Arte cicládico

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

El arte cicládico se desarrolla durante el periodo Cicládico, desde el 3000 a. C. al 2000 a. C., en las islas Cícladas, en el mar Egeo, (Grecia).

Escultura[editar]

Figura de mujer con los brazos cruzados sobre el estómago.
Arpista cicládico.

Con escaso instrumental de cobre, el suave modelado de los ídolos cicládicos se conseguía a través del desgaste de la pieza de mármol con la piedra de esmeril.
En la isla de Naxos, se explotaban minas de corindón, carbón cristalino de inmejorable calidad, la piedra esmeril con la que se repasaba y pulimentaba cada figura.

La tendencia al esquematismo propio de la primera mitad del tercer milenio a. C. tuvo como resultado el logro de una gran estatuaria de gran elegancia, tan del gusto actual.

En la evolución de la estatuaria cicládica existen dos grandes corrientes paralelas a partir de las esculturas neolíticas. Sendas líneas evolutivas corresponden, por un lado, a las siluetas esquemáticas del tipo de «caja de violín» y por el otro, a las «realistas»:

  • El tipo de caja de violín tiene su etapa de apogeo en el Cicládico Antiguo I y parte del II, es decir, prácticamente toda la primera mitad del III milenio a. C. Algunos ejemplares se mantienen hasta el Cicládico Medio, finalizando la serie en las placas recortadas de Filacopí (Milo) de hacia el 1900 a. C.
  • La serie relista o de brazos cruzados, sin embargo, tiene su floruit en la etapa del Cicládico Antiguo II final y III, coincidiendo con el máximo esplendor de la talasocracia cicládica, entre 2400 y 2000 a. C. Los últimos ídolos de esta familia apenas alcanzarán la etapa del Cicládico Medio, en que las islas caen bajo la órbita de influencia minoica.

El término realista, dado al segundo grupo, ha de entenderse en su sentido general, pues las esculturas cicládicas se caracterizan precisamente por la geometría de sus facciones y de los miembros del cuerpo, levemente marcados y sin ningún tipo de articulaciones.

Conforme avanza el tiempo, las últimas estatuillas cuentan con algún detalle como ojos o bocas levemente insinuados. De anchos hombros y caderas estrechas, las figuras representan en su mayor parte a mujeres desnudas con los brazos cruzados sobre el estómago, poniendo el artista especial relieve en marcar el triángulo púbico y los senos. Con las piernas algo dobladas no son figuras que se mantengan de pie salvo en la serie final, la de los célebres músicos: el auletes o tocador de la doble flauta o el más famoso de todos, el Tañedor de lira de Keros procedente de la isla de Keros.

Estas líneas evolutivas se han de entender matizadas por las variantes regionales que se han identificado en la escultura cicládica, según los periodos de mayor influencia de unas islas sobre otras.

En general, estas figuras femeninas se han interpretado como representaciones de la diosa fertilidad, protectora de los muertos, o bien como amuletos acompañantes de los difuntos. Precisamente en este sentido, se ha relacionado estos ídolos con la costumbre egipcia de depositar ushebtis en las tumbas, figuras de sirvientes que atienden a las necesidades del finado en el más allá.
Otra teoría sugiere, sin embargo, el empleo de los ídolos cicládicos como sustitutos de sacrificios humanos o bien, como imágenes de antepasados cuya función sería la de portadores del alma del muerto hasta el fin del camino en el otro mundo. La falta de excavaciones no permite aseverar nada más acerca de su carácter, dado el saqueo que han sufrido las tumbas cicládicas y la aparición casi exclusiva del material en los mercados de obras de arte.

Los ídolos cicládicos fueron muy apreciados ya en la época contemporánea a su fabricación, por lo que aparecen en grandes cantidades fuera del área de las islas Cícladas, sobre todo en tumbas cretenses, donde incluso prosperó una artesanía de imitación de este estilo.

Artes menores[editar]

Destaca una serie de diademas y otros adornos hechos de finas láminas de oro o plata en forma de florecillas o cintas. Sobresale una diadema en plata hallada en Chalandriani (Siros), decorada a base de líneas de punteado con punzón y representa a un ídolo en forma de ave y un gran perro con collar, alternando con las conocidas «sartenes» con estrellas en su fondo.

Otro tipo de objetos que alcanzó gran difusión fue el de las vasijas pétreas. Paralelamente al apogeo de su escultura se fabricaban recipientes pétreos de gran calidad. Como el granero de Milo, de esteatita.
De este mismo material son muy abundantes en las Cícladas las cajas o píxides adornadas con espirales en relieve o líneas incisas.

Enlaces externos[editar]

Historia del Arte 7. El Arte Griego I, Historia 16, Jacobo Storch de Gracia

Véase también[editar]