Astra, Unceta y Cía

De Wikipedia, la enciclopedia libre
(Redirigido desde «Astra, Unceta y Cia»)
Saltar a: navegación, búsqueda

Astra, Unceta y Cía S.A. fue una empresa dedicada a la fabricación de armas cortas, principalmente de pistolas, que tuvo su sede en la localidad vizcaína de Guernica y Lumo en el País Vasco, España. Se fundó en Éibar (Guipúzcoa) en el año 1908, pasó a Guernica en el año 1913 y cerró definitivamente el año 1997.

Edificio de oficinas de ASTRA convertido en "Fábrica de Creacción autogestionada".

Historia[editar]

El origen de Astra, Unceta y Cía S.A. se remonta a 1903 cuando Juan Esperanza Salvador, un mecánico Oscense con experiencia en armas, y el eibarrés Juan Pedro Uncetabarrenechea Cendoya (que luego simplificaría a "Unceta"), comercial ferretero, fundan en la entonces Villa Armera, apelativo por el que se le conoce a la ciudad de Éibar (Guipúzcoa), la empresa "Pedro Unceta y Juan Esperanza" que se dedica a la manufactura del hierro y del acero para la fabricación de diferentes artículos, su publicidad decía "venta de máquinas y accesorios de todas clases". Aún bajo la misma denominación la fabricación de armas estaba realizada por cuenta de Juan Esperanza mientras que la comercialización la hacía Pedro Unceta. En 1908 el taller de Esperanza tenía una plantilla de 6 obreros que dos años después llega a 10. Esperanza se asocia en 1911 con Isidro Gaztañaga creando la firma "Gaztañaga y Esperanza" que contaba con una plantilla de unos 25 trabajadores.

El 17 de julio de 1908 se funda, con un capital inicial de 43.000 pts la empresa "Esperanza y Unceta".

En 1903 "Pedro Unceta y Juan Esperanza" comienza su actividad con una plantilla de 16 obreros y 8 aprendices y comienza la fabricación de piezas varias para otras empresas armeras de la localidad y con algunos trabajos para máquina herramienta. Poco después, en 1914 deben cambiar su denominación a "Juan Esperanza y Pedro Unceta" por haber sido esta la utilizada, por error, desde su fundación.

En 1911 comienza la fabricación de pistolas con la marca "Victoria" que están basadas en diseños de Pedro Careaga Garagarza "Browming 1903" y "1906" y se conceden patentes a nombre de la empresa sobre mejoras en pistolas automáticas. Esta actividad es exitosa y dos años después la empresa dispone de una plantilla de 120 trabajadores. La cesión por parte de Venancio López de Ceballos y Aguirre, Conde de Campo-Giro, de los derechos de fabricación de la pistola que había inventado, conocida como "pistola Campo Giro", y que acababa de ser declarada reglamentaria por el ejército español (lo fue hasta 1921) hace que el futuro se dislumbre aún más prometedor.[1]

Traslado a Guernica[editar]

El crecimiento de la empresa hace necesaria su ampliación y esto hace plantear la salida de la misma de Éibar ya que así también se evitaba el control por parte del "Sindicato de Obreros Pistoleros de Eibar", que tenía un fuerte componente gremial y era partidario del mantenimiento del sistema tradicional de producción, muy artesanal y especializado, lo cual chocaba con los deseos de Juan Esperanza de una modernización de la producción introduciendo maquinaria y reduciendo los maestros armeros. También la filosofía de mantener en secreto los avances tecnológicos y sistemas de producción era un acicate para trasladar, lejos de la competencia de otras empresas armeras eibarresas, las instalaciones.[2]

Se estudiaron diferentes alternativas, incluyendo la de trasladar la empresa a Vitoria pero al final, tras hablar con el alcalde de Guernica, Isidoro de León y Arreguia, y con los influyentes Tomás Gandarias y Guillermo Pradera, el ayuntamiento de Guernica y Luno ofrece a la empresa los terrenos y el pabellón para que se ubique en la localidad, el ayuntamiento de la "villa Foral" aprueba la propuesta el 8 de enero de 1913. El 9 de febrero se puso la primera piedra de los talleres, un pabellón de 63x11 metros realizado por el constructor local Juan Maguregui Mestraitua con un coste de 42.000 pesetas. El pabellón estaba acabado en junio y desde mediados de ese mes hasta finales del mismo se traslado la maquinaria y el material desde Éibar por ferrocarril al igual que los obreros y sus pertenencias. El día 3 de julio estaban ya produciendo las nuevas instalaciones, las cuales habían sido dotadas de maquinaría moderna que prescindía de persona especializado.[2]

La ubicación de la empresa en Guernica no está ajena a la polémica por el temor de algunos de que la industria trajera las ideas del Movimiento obrero y de los partidos de izquierdas "contaminando" así la sociedad guerniquesa.[2]

La ubicación de "Juan Esperanza y Pedro Unceta" en el barrio de La Vega de la Villa Foral, al lado de la línea del ferrocarril, sirvió de germen para la creación de otras empresas metalúrgicas, como Talleres de Guernica S.A. o Joyería y Platería de Guernica S.A. en las familias de Unceta y Esperanza tuvieron un importante papel.

Con el traslado Juan Pedro Unceta cede a su hijo Rufino el control de la empresa y él se dedica a la dirección de su ferretería, Ferretería Unceta.

La Huelga de 1913[editar]

Pistola Campo Giro.

Guernica y Luno eran, antes de 1913, poblaciones eminentemente rurales donde se mantenía los valores de una sociedad tradicionalista y conservadora marcada en lo político y en lo sentimental por los emblemas que significaban el Árbol de Guernica y los Fueros. Sin fracturas en los mecanismos de integración social y sin conflictividad. Dominadas por el tradicionalismo y los monárquicos liberal conservadores, que recibían el apelativo local de estasiñotarras.

El impulso industrializador que desde la administración municipal, encabezada por el alcalde Isidoro de León y Arreguia, y el líder estasiñotarras Juan Tomás de Gandarias se quiere realizar es visto por alguno sectores conservadores como una entrada de valores anti sociales que podrían alterar la paz social que hasta entonces se daba en la villa.

El auge de la sociedad eibarresa donde las ideas socialista y el Movimiento obrero habían propiciado importantes avances sociales es visto desde el estamento conservador guerniqués como un mal a evitar. La favorable oferta realizada a "Esperanza y Unceta" para su asentamiento en la villa es contestada públicamente, aunque de forma anónima, ya que se realizó bajo el seudónimo de "Hortensio", con una carta publicada en el periódico "El Pueblo Vasco" bajo el título "Gérmenes Disolvente" donde se avisa de la

introducción en aquella villa hoy tan apacible y tranquila de gérmenes de disolución y semillas de rebeldía que trajese en tiempo no lejano lo que lleva el socialismo destructor y tiránico a todas partes donde llega: algaradas, motines, huelgas, inquietudes continuas, siembra de doctrinas impías, alientos para la Revolución, la destrucción, en suma, de todo que ha constituido hasta ahora la tradición del pueblo vasco y la gloria de Guernica.[3]

Se ha estimado que el autor de esa carta fue el historiador y escritor euskaldun Carmelo Echegaray natural de Azpeitia (Guipúzcoa) y residente en la villa.

Lo primero que los obreros eibarreses de "Esperanza y Unceta" hicieron al llegar a Guernica fue fundar el "Sindicato de Obreros Pistoleros de Guernica y Luno" el mismo mes de julio en la que se inauguraron las nuevas instalaciones de la empresa. Este sindicato era una "sociedad de oficio" ligada con su homónima eibarresa.

15 días después del comienzo de la actividad en las nuevas instalaciones surge un conflicto con el cambio de puesto a seis trabajadores que da lugar a una asamblea y a una negociación con la empresa, uno de esos trabajadores se vuelve a Éibar molesto por lo ocurrido. Poco después el rumor de que los puestos especializados iban a ser ocupados por las mujeres que venían trabajando en el pavón mediante el manejo de maquinaría enrareció más el ambiente al ser estas labores unas de las más especializadas y relacionadas con el oficio de "pistolero". La posición del sindicato chocaba frontalmente con los planes iniciales de los dueños de la empresa que dieron base al motivo de traslado.

Un incidente con un trabajador que pidió permiso para una vista a Éibar y se reincorporó un día después siendo sancionado por ello con un cambio de puesto, perdiendo retribución económica y pasando a ocupar su antiguo puesto un familiar de uno de los dueños con un sueldo menor y sin estar afiliado al sindicato provoco una reclamación que no fue atendida por la empresa que malcontesta la petición.

Los trabajadores comienzan el 23 de septiembre a las tres de la tarde la primera huelga en Guernica en la que, además de la petición de reposición en su puesto del obrero sancionado, los siguientes puntos:

  1. Reducción de la jornada laboral de 10 horas y cuarto a nueve horas.
  2. Aumento del 50% a los oficiales que no pasen de un jornal de 6 pesetas.
  3. Aumento de 25 céntimos a los obreros oficiales que lleven más de seis meses en la fábrica.
  4. El 50% de las horas extraordinarias para los obreros de jornal y un 25% para los de destajo.

Los trabajadores en huelga son 87 y dentro de la fábrica quedan 53. Al tercer día de huelga ya no trabaja nadie, según comunicación del responsable del cuartel de la Guardia Civil en la villa.

El domingo las homilías de los curas en las iglesias de Guernica predican que "la mala hierba había echado raíces en Guernica", a la tarde se celebra un mitín realizado por los huelguistas al cual acude numerosos vecinos.

Se publican sendos escritos de las partes exponiendo cada una de ellas sus razones argumentos, la nota de los trabajadores acababa dando al palabra al "pueblo de Guernica" para que juzgue. El lunes 26 d e septiembre se reúnen la partes haciendo de intermediarios el alcalde y la Junta Local de reformas Sociales, la propuesta de los intermediarios es rechazada por la patronal y aceptada por lo obreros.

Los patronos comunican al alcalde la intención de cerrar la fábrica y este lo participa al Gobernador Civil tal y como señalaba la ley. Se anuncia el cierre definitivo de la fábrica y se despide a mujeres y niños guerniqueses. Pero el cierre no se produce ya que, custodiados por la Guardia Civil se mantiene trabajando algunos esquiroles. El 3 de octubre se produce un pequeño incidente en el que se enfrenta huelguistas y esquiroles.

En Éibar se consideraba que el conflicto enfrentaba a patronos y obreros eibarreses y los obreros de Esperanza y Unceta recibieron el apoyo de sus compañeros eibarreses. El sindicato de Obreros Pistoleros de Eibar convocó una asamblea en 3 de octubre e hizo una amplia campaña de información en el villa armera pidiendo apoyo social y económico para los huelguistas organizándose una caja de resistencia. La lucha de Guernica se veía en Éibar como un conflicto propio y no se escamotearon esfuerzos para apoyarla. A parte de la organización de la caja de resistencia, se llamó al boicot de la Ferretería Unceta, propiedad de uno de los dueños de la empresa en huelga.

La llegada de la solidaridad de los obreros eibarreses a Guernica provocó la reacción de las fuerzas tradicionalistas y conservadoras de la villa que comenzaron una campaña de calumnias diciendo que la ayuda que llegaba de Éibar estaba destinada al perjuicio de Guernica y al cierre de su incipiente industria. Los obreros responden con una nota en la que dejan claro el valor de los eibarreses y la razón de los guerniqueses señalando el regalo de dinero público a empresas particulares y calificando de "patrañas" las descalificaciones realizadas.

Los patronos llaman a que se rompa la huelga el día 8 de octubre y comienzan una campaña de contratación en los pueblos de los alrededores de trabajadores no cualificados para poner en marcha la fábrica. Los trabajadores convocan a un mitin el domingo día 12 de octubre en el que se explica como está transcurriendo la huelga y los conflictos surgidos. En el mitin participan destacados dirigentes socialistas.

El mitín molestó mucho a las élites del poder local y también a muchos asistentes que nunca habían participado de una crítica abierta a la iglesia y a los mandatarios locales. Se habló de la situación laboral con detalle y se hicieron referencias a diferentes comportamiento políticos tanto de los estasiñotarras como de los Nacionalistas Vascos.

La prolongación de la huelga y los diferentes incidentes ocurridos fueron limando apoyo popular a la misma. A partir del día 15 de octubre los patronos apoyados por las fuerzas vivas del municipio y de la provincia, se dedicaron a la contratación masiva de toda clase de gentes para suplir a los trabajadores en huelga. Los trabajadores del ferrocarril Amorebieta-Bermeo propiedad de Tomás Gandarias y dirigido por el alcalde Isidoro León comenzaron a trabajar de esquiroles. Numerosas mujeres, jóvenes y niños fueron contratados, aun sin conocimiento alguno, para suplir a los huelguistas.

El 18 de octubre el alcalde vuelve a lanzar una nueva propuesta de solución, el alcalde había dado señales claras de su alineamiento con los patronos por lo que los huelguistas recelaban de él. La respuesta es que seguramente la contestación definitiva a su propuesta llegaría desde Éibar. Este anuncio de conmocionó a Guernica que temía que la fábrica se cerrara al no poder contra con personal especializado, los huelguistas anunciaron que se quedarían tres o cuatro trabajadores para enseñar el oficio a los nuevos obreros y que algunos guerniqueses se iban a Éibar con ellos.

El 23 de octubre se carga un tren especial con los enseres de los trabajadores, al día siguiente a las a las dos y media de a tarde salen los obreros y sus familias del local del sindicato precedidos por el estandarte del mismo, van en marcha por las calles de Guernica cantando himnos hasta la estación donde montan el lo vagones preparados al efecto y se despiden entre las muestras de apoyo y cariño de los gueniqueses. El convoy avanzó entre los aplausos del público concentrado, no hubo ni un gesto ni una expresión mal sonante que enturbiara la despedida. El alcalde telegrafió al Gobernado Civil;

de los 84 obreros de la fábrica de armas Esperanza y Unceta declarados en huelga, vuelven a Éibar 80 en ferrocarril, que acaba de salir de esta villa sin haber ocurrido novedad

cuatro se quedaron a enseñar el oficio y tres fueron esquiroles.

A las 18:15 horas el tren entraba en la estación de Éibar. Una muchedumbre esperaba a los obreros que habían sabido mantener con dignidad su alto concepto de obreros libres. El recibimiento se hizo en medio de una cerrada ovación y de una salva de aplausos. En manifestación se llego hasta la Plaza de Unzaga, que recibía en aquel momento el nombre de Plaza de Alfonso XIII, donde hablaron un representante de la Casa del Pueblo y otro de la Sociedad de Obreros Pistoleros. ala noche se realizó una velada artística cuya recaudación se destinó a los huelguistas y a sus familias.

Los dueños de Esperanza y Unceta lograron plenamente los objetivos por lo cuales decidieron salir de Éibar, escapar del control sindical, distanciarse de la competencia ocultar su tecnología y medios de fabricación y hacerse con una plantilla no especializada, nueva y dócil.

La actividad industrial cuajó en el municipio y con ellas nuevas costumbres y culturas políticas. Poco después de su vuelta a Éibar un grupo de trabajadores volvieron a Guernica y junto a los que se quedaron para enseñar el oficio y un grupo de inversores locales fundaron el 21 de enero de 1914 la empresa S.A. Alkartasuna que fabricó la prestigiosa pistola "Alkar".[2]

La Primera Guerra Mundial[editar]

La Primera Guerra Mundial hace que el mercado de las armas sufra un importante auge. Entre 1914 y 1918 "Esperanza y Unceta" venden, principalmente a Francia y a Italia, más de 100.000 pistolas además de las más de 13.000 unidades de la pistola Campo-Giro que se suministra al Ejército Español. En estos años comienzan a salir productos con la marca "ASTRA" que acabaría marcando toda la producción de la empresa.

En 1919, al ceder Pedro Unceta oficialmente su parte a su hijo Rufino la empresa cambia de denominación, pasando a llamarse "Esperanza y Unceta". Dos años después, en 1921, la pistola Campo-Giro deja de ser la pistola oficial del Ejército Español y se comienza la fabricación de la pistola Astra nº 1921, también conocida como Astra 400, que pasó, al ganar el correspondiente concurso, a ser usada por el ejército. Esta pistola se hizo popular en otros muchos países. Una versión simplificada de esta arma, el modelo 300, fue adoptada por otros organismos militares y de seguridad, tanto de España como del extranjero, También fue el arma reglamentaria de algunos países de latinoamericanos durante las décadas de los años 20 y 30 del siglo XX.[1]

Esperanza abandona la sociedad[editar]

En 1925 la familia Esperanza sale de la empresa y entra en ella Canuto Unceta, primo de Rufino, y la empresa pasa a denominarse "Unceta y Cía.". Estos cambios tiene dos consecuencias, por un lado Rufino Unceta pasa a ser el socio mayoritario y por otro se hace cargo de la dirección técnica. Juan Esperanza funda la empresa "Esperanza y Cía." que poco después trasladó a la vecina localidad de Marquina-Jeméin, dedicándose a producción material bélico, principalmente morteros.

El final de la Primera Guerra Mundial abrió una gran crisis en el sector armero. "Esperanza y Unceta" solventan la misma con la producción de las pistolas Modelo 400 y 300 y comercializando con nombre propio la fabricación de armas de todo tipo que suministraban otros fabricantes de Éibar y Ermua.

Las pistolas de la "Serie 900", basadas en la Mauser alemana, incorporan el tiro ametrallador y la posibilidad de poder ser encajadas en una culata que permitía su apoyo en el hombro. Estas pistolas fueron muy populares en China a finales de los años 20 y principios de los años 30, llegando a abrir una filial de "Unceta y Cía." en Shanghai en 1931 con el fin de comercializar las armas denominada "Astra China Company".[1]

La Guerra Civil Española[editar]

Como todas las fábricas de armas "Unceta y Cía." fue intervenida por las autoridades republicanas al comienzo de la Guerra Civil Española en julio de 1936. Al quedar el frente detenido a la altura de Éibar, quedando la ciudad en plena línea de fuego, una parte de los talleres de armas se trasladan a Bilbao y a Guernica. En la primavera de 1937 las tropas nacionales rompen la línea del frente y avanzan tomando toda la provincia de Vizcaya. El 26 de abril de 1937 se produce el bombardeo de Guernica por la aviación alemana que colabora con los alzados contra la legitimidad republicana. Las instalaciones de "Unceta y Cía." sufren muy pocos daños de tal forma que cuando Guernica fue ocupada por el bando sublevado "Unceta y Cía." pasa a producir armas para sus ejércitos. Se fabricaron más de 28.000 pistolas, 130.000 piezas de repuesto para ametralladoras y 347.000 piezas de otro material de guerra.

Con la llegada de la paz y la alineación del régimen de Franco con las potencias del Eje, estas se convierten en el mercado de los productos de "Unceta y Cía." que llego a vender a la Alemania Nazi más de 100.000 pistolas. En el año 1942 se transforma, sin cambios en el accionariado, en Sociedad Anónima pasando a denominarse "Unceta y Cía. S.A.".[1]

El franquismo[editar]

El aislamiento de España después de la Segunda Guerra Mundial reduce el mercado al mercado interior. En el concurso de 1946 para proveer de pistolas al ejército sale ganadora le empresa eibarresa STAR, Bonifacio Echeverria S.A. haciendo que "Unceta y Cía. S.A." viera muy reducida su venta de armas. Esto hace que la empresa busque una diversificación de su producción realizando piezas para maquinaria textil y herramientas neumáticas. También se realizan varias ampliaciones de capital en la que participa el Banco de Vizcaya con una importante adquisición de acciones. La familia Unceta mantiene su participación relevante y Rufino ocupó la presidencia de la compañía mientras que sus hijos, José Luis y Augusto Unceta, ocuparon diferentes puestos en la dirección. Augusto Unceta ostentó diferentes cargos políticos y en 1977, cuando era Presidente de la Diputación de Vizcaya fue asesinado por ETA.

En 1953 la empresa adquiere el nombre con el que fue conocida mundialmente, el de "Astra, Unceta y compañía S.A.". En la década de los 50, apoyándose en las operaciones especiales de fomento a la exportación, la producción de pistolas se recupera. En 1958 se celebra el 50 aniversario de la creación de la compañía y se le concede a Rufino Unceta la Medalla de Oro al Trabajo.

En los años 60 se vuelven a perder mercados pero las exportaciones se mantiene gracias a las subvenciones a la exportación que se daban desde el gobierno. La década de los 70 fue de marcado declive al dificultarse mucho el mercado de de EE.UU. lo que hizo que se fuera bajando la producción y con ella la plantilla. La conflictividad social y política del ese tiempo ayudo a la perdida de estabilidad y dificultó el ya complicado panorama comercial y productivo.[1]

La crisis y el cierre[editar]

La coyuntura internacional y la entrada de España en la Comunidad Económica Europea fueron dejando a Astra sin mercado y la empresa fue perdiendo plantilla. De los 438 trabajadores de 1970 se pasó a los 408 en 1975 y a 355 en 1982. En 1990 solo quedaban 230 trabajadores.

Los esfuerzos de lanzar nuevos productos no alcanzaron los objetivos deseados como tampoco lo hicieron los intentos de reflotar la empresa como "Astra Sport S.A." o "Astra Sport Guerniquesa de Mecanizado Tratamiento y Montaje de Armas S.A.". En los años 90 el Gobierno Vasco impulsa una reunificación de las tres empresas del sector del arma corta que había en Euskadi, junto a Astra, la Star de Éibar y Gabilondo de Vitoria, todas ellas en situación precaria. Gabilondo, controlada políticamente por el PSOE, el Gobierno Vasco estaba en manos del PNV, no acepta la propuesta y queda fuera de la misma. La Star, después de un intento de reducción de plantilla en la cual los trabajadores despedidos eran mayoritariamente de CC.OO. y UGT (tanto la presidencia del comité de empresa como la gerencia de la empresa estaban en las manos de un miembro de ELA al haber cedido la mayoría de las acciones en propiedad del Gobierno Vasco al comité de empresa abortado por los tribunales, cierra el 27 de mayo de 1997. [cita requerida] Poco después, en 1998, acogiéndose al plan de reestructuración del arma corta que propone el Gobierno Vasco los "restos" de STAR, manteniendo sus patentes, se unen a con ASTRA fundando ASTAR (ASTAR = AStra + sTAR) y estableciendo sus instalaciones en Amorebieta. La nueva empresa no llegó al año de vida.

La liquidación definitiva de Astra, Unceta y Compañía S.A. se realizó en el año 1999. En el año 2006 se derruyen los edificios a excepción del de oficinas, que había sido comprado en los años 60 a S.A. Talleres de Guernica y tiene cierto valor monumental.[1]

En 2008 el empresario italiano Massimo Garbarino crea en la ciudad Suiza de Sion la empresa "Armas Astra S.A." y compra las patentes de Astra, Uncenta y compañía S.A.

Algunos modelos de pistolas Astra[editar]

Campo-Giro[editar]

Esta pistola semiautomática fue inventada por Venancio López de Ceballos y Aguirre, conde de Campo-Giro y teniente coronel de artillería. La desarrollo en Oviedo y la presentó el 25 de enero de 1905.

El 30 de junio de 1912 una comisión del ejército da buenos informes del arma y el 24 de septiembre de ese mismo año un Real Decreto la designa pistola oficial de las fuerzas armadas españolas. El 4 de enero de 1914 otro Real Decreto especifica que la pistola reglamentaria es la "pistola Campo-Giro, de 9 mm., Modelo 1913" con la namePist ª ª Aut. mod.1913. Fue la pistola reglamentaria hasta 1921.

La pistola Campo-Giro es de diseño un tanto complejo. El resorte interno está enrollado alrededor del cañón que le sirve como guía y las ranuras de seguimiento de la corredera están encima del guardamonte.

El modelo de 1916 incorpora mejoras realizadas por el propio diseñador. Destaca la introducción de un muelle debajo del cañón que amortigua el retroceso y el traslado del reten del cargador.

La producción de esta pistola se extendió hasta el año 1921 cuando deja de ser la pistola oficial del ejército y es sustituida por "modelo 1921" también fabricada por "Esperanza y Unceta".[4]

Sus características son:

Calibre Cañón Munición Cargador Alcance efectivo Alcance máximo Presión de la cámara inferior Energía boca Velocidad inicial
9 mm 140 mm 9 mm Largo 8 cartuchos 50 m 2.000 m 2500 Kp/cm² KPM 53 355 m / s

Astra 200 FN modelo 1906[editar]

Esta pistola semiautomática era una replica de la Browning FN Modelo 1906. Desde el comienza de su fabricación hasta 1967 en que se dejó se producir se hicieron 234.105 pistolas de este tipo.

Astra 400[editar]

Astra mod.400

La Astra 400 fue una pistola semiautomática reglamentaria del ejército español y del cuerpo de carabineros en 1921 hasta 1946 sustituyendo a la Campo-Giro y Bergmann. Se diseñó en 1920 y desde 1921 hasta 1946 se fabricaron unas 105.000 armas. Con doble sistema de seguridad (seguro manual y seguro de empuñadura), martillo percutor oculto y ventana de extracción a la derecha, destacó por su fiabilidad y resistencia. Pudiendo disparar toda clase de cartuchos de 9mm, aunque solo aconsejable en caso de emergencia.

La usaron los ejércitos de Chile, Alemania y España en las contiendas bélicas en la que esos países participaron.[4]

Sus características son:

Calibre Cañón Munición Cargador Longitud del arma Velocidad Peso Altura Grueso de la empuñadura
9 mm largo (38) 150 mm 7,63 x 25 Mauser
9 x 23 Largo
8 cartuchos 224 mm 425 m/s 1.015 g, descargada 136 mm 32 mm

Astra 300[editar]

Astra mod.300

La Astra 300, conocida como «purito», es más pequeña que la 400 y comparte características similares. Se fabricación se prolongó desde 1923 hasta 1946. Fabricada en tres calibres diferentes el 9 Largo, 9 mm Corto y el 7,65 Browning. Fue un arma que usaron los pistoleros falangistas.[cita requerida]

Sin ser un arma hermosa, su fabricación robusta usando aceros de la mejor calidad la distingue a nivel mundial, con cadencia de tiro aceptablemente rápida y excelente funcionamiento.

De construcción simple con una corredera tubular y con un poderoso extractor, tiene un cañón que se une al armazón mediante cuatro resaltes encajan a la altura de la recámara. Funciona por inercia. Posee tres seguros, de aleta, de cargador y de empuñadura que hace que la pistola no se pueda disparar si no es correctamente empuñada. El hecho de que el martillo este oculto hace que no se puede saber el estado del arma.[4]

Características[editar]
  • Calibre:9 mm largo,9 mm corto y 7.65 mm ( .32 acp )
  • Capacidad del cargador: 7 cartuchos
  • Largo del caño: 101 mm
  • Largo total: 160 mm
  • Altura: 103 mm
  • Peso 560 g
  • Miras: fijas

Modelo 600[editar]

Astra - Mauser 600

La pistola Modelo 400 fue muy utilizada por el ejército alemán en la Segunda Guerra Mundial. Franco, como parte del pago de la deuda contraída por su ejercitro en la Guerra Civil Española con el Gobierno de Hitler, mandó en 1941 5.950 pistolas ASTRA Modelo 400 a Alemania. Allí se denominaron "P.62". El resultado fue tan bueno que el ejército alemán encargó con destino a la Wehrmacht y la Luftwaffe 85.390 unidades repartidas en 63.000 del 9 mm Corto (Kurz) y 22.390 del 7,65 x 17 Browning. Aproximadamente la mitad de ellas se entregaron una vez finalizada la guerra a las nuevas autoridades del país germánico.

La denominación completa fue de ASTRA Modelo 600/43 y en Alemania recibió el nombre de Pistolen 600/43 o simplemente P.43.

Los países que usaron este armas fueron, Alemania, España, Portugal, Chile, Turquía y Jordania. Su fabricación se extendió desde 1943 hasta 1946.[4]

Sus características son:

  • Longitud total: 205 mm
  • Longitud cañón: 134 mm
  • Peso: 950 g
  • Calibre: 9 mm Parabellum, 9 corto y 7.65 x 17 Browning
  • Capacidad: 8 cartuchos
  • Ánima: 6 estrías

Astra 700[editar]

La pistola Astra 700 fue una arma muy parecida a la pistola Ruby que era fabricada por "Gabilondo y Urresti". Procede de una puesta al día del modelo 400 donde se ha aligerado el bastidor y se sigue una línea de diseño más curvo. Se hicieron 19 prototipos y su fabricación no se llego a realizar al no ser aprobada por el ejército español.

Modelo 900[editar]

Astra modelo 900

La Astra Modelo 900 era una pistola semiautomática que estaba inspirado en la alemana Mauser C96 con la que comparte calibre, capacidad de cargador y modelo de funda. Se realizaron varios modelos diferentes; los ASTRA 900, ASTRA 901, ASTRA 902, ASTRA 903, ASTRA 904 y ASTRA E en calibre 7,63 y el ASTRA F en calibre 9 mm.

La fabricación comenzó en 1927 con el modelo ASTRA 900 y finalizo en 1961 con el modelo Astra F: 548 ensamblados a partir de piezas almacenadas. En sus diferentes versiones fue utilizada por los ejércitos de España, Alemania, Egipto, India, Irak y República de China y en las contiendas que eso países protagonizaron (Guerra Civil Española, Segunda Guerra Sino-japonesa, Segunda Guerra Mundial y Guerra Civil China).

Sus características son:

Calibre Cañón Munición Cargador Sistema Velocidad Peso Longitud Alcance
7,63 mm y 9 mm 140 mm 7,63 x 25 Mauser
9 x 23 Largo
Interno fijo o extraíble, de 10 o 20 cartuchos recarga accionada por retroceso 425 m/s 1.130 g , descargada 288 mm 200 m

Modelos 3000, 4000 (Falcon) y 800 (Cóndor)[editar]

Astra 3000


Modelo 3000

Este modelo es una actualización de la Astra 300 que se diseñó en 1946 e introdujo importantes cambios, como la variación del ángulo de la empuñadura para lograr una mejor ergonomía, la ubicación del botón de liberación del cargador por detrás del guardamonte, la práctica de dos rebajes en la parte posterior de la corredera y un indicador de cartucho en recámara.

Se fabricó en los calibres 9 corto (.380 ACP) y 7'65 x 17 Browning (.32 ACP), manteniéndose su producción hasta 1956, cuando fue sustituida por el modelo 4000 (Falcon).


Modelo 4000 (Falcon)
Astra 4000 (Falcon)

Esta arma fue presentada en 1956 como sustituta del modelo 3000. Mantiene la forma de enganche del cargador de su antecesora pero el martillo percutor es externo y se le ha eliminado el seguro de agarre. El alza es regulable y la longitud total del arma es mayor que la del modelo 3000 pero con un cañón similar. El cargador podía cargar un cartucho más que los anteriores modelos, 7 cartuchos de calibre 0.380 y 8 de calibre 0.32. La empuñadura se realizó primero en plástico negro o marrón en la que aparecía la marca ASTRA y la palabra "Falcon" luego se hicieron en madera de nogal.

Esta pistola fue muy apreciada en Oriente Medio aunque no gustó en el mercado norteamericano. También se ofreció en calibre 0,22 largo. Se fabricó hasta 1964. Entre 1957 y 1958 se hicieron unas 200 unidades que se denominaron "Falcon 7".


Modelo 800 (Cóndor)
Astra 800 (Condor)

Este modelo fue un rediseño del modelo 600 con calibre de 9 mm Parabellum realizado a mediados de la década de 1940 pero no se comenzó a fabricar hasta 1958. Como en el modelo 4000, las innovaciones principales fueron poner el martillo percutor externo y quitar la seguridad de agarre. También llevó el sistema de extracción del cargador en la empuñadura en la parte izquierda abajo. Las cachas fueron de plástico negro con el logotipo de Astra y la palabra "Cóndor". Se dejó de fabricar en 1968.[5]

Modelos A-80, A-90 y A-100[editar]

El modelo A-80 fue desarrollado en 1982 bajo licencia de Sig-Sauer P220. Contaba con una cargador de doble columna con una capacidad para 15 cartuchos de 9 mm.

En 1985 se desarrolla el modelo A-90 que incluye un avance en la seguridad del arma, pero complica su manejo y eleva el precio. En 1990 sale el modelo A-100 que mantiene los avances en la seguridad pero solventa sus inconvenientes.

Sus características son:

Astra A-80

Astra A-90

  • Calibres : 9 mm Parabellum, .45 ACP
  • Longitud: 18 cm
  • Longitud del cañón: 9,5 cm
  • Peso sin carga: 0,985 kg
  • Capacidad del cargador: 17 cartuchos (9 mm), 9 cartuchos (.45)

Astra A-100

  • Calibres : 9 mm Parabellum, .40 S&W, .45 ACP
  • Longitud: 18cm
  • Longitud del cañón: 9,5 cm
  • Peso sin carga: 0,985 kg
  • Capacidad del cargador: 15 cartuchos (9 mm), 13 cartuchos (.40), 9 cartuchos (.45)

El edificio[editar]

Edificio de oficinas de ASTRA convertido en "Fábrica de Creacción autogestionada".

El edificio que la empresa ASTRA, Unceta y Cia, S.A. compró en el año 1968 a S.A. Talleres de Guernica para ubicar su sede administrativa fue levantado en 1918 (los talleres se habían acabado en 1916) para esa empresa por el arquitecto bilbaíno Ricardo de Bastida y Bilbao y se realizó en el contesto de instalación de diferentes industrias de transformación metálica en la zona de Basabarrena de Guernica a lo largo de la vía del ferrocarril Amorebieta-Bermeo.

Es un edificio de estética déco en el que convergen elementos del cubismo, constructivismo ruso y del futurismo italiano suavizados y adaptados al gusto de la burguesía vizcaína del momento, principales clientes de Bastida. Mantiene una decoración simplificada y geométrica, de abundante follaje de gusto clásico, en los capiteles de las columnas que conforman lo vanos donde se abren ventanales subdivididos en pequeños compartimentos mediante montantes con indudable sabor británico, muy influyente en Vizcaya a principios del siglo XX.

La verticalidad de la construcción es otra de las características déco que se manifiesta claramente en este edifico. Está verticalidad se consigue gracias a las estilizadas pilastras, los estrechos intercolumnios y los vanos ocupados por lo ventanales en casi toda su superficie. El añadido de la tercera planta desarrolla las calles central y extremas en la fachada principal con lo que se incrementa la tensión ascensional.

En los años 30 del siglo XX se realizó un recrecido añadiendo una planta más. En 1968 Astra, Unceta y Cía. compra el edificio para convertirlo en su sede administrativa. [6]

Después de la liquidación definitiva de la empresa en 1999 los edificios que conformaban sus instalaciones fueron derribados para la construcción de viviendas en el año 2006. El edifico de oficinas se mantuvo en pie y la presión social, impulsada desde el movimiento social "Astra Gernikentzako" (Astra para Guernica), logro que no se destruyera y pasara a depender del ayuntamiento teniendo la intención de dedicarlo a equipamiento cultural.

El 8 de septiembre de 2012 se presenta, después de 10 mese de obras y una inversión de 1,5 millones de euros, la remodelación del edificio, realizada por el gobierno vasco dentro de su programa "fábricas de creación", destinado a equipamiento cultural convertido en un centro multidisciplinar con una superficie útil de 2.600 metros cuadrados.

La intervención conserva la fachada principal del edificio mientras que en la trasera se le ha añadido un anexo multicolor realizado por Liam Gillick.[7]

El equipamiento está gestionado por Astra Koordinadora, colectivo jóvenes y asociaciones sociales y culturales de la localidad (un total de 14 asociaciones). Tres representantes de la coordinadora junto a miembros del ayuntamiento forman el Astra Batzordea que será quien se encargue directamente de la gestión.[8]

Código de los años de fabricación[editar]

Desde el 1927 todas las armas españolas, probadas en el Banco Oficial de Pruebas de Eibar, están marcadas con letras que representan el año de fabricación.

Tabla de correspondencias de letras con años de fabricación
Golpes Año Golpes Año Golpes Año
With 1927 A1 1955 A2 1981
B 1928 B1 1956 B2 1982
C 1929 C1 1957 C2 1983
CH 1930 CH1 Nada CH2 Nada
D 1931 D1 1958 D2 1984
E 1932 E1 1959 E2 1985
F 1933 F1 1960 F2 1986
G 1934 G1 1961 G2 1987
H 1935 H1 1962 H2 1988
I 1936 I1 1963 I2 1989
J 1937 J1 1964 J2 1990
K 1938 K1 1965 K2 1991
L 1939 L1 1966 L2 1992
L 1940 LL1 Nada LL2 Nada
M 1941 M1 1967 M2 1993
NR 1942 N1 1968 N2 1994
ñ 1943 ñ1 1969 ñ2 1995
O 1944 O1 1970 O2 1996
P 1945 P1 1971 P2 1997
Q 1946 Q1 1972 Q2 1998
R 1947 R1 1973 R2 1999
S 1948 S1 1974 S2 2000
T 1949 T1 1975 T2 2001
U 1950 U1 1976 U2 2002
V 1951 V1 1977 V2 2003
X 1952 X1 1978 X2 2004
Y 1953 Y1 1979 Y2 2005
Z 1954 Z1 1980 Z2 2006

Véase también[editar]

Referencias[editar]

  1. a b c d e f ASTRA-UNCETA Y COMPAÑÍA Igor GOÑI MENDIZABAL (2007)
  2. a b c d Gernika-Lumo, 1913. Industrialización, movimiento obrero y conflicto social: la huelga de "Esperanza y Unceta" Autor:Etxániz Ortúñez y José Ángel "Txato". Gernika hitoria Taldea. BIBILD [1136-6834 (2000), 30; 141-162.
  3. Periódico: El Pueblo Vasco. Fecha: 1 de febrero de 1913. Página: 1. Autor: "Hortensio"
  4. a b c d Armas de fuego Pistolas
  5. [http://unblinkingeye.com/Guns/Astra_/astra_.html The Astra Tubular Slide Pistols Model 400, 300, 600, Etc. by Ed Buffaloe.
  6. PATRIMONIO HISTÓRICO DE BIZKAIA Fábrica Astra-Unceta y Cía (Gernika - Lumo)
  7. http://www.elcorreo.com/vizcaya/v/20120908/cultura/astra-nueva-arma-para-20120908.html Astra, una nueva arma para la cultura Finaliza la reconversión de la antigua fábrica de Gernika en un centro artístico El correo. Fecha:08.09.12 Autor: KOLDO DOMÍNGUEZ]
  8. EDIFICIO RENOVADO Astra Koordinadora asume la gestión del edificio cultural. El día 22 inicia las actividades del renovado local, propiedad del Ayuntamiento de Gernika-Lumo. Deia. Fecha: 9 de Septiembre de 2012. Autor:Iñigo alberdi

Enlaces externos[editar]