 144,9 g/km y cierra la lista Ford con 147,8 g/km.[19]

En la actualidad la norma europea sobre emisiones no limita las emisiones de CO2 en automóviles, aunque sí se indica el CO2 que emiten los automóviles en la etiqueta energética y, con la entrada en vigor de la norma Euro V el 1 de septiembre de 2009 y tras un periodo de adaptación que finalizará en 2012,[actualizar] se reducirán los niveles medios de CO2 de cada marca a 130 g/km. Cabe indicar que las emisiones de CO2 (g/km) de un motor térmico son proporcionales al consumo de combustible (l/km), considerando que realizan una combustión completa; siendo la razón de proporcionalidad diferente para cada combustible, en función de su concentración de carbono.

Lamentablemente todas estas normas responden más a cuestiones políticas que reales ya que básicamente solo se tiene en cuenta para definir contaminación las emisiones de CO2, CO y poca cosa más. No se hace ninguna referencia en estas normas a la contaminación del ciclo completo de cada vehículo (toxicidad de materiales etc) o a la que genera el uso de electricidad cuando es generada de forma no renovable (carbón, nuclear, diésel, etc.) en su fuente primaria.

Renovación[editar]

Debido a que los automóviles más modernos son más seguros y menos contaminantes, muchos países ofrecen incentivos fiscales para que los propietarios desechen sus modelos antiguos y compren otros más nuevos. Permitiendo les así obtener un bono económico de compra.

Por ejemplo, en España existe el plan REVIVE que incentiva la modernización del parque de vehículos automóviles, para incrementar la seguridad automovilística y la protección del medio ambiente. Dicho programa se aplica a los turismos nuevos de cilindrada inferior a 1,5 litros. Otros programas son el Plan Integral de Automoción compuesto por el Plan de Competitividad, dotado con 800 millones de euros, el Plan VIVE II y la apuesta por el vehículo híbrido eléctrico, con el objetivo de que en 2014 circulen por las carretas españolas un millón de coches eléctricos. Para ello, se propone poner en marcha un programa piloto denominado Proyecto Novele, consistente en la introducción en 2009 y 2010, y dentro de entornos urbanos, de 2.000 vehículos eléctricos que sustituyan a coches de gasolina y gasóleo.[20]

También, en Latinoamérica, el Gobierno de Ecuador impulsa un proyecto dirigido a renovar el parque de vehículos, siendo opcional para taxis y autobuses de más de 5 años de antigüedad, mientras que es obligatorio para los vehículos de alrededor de 30 años de antigüedad. Se ofrece un bono pagado en parte por el fabricante de automóviles y en parte por el gobierno -mientras más antiguo es el vehículo mayor es dicho bono. Por su parte, desde el 2011, Chile está haciendo una campaña para renovar el parque de autobuses, siendo los de mayor antigüedad, cambiados por buses más modernos. Esta campaña se llama Renueva tu Micro y va dirigida a todos los empresarios que deben jubilar sus antiguas máquinas que superen los 20 años o 1.000.000 de kilómetros. Algo similar ocurrió desde 1990, cuando comenzaron las bases amarillas de Licitación de Recorridos, debiendo renovar las máquinas anteriores a 1980 y con el tiempo se hace con las de esa década hasta la actualidad.

Véase también[editar]

Referencias[editar]

  1. a b «Automóvil», en Diccionario de la Lengua Española (22ª ed.). Real Academia Española (2001). Consultado el 20 de julio de 2009.
  2. «Autobús», en Diccionario de la Lengua Española (22ª ed.). Real Academia Española (2001). Consultado el 19 de agosto de 2009.
  3. «Furgoneta», en Diccionario de la Lengua Española (22ª ed.). Real Academia Española (2001). Consultado el 19 de agosto de 2009.
  4. «motocicleta», en Diccionario de la Lengua Española (22ª ed.). Real Academia Española (2001). Consultado el 19 de agosto de 2009.
  5. Automuseum Dr. Carl Benz, Ladenburg/Germany
  6. Bertha Benz Memorial Route
  7. Statistics: Annual World Ethanol Production by Country (en inglés). Renewable Fuels Association. Consultado el 22 de junio de 2009.
  8. Biocombustibles: una promesa y algunos riesgos, en Informe sobre el desarrollo mundial 2008. Banco Mundial (19-10-2007). Consultado el 22 de junio de 2009.
  9. Timothy Searchinger et al. (29-02-2008). «Use of U.S. Croplands for Biofuels Increases Greenhouse Gases Through Emissions from Land-Use Change» (en Inglés). Revista Science 319 (5867):  pp. 1238-1240. doi:10.1126/science.1151861. http://www.sciencemag.org/cgi/content/abstract/1151861.  Originalmente publicado "online" en Science Express del 7 de febrero de 2008. Ver Letters a Science por Wang and Haq. Existen críticas a la investigación que consideran que estos resultados están fundamentados en escenarios que suponen el peor caso.
  10. Fargione et al. (29-02-2008). «Land Clearing and the Biofuel Carbon Debt» (en Inglés). Revista Science 319 (5867):  pp. 1235-1238. doi:10.1126/science.1152747. http://www.sciencemag.org/cgi/content/abstract/1152747.  Originalmente publicado "online" en Science Express del 7 de febrero de 2008. Estos resultados han sido refutados por considerar que los autores utilizaron el peor escenario posible
  11. a b Donald Mitchell (Julio 2008). «A note on Rising Food Crisis» (en inglés). Banco Mundial. Consultado el 29-07-2008.Policy Research Working Paper No. 4682. Disclaimer: Este trabajo refleja los resultados, interpretación y conclusiones de los autores, y no necesariamente representa la visión del Banco Mundial
  12. a b «Another Inconvenient Truth» (en inglés). Oxfam (28-06-2008). Consultado el 06-08-2008.Oxfam Briefing Paper 114.
  13. a b (en Inglés) Biofuels in Brazil: Lean, green and not mean. The Economist. 26-06-2008. http://www.economist.co.uk/world/americas/displaystory.cfm?story_id=11632886&CFID=15272549&CFTOKEN=63499038. Consultado el 30-07-2008.  Edición impresa de The Economist
  14. Macedo Isaias, M. Lima Verde Leal and J. Azevedo Ramos da Silva (2004). «Assessment of greenhouse gas emissions in the production and use of fuel ethanol in Brazil» (en inglés). Secretariat of the Environment, Government of the State of São Paulo. Consultado el 09-05-2008.
  15. Julia Duailibi]] (28-04-2008) (en Portugués). Ele é o falso vilão. Veja (revista). http://veja.abril.com.br/300408/p_058.shtml. Consultado el 29-07-2008. 
  16. Maria Helena Tachinardi (13-06-2008). «Por que a cana é melhor que o milho» (en portugués). Época (revista). Consultado el 06-08-2008. Edición impresa pp. 73. Para mayores detalles siga los enlaces en el cuadro "Veja também".
  17. Características técnicas de un automóvil arpem.com [21-2-2008]
  18. «::IDAE::. Consumo de Carburante de Coches Nuevos».
  19. Fiat es la marca europea con menores emisiones de CO2, según Jato Dynamics, Europa Press (2-3-2009). Consultado el 10 de marzo de 2009.
  20. «Industria prevé aprobar un Plan Integral que incluye un programa piloto para la implantación del coche eléctrico». ecoticias.com (29-01-2009). Consultado el 21-11-2013.

Enlaces externos[editar]