Afinsa

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

Afinsa es un grupo empresarial español especializado en la inversión en sellos y otros bienes tangibles. Fue fundada en 1980 por Albertino de Figueiredo, un portugués residente en Madrid.

El 9 de mayo de 2006, Afinsa fue intervenida judicialmente, junto con otra empresa, Fórum Filatélico, acusada de estafa. La policía arrestó a cuatro responsables de la misma, entre ellos su presidente, Juan Antonio Cano, y su fundador Albertino de Figueiredo y cerró sus sedes por orden judicial y a los pocos días fueron puestos en libertad sin fianza. La compañía fue acusada de operar según un esquema piramidal, y de no tener sellos, de ser falsos o tenerlos sobrevarolados. Se vieron afectados los aproximadamente 150.000 clientes de la empresa, que formaron varias asociaciones para defender sus intereses.

Desde la intervención el grupo está dirigido por tres administradores concursales. El grupo Afinsa, mediante Escala Group, participado al 68% por Afinsa a través de su filial Escala, ahora Autectia, estaba presente en el NASDAQ. Domfil, importante editora de catálogos filatélicos temáticos y Publiafinsa, editora de Crónica Filatélica y Crónica Numismática, eran también propiedad de Afinsa. En 1996 adquirió De Rosa International, la más importante empresa internacional de distribución y venta de novedades filatélicas. En 2004 la facturación del grupo alcanzó los 515 millones de euros y sus beneficios fueron de 51 millones, según fuentes de la empresa.

Afinsa contaba con 2.600 empleados y poseía 100 oficinas. La filial en Portugal se denominaba Afinsa Inversión.

En febrero de 2010, la Audiencia Nacional dicta sentencia en la que no se deja lugar a duda de que se trataba de una empresa de carácter mercantil y no financiero, tirando por tierra la teoría de que se tratara de empresas financieras de tipo piramidal, pues no cumple ningún requisito: no es financiera, no opera con altas rentabilidades del 50% o más, a un corto periodo de tiempo 6 o 9 meses y la inversión sí tiene una contrapartida "los sellos", como acredita dicha sentencia.

Pese a todo, tras reconocer que no existía la causa de la intervención, a saber, que no se trataba de empresas de carácter financiero, sorprendentemente con requiebros jurídicos exime de responsabilidad a todos los organismos que la hicieron posible, y de esa manera libera al Reino de España de indemnizar a la empresa y a los afectados.[1]

La Audiencia Nacional y el Tribunal Supremo del reino de España en sendas sentencias de 5 de febrero y de 13 de diciembre de 2011, dejan claro que tenían carácter mercantil y por tanto que el considerarlas financieras para llevar a cabo la intervención fue una excusa, y no la causa real de tan brutal decisión.

La causa fue una carta-denuncia de un americano, Louis Corrigan, agente de un hegde fund, Kingsford Capital, en junio de 2005, adjunta en el expediente de la querella. Hay que conocer que la actividad principal de estos agentes de bolsa de alto riesgo consiste en operaciones "a corto", en las que toman acciones prestadas a cambio de un interés para venderlas, posteriormente tienen que comprarlas y devolverlas. El negocio consiste en comprarlas a un precio más bajo que el de la venta.Otro factor a tener en cuenta es que Afinsa tenía una filial en USA, Escala, que cotizaba en el Nasdaq, y que llevaba meses de continuas subidas, tras varios intentos fallidos en la prensa USA por desacreditar esta empresa y por tanto de hacer bajar los precios, los hegde fund atacan directamente la empresa matriz AFINSA, en España, en el segundo trimestre de 2005.

Poco tiempo después de la publicación de esta carta, el PSOE a través de su revista PUNTOS DE VISTA de 19 de mayo de 2006, insta a Hacienda a denunciar los hechos a la Fiscalía, trámites que consigue en tiempos especialmente cortos ya que se logra en julio de 2005. Pese a todo y a que la inspectora Teresa Yábar la considera Financiera para poder tener un mínimo de apoyo para justificar su denuncia, en el mismo informe que le llega a la Fiscalía, es perceptivo el del Director del Servicio Jurídico de la Agencia Tributaria, que con fecha 11 de julio de 2005 considera que no se puede considerar estafa ni siquiera en grado de tentativa.

Pese a que la denuncia estaba ya desde julio de 2005, no se intervino hasta el 9 de mayo de 2006, justo 9 días después de que venciera la última póliza de Afinsa, con la aseguradora LLoyd´s, que aseguraba a las dos compañías Afinsa y Fórum.

También coincide que en USA se habían dado un inusitado número de órdenes de venta de las acciones de Escala cuando el precio alto y la buena situación de la empresa no lo hacía aconsejable, con lo que todo apunta a toma de posiciones cortas unos meses antes de la intervención. Y tras la intervención los precios de las acciones se desplomaron, los hegde fund compraron las acciones a 3 dólares para devolvérselas a los dueños, mientras ellos las habían vendido meses atrás a 33.

Los afectados por el escándalo Afinsa sienten que el Gobierno de España no les ha respaldado en el proceso, y que su interés ha sido la defensa de grandes grupos financieros y la evasión de responsabilidades en lugar de la defensa de los intereses de los ciudadanos afectados.


Notas[editar]

Enlaces externos[editar]