Arte en Nueva España

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

El arte en Nueva España presenta una singular transición del medievalismo al barroco, pues ahora los edificios no religiosos son más vistosos y mejor decorados.[1]

El grosor de las paredes disminuyó y la escultura adquirió un papel preponderante al destacar las virtudes de los santos, en un ambiente dominado por el contrarreformismo.

La influencia barroca llegó a España y América en el siglo XVII, y aunque se manfiestó primero en la literatura, pronto alcanzó a otras artes. Como en Francia, el barroco español tiene un marcado sentido de poderío.

Referencias[editar]

  1. Treviño, Héctor (1997). Historia de México. México: Castillo.

Bibliografía[editar]

  • Esquivel, Gloria (1996). Historia de México. Oxford: Harla.
  • Moreno, Salvador (1995). Historia de México. México: Ediciones Pedagógicas.