Antonio Alcalde y Barriga

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Fray Antonio Alcalde y Barriga O.P. (Cigales, España, 15 de marzo de 1701 - † Guadalajara, Nueva Galicia, 7 de agosto de 1792), también conocido simplemente como Fray Antonio Alcalde o como el Fraile de la Calavera fue un religioso y filántropo español que se desempeñó como Obispo de Mérida y de Guadalajara, ambas ciudades de la Nueva España. Es ampliamente recordado en la ciudad de Guadalajara por sus generosas obras para esta ciudad, entre ellas la creación del "Hospital Real de San Miguel" hoy Hospital Civil, el Santuario de Nuestra Señora de Guadalupe, el Sagrario Metropolitano, el Convento de Capuchinas, el Beaeterio de Santa Clara y la Real y Literaria Universidad de Guadalajara.

Biografía[editar]

El día 15 de marzo de 1701 nació el ilustrísimo señor don Fray Antonio Alcalde y Barriga en la villa de Cigales, del obispado de Valladolid, en la Provincia de Castilla la Vieja. Sus padres fueron el señor don José Alcalde y la señora doña Isabel Barriga, ambos de humilde cuna y de muy escasos recursos pecuniarios, aunque dotados de mucha virtudes, honradez e ingenuidad.Muy joven, aún sintiéndose con inquebrantable vocación para la vida monástica se decidió a entrar en la Orden del Canónigo de Osma. En 1717 cuando sólo contaba con dieciséis años, tomó el hábito dominicano en el insigne convento de San Pablo, donde profesó después de haber hecho los estudios correspondientes a la carrera que abrazaba. Fue enseguida lector de artes, maestro de estudiantes y lector de sagrada teología en varios conventos de su orden, por espacio de veintiséis años ininterrumpidos. El 12 de diciembre de 1771 llegó a Guadalajara como el XXII Obispo de la Diócesis Novogalaica a darle el impulso definitivo a la fundación de la Real y Literaria Universidad de Guadalajara después de un siglo de gestiones para lograr su establecimiento. Interpuso su influencia ante el rey de España para que se aplicase al patrimonio universitario los bienes de las temporalidades de la extinguida Compañía de Jesús, incluido el templo y el edificio del antiguo Colegio de Santo Tomás.Donó 60, 000 pesos para cumplir su promesa de dotación de las cátedras y estimuló al cabildo catedralicio para que aportara los 10, 000 pesos restantes necesarios para la fundación. El patrimonio universitario original e indispensable para lograr la fundación fue de 95, 298 pesos. El señor Alcalde aportó casi las dos terceras partes del importe total.Tras vencer las últimas dificultades, el 18 de noviembre de 1791, en el Monasterio de San Lorenzo del Escorial, el rey Carlos IV otorgó la cédula real de la fundación de la Universidad de Guadalajara; con gran júbilo de sus habitantes y en especial de fray Antonio Alcalde, quien de común acuerdo con el presidente de la Real Audiencia, Jacobo Ugarte y Loyola, designaron como primer rector de la Universidad, al doctor José María Gómez y Villaseñor.A pesar de la celeridad de los preparativos para la apertura de la Universidad, el 7 de agosto de 1792 sobrevino el fallecimiento de su fundador, fray Antonio Alcalde, lo que provocó gran consternación en la incipiente comunidad universitaria.En 1786 fundador ya de numerosas iniciativas de carácter humanitario se encargó de impulsar el proyecto del Hospital Civil de Guadalajara (Ahora Viejo Hospital Civil).El 26 de febrero de 1787 el ayuntamiento cedió gratuitamente el terreno para tan importante obra y el 6 de marzo se puso en marcha su construcción.En 1792, un poco antes de su fallecimiento, fray Antonio Alcalde, consagró el Nuevo Hospital "A la Humanidad Doliente", practicando él personalmente, una curación y que para constancia se labraron unas piedras que removidas de su sitio original, ahora se encuentran a un lado del corredor de ingreso del hospital.La muerte de fray Antonio Alcalde impidió que viera su obra terminada, siendo hasta abril de 1794 cuando ésta se culminó.


Avenida Alcalde[editar]

Los gobernantes liberales de Guadalajara en 1892, fecha en que se conmemoró el centenario de la muerte de Fray Antonio Alcalde, honraron al Fray poniéndole su nombre a la Avenida de Santo Domingo. Cabe recordar que Fray Calavera fue un fraile dominico, orden a la que se unió desde su juventud.

Por otra parte, Guadalajara honra a Fray Antonio Alcalde con el Jardín-Plaza Alcalde (el jardín botánico), el Parque Alcalde, Jardines Alcalde, además de en múltiples retratos, bustos y una hermosa estatua.

Enlaces externos[editar]