Equidae

De Wikipedia, la enciclopedia libre
(Redirigido desde «Équido»)
Saltar a: navegación, búsqueda
Commons-emblem-notice.svg
 
Équidos
Rango temporal: Eoceno-Reciente
Zebras.jpg
Equus quagga burchelli
Clasificación científica
Reino: Animalia
Filo: Chordata
Clase: Mammalia
Infraclase: Placentalia
Orden: Perissodactyla
Suborden: Hippomorpha
Familia: Equidae
Gray, 1821
Subfamilias

Los équidos (Equidae) son una familia de mamíferos placentarios del orden Perissodactyla, que contiene solo un género viviente, Equus, y numerosos géneros fósiles. Este género apareció durante el Pleistoceno en América del Norte, desde donde colonizó progresivamente Sudamérica, Eurasia y África. Posteriormente se extinguió en América hasta su reintroducción durante la conquista española.

Los équidos actuales se caracterizan por la presencia de dientes de corona alta, aptos para pastar hierba en praderas, estepas y semidesiertos, la presencia de un único dedo en cada pata recubierto de casco, y un estilo de vida más o menos social, en el que una manada con un número variable de crías y hembras se pone a las órdenes de un macho adulto o semental, que es el único autorizado a reproducirse.

Équidos actuales[editar]

Los équidos actuales se clasifican todos en el género Equus que incluye los caballos, los asnos y las cebras.

Caballos[editar]

El caballo (Equus ferus caballus) es un animal domesticado desde la Edad del Bronce, que a veces se encuentra en estado salvaje, de la que existen numerosas razas. Ha sido usada por el hombre como animal de tiro, de carga y como cabalgadura.

Evolución del caballo[editar]

La evolución del caballo incluye todas las especies de la familia Equidae,[1] a la que pertenece el caballo doméstico, los caballos salvajes, los asnos y las cebras, entre otras.

Esta familia surgió de una diferenciación a los perisodáctilos, de la cual también surgieron los rinocerontes y tapires durante el Eoceno, hace 55 millones de años. Después, los miembros de la rama de los équidos evolucionaron de manera diferente según la región donde vivían y el clima que tenían que soportar.

Su evolución fue influida por su medio y muy probablemente por el hombre. El descubrimiento de esta historia por los científicos dio argumentos sólidos a los defensores de la teoría de la evolución ante el punto de vista de los creacionistas.

Historia evolutiva[editar]

En la prehistoria, los continentes actuales ya estaban formados y ocupaban más o menos su situación actual, pero Eurasia no estaba en contacto con África. Se han encontrado fósiles de los mismos géneros en Eurasia y Norteamérica, algunos de los cuales a ambos lados del estrecho de Bering, donde existió un pasaje llamado Beringia hasta hace unos 11.600 años.

Evolución[editar]

La evolución en esta familia tuvo lugar tanto por cambios progresivos de la frecuencia de un gen a la población entera (anagénesis) cómo por diferenciaciones adaptativas y especiaciones en ramas diferentes (cladogénesis).[2] Las diferentes especies ancestrales también podrían haber experimentado una evolución convergente, cosa que complica el análisis de los fósiles. Para acabar, puntualmente, las adaptaciones podrían variar de una época a la otra ( medida, etc.). Las evoluciones permanentes solo se pueden identificar claramente sobre periodos largos.

Caballos primitivos[editar]

Los caballos más primitivos descubiertos son del género Hyracotherium (conocido también como Eohippus). Algunos autores consideran que no forman parte de la familia Equidae, y otros los consideran como dos géneros distintos. Presentan características de los que más adelante darían lugar a los caballos modernos. Con cuatro dedos, vivieron en los bosques durante el Eoceno, hace 60 millones de años, y evolucionaron en Norteamérica, a pesar de que algunos migraran al Viejo Mundo a través del estrecho de Bering.[3]

El Hyracotherium era pequeño (unos 20 cm) y compacto. Se alimentaba de hojas y tenía una vida solitaria en el sotobosque. Evolucionó progresivamente, especializándose al correr, crecer y adquirir un cerebro parecido al de los caballos modernos. Se dio el nombre de Orohippus a la etapa evolutiva entre hace 45 y 42 millones de años, con siete especies descubiertas.

Parece que surgieron otros géneros. En Norteamérica, el Mesohippus, de la medida de un perro grande. Vivió en un clima caluroso y seco desde hace 42-33 millones de años. Parece haber coexistido durante un tiempo con el Miohippus (40-25 millones de años), todavía más grande que el anterior. El Miohippus originó dos ramas diferentes en este continente, varias especies de las cuales migraron a Eurasia. Se distinguen por la cara alargada.

Equinos[editar]

Después vino el Merychippus hace 20-17 millones de años, un animal de 80 cm de altura. Los dos últimos dedos continúan atrofiándose y es el primer caballo que solo se nutre de hierba. Se distinguen dos tipos de equinos con caracteres morfológicos muy diferentes, Hipparion y Pliohippus.

Los Hipparion se distinguen de los équidos modernos por sus miembros tridáctilos y el dibujo del esmalte sobre las coronas de las molares, mientras que los Pliohippus (5-2 Ma) solo tienen un dedo. Así pues, se considera que estos últimos comparten un ancestro con los Equus más recientes que con los Hipparion. Los Pliohippus vivían en Sudamérica, Norteamérica y Eurasia. De la rama común de Norteamérica surgieron los Equus y Dinohippus.

Especiación del género Equus[editar]

El género Equus apareció hace entre 4 y 5 millones de años. Tiene una medida de 125-135 cm. Tiene los ojos a ambos lados de la cabeza para detectar predadores a grandes distancias.

La historia reciente de los caballos no se conoce bien. En concreto, no se sabe cuando tuvo lugar la especiación entre asnos, caballos salvajes, cebras y caballos domésticos. No se sabe si las especies domésticas (caballo y asno) son el resultado de una selección llevada a cabo por los humanos o si surgieron de la selección natural. Se conoce mucho mejor la historia del caballo doméstico desde la antigüedad.

Aun así, el esqueleto de caballo más antiguo, Equus stenonis es de finales del Terciario en Europa occidental. Los científicos creen que es una evolución de Plesippus. Equus stenonis evolucionó seguidamente en dos ramas, una de las cuales era más pesada que la otra. Equus scotti, una forma similar, fue común en América, donde algunos de ellos se hicieron muy grandes. Estas especies americanas se extinguieron hace 11.000 años durante la extinción de la megafauna americana.

Asnos[editar]

Asno salvaje africano (Equus africanus).

Se considera que hay dos especies de asnos: el asno salvaje africano (Equus africanus) y el asno salvaje asiático u onagro (Equus hemionus); ambos están amenazados de extinción. El asno doméstico fue considerado durante mucho tiempo una especie aparte (Equus asinus), pero se ha demostrado que pertenece a la especie E. africanus (se trata de la subespecie Equus africanus asinus).

Cebras[editar]

Las cebras o zebras son équidos salvajes propios de África, cuya característica más notable es su pelaje rayado característico. Las cebras son negras, las rayas que tienen son blancas y no al revés como se creía hasta hace muy poco. Genéticamente su color es el negro, y allí donde no se logra la pigmentación se forman las rayas blancas.

En la actualidad existen tres especies y varias subespecies; la cebra común (Equus quagga), la cebra de Grévy (Equus grevyi) y la cebra de montaña (Equus zebra).

Taxonomía[editar]

Esquema, muy simplificado, de la evolución de los équidos.
Protorohippus
Hipparion

La taxonomía de los équidos es compleja, con innumerables géneros fósiles, prueba de un pasado floreciente, varios de ellos probablemente parafiléticos.[4] Se conocen unas 350 especies.[5] Todas las especies actuales pertenecen al género Equus.

Referencias[editar]

  1. Savage, RJG, & Long, MR (1986). Mammal Evolution: an illustrated guide. New York: Facts on File. pp. 200–204. ISBN 0-8160-1194-X. 
  2. Palmer, D., ed. (1999). The Marshall Illustrated Encyclopedia of Dinosaurs and Prehistoric Animals. London: Marshall Editions. p. 255. ISBN 1-84028-152-9. 
  3. MacFadden, B. J. (2005). «Evolution: Fossil horses. Evidence for Evolution». Science 307 (5716):  pp. 1728–1730. doi:10.1126/science.1105458. PMID 15774746. 
  4. Mikko's Phylogeny Archive - Equidae
  5. Young, J. Z. 1977. La vida de los vertebrados. Editorial Omega, Barcelona, 660 pp. ISBN 84-282-0206-0
  6. Raymond L. Bernor, Henry Gilbert, Gina M. Semprebon, Scott Simpson, and Sileshi Semaw. 2013. Eurygnathohippus woldegabrieli, sp. nov. (Perissodactyla, Mammalia), from the Middle Pliocene of Aramis, Ethiopia. Journal of Vertebrate Paleontology 33(6):1472-1485.