Añangá

De Wikipedia, la enciclopedia libre
Saltar a: navegación, búsqueda

El Añangá (en portugués Anhangá, o más propiamente Anhanga, acentuado como palabra grave; en tupí "espíritu") es el protector de la caza, castigando al que mate más de lo necesario, o que persigan una hembra en época de amamantamiento. Aparece usualmente como un ciervo blanco con ojos de fuego.[1]

Añangá también es considerado un espíritu maligno omnipresente de las tribus tupis - guaranís brasileñas. Es un espíritu casi diabólico, que vaga por la tierra después de la muerte y puede asumir formas animales y humanas.[1]

Los jesuitas utilizaron la palabra para referirse al diablo cristiano.[2]

Referencias[editar]

  1. a b Simone Saueressig Anhangá. Asustadores Indígenas
  2. http://contoselendas.blogspot.com/2004/11/anhang.html